Sancti Spíritus en una sola mirada

El Centro Histórico posee elevados valores patrimoniales.La maqueta de la ciudad, una de las acciones para festejar los 500 años de esta villa.

El Centro Histórico de la ciudad de Sancti Spíritus, declarado Monumento Nacional el 10 de octubre de 1978, cabrá en una sola mirada a partir de la conformación aquí de una maqueta que incluirá, entre otras, las edificaciones más representativas de esta zona reconocida por sus altos valores patrimoniales.

La maqueta, que se construye en el contexto de los festejos por el aniversario 500 de la fundación de la villa del Espíritu Santo, formará parte de una institución expositiva y de promoción sociocultural, que devendrá entidad clave en el intercambio con el resto de las villas patrimoniales de Cuba.

Contar la historia de la ciudad a través de sus viviendas, servir de guía para el desarrollo armónico de la misma y contribuir a la conciencia urbanística de autoridades, instituciones y de los habitantes animarán las esencias del centro cultural, según el arquitecto Roberto Vitlloch Fernández, director de la Oficina de Monumentos y Sitios Históricos, adscrita al Centro Provincial de Patrimonio Cultural en Sancti Spíritus.

¿En qué fase se encuentra la confección de esta maqueta?

Empezamos por un primer cuadrante con 13 hectáreas, de las 80 que tiene el Centro Histórico. En escala de 1:500, la población espirituana podrá ver un área central donde estará incluida la Iglesia Parroquial Mayor, la Plaza de Jesús, el parque Honorato, el puente sobre el río Yayabo, una porción del río…

Estamos hablando en un inicio de un proyecto que se llama Casas de la ciudad, y es un trabajo que actualiza la ciudad espirituana, donde vamos a ver todos los techos como están, es decir, el que tiene losa de hormigón plana, de hormigón con rasilla, techo de teja inclinado. Veremos los colores de la ciudad, cómo se reflejan. Tendremos ante los ojos una ciudad en miniatura.

En estos momentos los compañeros de la Empresa de Proyectos de Ingeniería y Arquitectura No. 11, de Camagüey —con una amplia experiencia en este sentido—, trabajan intensamente para darle rápida conclusión al primer cuadrante.

¿Qué caracteriza su ejecución?

La obra está concebida principalmente de madera. Ya nosotros vimos un primer exponente donde aparece la Parroquial Mayor; a la escala en que se elabora están reflejadas hasta las copas de la torre, es una escala de muchos detalles. Por eso, se encarece la maqueta; estamos hablando de 50 000 pesos en esta primera etapa.

Tenemos pretensiones, en una segunda fase, de ampliar la maqueta. La intención es incorporarle otras 27 hectáreas, que abarca la zona de valor histórico-cultural fuera del Centro Histórico; estamos hablando de la Avenida de los Mártires hasta la Carretera Central, del paseo Jesús Menéndez hasta la terminal de trenes y del paseo Camilo Cienfuegos con la prolongación de la calle Independencia. La tercera sería ya la ciudad en su conjunto.

¿Dónde estará situada la maqueta del Centro Histórico?

Pretendemos que sea un punto central. Estamos solicitando un lugar en la calle Independencia, en el bulevar, por ser un área muy transitada.

¿Cuánta información aportará este proyecto desde el punto de vista topográfico y arquitectónico?

La concepción de la maqueta necesitó de estudios preliminares: información sobre la topografía, de cada parcela de la ciudad, del levantamiento arquitectónico… Se le tiraron fotografías a toda la ciudad espirituana. Son acciones que necesitan de la participación de arquitectos, técnicos, maquetistas. Se tienen establecido contratos con el Instituto Cubano de Geodesia y Cartografía encargado de actualizar la topografía de la zona. Se ha cambiado en mucha volumetría en cuanto a la altura de las edificaciones, donde hace 10 años había una vivienda uniplanta, ahora hay una de dos plantas.

Dichos estudios, finalmente nos darán la medida de cómo nosotros podemos regular la ciudad para controlar que este centro histórico no sea dañado por toda la carga que proporciona una ciudad del siglo XXI; no sólo me refiero a la carga poblacional —que es la más peligrosa—, sino todo lo que conlleva la situación de las redes técnicas, de alumbrado público, pavimentación, de subdivisión de edificaciones patrimoniales. Estos estudios los aprovechará la población para ver su Centro Histórico en la maqueta y nosotros como especialistas para poder dictaminar y establecer un derrotero en el plan de gestión de esta área de Sancti Spíritus de acuerdo con la situación actual.

¿Qué estrategias están concebidas para insertar la maqueta en un contexto sistemático de creación y diálogo a favor de la arquitectura, el urbanismo y la preservación del patrimonio?

Esta institución no solo ofrecerá la visión de la ciudad y su Centro Histórico; sino cómo se manifiesta su arquitectura, y colateralmente estará apoyada por una serie de exposiciones del componente de la arquitectura espirituana como rejas, barrotes, portafaroles, faroles, exposiciones fotografías. Habrá una imbricación del arte y la artesanía contemporánea espirituana como expoventa. No solo se mostrará el patrimonio edificado, también será un sitio donde la población espirituana y los visitantes, ya sean nacionales o extranjeros, pueden adquirir estos productos.

Algunas exposiciones nos revelarán un antes y un después de la ciudad, con fotos antiguas y nuevas, planos de viviendas tradicionales, de edificios emblemáticos… En este recinto también se expondrán los componentes de arqueología y de transculturación del asentamiento fundacional de Sancti Spíritus en 1514.

Este tipo de institución va a hegemonizar toda la actividad de gestión económica y de promoción sociocultural de la ciudad espirituana. Será una de las entidades básicas en el intercambio con el resto de las ciudades patrimoniales de Cuba. Pretendemos intercambiar los productos y obras de arte y artesanía espirituana con La Habana, Trinidad, Camaguey, Baracoa, Bayamo, Remedios. Se incluiría Cienfuegos y quizás Sagua la Grande, que también es Monumento Nacional.

¿Cómo insertar la comunidad en este proyecto?

Haremos un programa de desarrollo cultural que incluya las escuelas. El espíritu necesita también fortalecerse, recrearse y conocerse a sí mismo, y para ello es preciso no perder los valores culturales.

Los guías de esta maqueta serán personas con un nivel de información vasto para que sean capaces de interpretar el patrimonio en toda su magnitud y dialogar con el público. Con esta maqueta los espirituanos de una forma u otra podrán disfrutar su ciudad y conocerla aún más.

One comment

  1. Muy interesante, contribuirá a crear conciencia sobre lo que tenemos y la necesidad de cuidarlo.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.