Periódico de Sancti Spíritus

Tiroteo en Arizona mientras debaten control de armas en EE.UU.

Al menos cinco heridos dejó un tiroteo en un complejo de oficinas en el centronorte de Phoenix, capital de Arizona, justo cuando el Senado estadounidense realiza este miércoles su primera audiencia por el tema del control de armas.

La balacera se produjo en el interior de un edificio cerca de Glendale Avenue, dijeron las autoridades y, según testigos oculares, se desplegó un fuerte dispositivo de seguridad integrado por 50 autos de la policía y varios camiones de bomberos, entre otros medios.

El exastronauta Mark Kelly, esposo de la excongresista de Arizona Gabrielle Giffords, hizo alusión al incidente durante sus palabras ante el Comité Judicial de la Cámara alta que evalúa la creciente violencia armada en el país, destacó el sitio digital AZCentral.

Giffords, quien sobrevivió a un tiroteo en enero de 2011 en Tucson que dejó seis muertos, apareció de manera sorpresiva al comienzo de la sesión legislativa.

Más recuperada, pero aún con dificultades al caminar -según imágenes de la cadena CNN-, la exlegisladora exigió una urgente respuesta de los congresistas, a quienes pidió tomar medidas para evitar nuevas víctimas de actos similares.

En territorio de este norteño país se calculan que hay más de 310 millones de armas de fuego en poder de los civiles, mientras que mueren cada día por disparos de estos artefactos alrededor de 85 personas.

El presidente Barack Obama auguró fuertes debates en el Capitolio en este sentido, tras promulgar una orden ejecutiva de 23 medidas para contrarrestar el espiral violento que vive la nación.

De hecho el senador republicano de más alto rango en el Comité Judicial, Charles Grassley, saludó la discusión aunque se mostró escéptico respecto a la posibilidad de prohibir los fusiles de asalto y los cargadores de gran capacidad, algo que está dentro de las propuestas de Obama.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.