Tributos a favor del medio ambiente

La nueva ley tributaria incluye varios impuestos con un  fin regulador para el uso y conservación del medio ambiente.La nueva ley tributaria, que entró en vigor en toda Cuba a partir de enero,  aumenta los impuestos para proteger y conservar los recursos naturales.

Con la intención de proteger y conservar los recursos naturales, la nueva ley tributaria incluye algunos impuestos a favor del medio ambiente, que deberán abonar a partir de este año personas naturales y jurídicas.

“Estos tributos no tienen un fin recaudatorio, sino regulador: por ejemplo, se pagará por los vertimientos de residuales en los límites aprobados por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente como organismo rector; por el uso de los pozos, no de los que se emplean para tomar agua, sino cuando se utilizan para obtener un beneficio a través de una actividad de servicios; y por el empleo de las playas que determinó la ley”, precisó Héctor Hernández, subdirector en la provincia de la Oficina Nacional de Administración Tributaria (ONAT).

En este último caso, según lo dispuesto en la propia legislación, ni los hoteles ni los hostales ubicados en zonas de playa de la provincia se encuentran incluidos y solo se consideraron las áreas de Varadero, Cayo Largo del Sur, el este de la Habana, los cayos Las Brujas, Ensenachos y Santa María en Villa Clara, cayos Coco y Guillermo en Ciego de Ávila y la región turística de Holguín.

Por otra parte, se estableció, igualmente para personas naturales y jurídicas, el pago de impuestos por la utilización y explotación de los recursos forestales y la fauna silvestre; así como el tributo por el empleo de las aguas terrestres para quienes las capten con sus propios medios o recursos para fines técnico-productivos o para la prestación de servicios, y no con vistas a su uso doméstico.

La nueva ley tributaria, que entró en vigor en toda Cuba a partir de enero como una importante contribución para la economía cubana en estos tiempos de reajuste, incluye varios cambios y extensiones en las figuras impositivas, así como un régimen especial que se aplica por primera vez en el sector agropecuario.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *