Cumbre de Celac bajo los mejores auspicios

Hubo coincidencia entre los dignatarios presentes, acerca de la importancia y potencialidades de la cooperación entre países de la región.Los 33 países de la región latinoamericana y caribeña asistentes a la II Cumbre de Celac que sesionará hoy y mañana en La Habana debaten una agenda consensuada de casi 30 documentos.

Todavía con la emoción de los momentos vividos en la jornada del 27 de enero en tierra cubana, los presidentes y jefes de gobierno de los 33 países miembros de la Comunidad de Estados de Latinoamérica y el Caribe (Celac) —algunos llegaron en el curso del día— comenzaron hoy el debate de la amplia agenda elaborada para la reunión, cuya pieza maestra es la Declaración de La Habana, la cual será suscrita el 29 durante la segunda y última sesión del cónclave.

En el día de ayer, un grupo de mandatarios y premieres ya presentes en la patria de Martí acompañó al presidente Raúl Castro y a su homóloga brasileña Dilma Rousseff  en su visita a las obras del Puerto del Mariel, cuya primera etapa fue inaugurada por ambos en medio de parabienes mutuos por la rapidez y calidad que han caracterizado los trabajos en lo que será el mayor puerto de Cuba y uno de los mayores y más avanzados del mundo, donde radicará una zona económica especial.

Hubo coincidencia entre los dignatarios presentes, acerca de la importancia y potencialidades de la cooperación entre países de la región, en la concreción de proyectos con los que todos ganan, y allí mismo el presidente bolivariano Nicolás Maduro dio a conocer el propósito de impulsar una macro zona económica en Venezuela, en la que concurran el MERCOSUR, el  ALBA  y Petrocaribe en un macro proyecto inédito en la región por su magnitud y posibilidades.

Fue un día interminable para todos, por los contactos sostenidos y los lugares visitados, en el cual se conoció de las entrevistas de Fidel con Dilma Rousseff , la jamaicana Portia Simpson Miller y Nicolás Maduro, las actividades cumplidas  por el secretario general de la ONU, el coreano Ban ki moon en sus encuentros con el presidente Raúl Castro, el presidente de la Asamblea Nacional, Esteban Lazo Hernández y Marino Murillo, quien está al frente de la comisión estatal que se encarga del cumplimiento de los Lineamientos  Económicos y Sociales aprobados durante el VI Congreso del Partido Comunista.

Por si fuera poco, la jornada terminó ya avanzada la noche, después de participar los mandatarios presentes en la Marcha de las Antorchas, tradicional en Cuba, con motivo de cumplirse este 28 de enero el aniversario 161 del natalicio de José Martí, Héroe Nacional y Apóstol de la independencia patria, a quien rindieron tributo junto con los estudiantes capitalinos.

En resumen, han sido días muy intensos de actividades desde el sábado 25 de enero, cuando se iniciaron los trabajos preparatorios a nivel de expertos, que fue seguido el domingo por la reunión de los cancilleres del bloque.

Según declaraciones del canciller isleño, Bruno Rodríguez Parrilla y el vice titular de Exteriores, Abelardo Moreno, los trabajos previos y discusiones en torno a los asuntos a tratar en esta cita discurrieron sin mayores dificultades, predominando el espíritu de cooperación y entendimiento, lo que permitió lograr el consenso necesario a fin de ultimar detalles en los textos que ahora se abordan en el segmento de máximo nivel.

La presencia del señor Ban Ki Moon, secretario general de las Naciones Unidas y de Alicia Bárcenas, presidenta de la Comisión Económica para la América Latina (Cepal), entre otros destacados invitados contribuye a subrayar la relevancia de este encuentro que marca el mayor avance institucional hacia la concreción de los sueños de Bolívar y Martí en los últimos 200 años de historia americana.

¿Quien lo iba a decir? Cuba, esta isla caribeña bloqueada y hostilizada por más de cinco décadas por la potencia más grande de la tierra, aparece hoy ante el mundo como un faro que difumina luz y atrae las miradas de gente de todos los confines del planeta, como una prueba de su victoria contra el aislamiento, por su ejemplo de estabilidad y esperanza.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.