Periódico de Sancti Spíritus

Encuestas aseguran que popularidad de Obama se eclipsa en EE.UU.

Los números rojos salen a flote a menos de dos meses de las elecciones de medio término de Estados Unidos.Aunque las encuestas suelen ser engañosas en ocasiones, la tendencia de que los estadounidenses apoyan cada vez menos a su presidente Barack Obama se repite hoy cada vez más.

Algunos sondeos indican que el respaldo al mandatario se eclipsa y ha caído a su nivel más bajo desde la dimisión del presidente Richard Nixon en 1974 a causa del llamado caso Watergate, según reveló la encuestadora Gallup al señalar que más del 50 por ciento de los entrevistados desconfía de su gobierno.

Por su parte el diario The New York Times y la televisora CBS divulgaron este miércoles una pesquisa en la que 50 por ciento de los ciudadanos desaprueba el desempeño general de Obama.

Los números rojos salen a flote a menos de dos meses de las elecciones de medio término de Estados Unidos (programadas para el martes 4 de noviembre), donde los demócratas tendrán una dura lucha para retener el control del Senado y buscarán recuperar la Cámara de Representantes, bajo dominio republicano.

Además de que la mitad de los norteamericanos está inconforme con el trabajo de Obama, 53 por ciento no está de acuerdo con su manejo de la economía, 58 por ciento rechaza sus políticas internacionales y 50 por ciento está insatisfecho con sus estrategias contra el terrorismo.

En el actual escenario, dicen analistas, es difícil que el gobernante logre atraer los votos para los candidatos de su propio partido (demócrata) ya sea para los sufragios que se avecinan o para las presidenciales de 2016.

Según los resultados, si los comicios de mitad de mandato ocurrieran ahora mismo 45 por ciento de los electores le otorgaría su sufragio a los republicanos, mientras 39 por ciento favorecería a los demócratas.

La situación de Obama es similar a la de su antecesor George W. Bush, quien en el segundo mandato y poco antes de las elecciones intermedias tenía 56 por ciento de desaprobación.

EE.UU. no va hacia una nueva guerra en Medio Oriente, dice Obama

El presidente estadounidense, Barack Obama, trató de apaciguar los ánimos al reiterar que no involucrará al país en una nueva guerra con su anunciada estrategia para combatir al grupo radical Estado Islámico (EI) en Iraq y Siria.

Obama se apareció en la sede del Comando Central este miércoles, un día después que el jefe del Estado Mayor, general Martin Dempsey, sugiriera ante una audiencia del Comité de Servicios Armados del Senado que están dentro de las posibilidades las misiones de los soldados en el terreno.

“Usaremos nuestra fuerza aérea. Entrenaremos y equiparemos a nuestros aliados”, insistió el mandatario tras reunirse con el general Lloyd Austin, jefe del Comando Central, emplazado en el sureño estado de Florida.

Según Obama, el plan contra el EI saldrá adelante con una amplia coalición de aliados, pues subrayó -como ha dicho en ocasiones anteriores-, que Estados Unidos no puede lanzarse solo a esta lucha.

Obama expresó que “no habrá ningún refugio seguro para los terroristas que amenazan” a su país, una idea asociada a lo que dijo hace una semana en el mensaje a la nación cuando subrayó que a los yihadistas hay que atacarlos en cualquier lugar donde se encuentren.

Las palabras de Obama en MacDill Air Force Base se efectuaron previo a una votación clave en la Cámara de Representantes programada para este miércoles que autorizaría fondos para que el Pentágono entrene a los sublevados sirios.

El voto de hoy es muy específico. “No se debe confundir con ninguna autorización para ir más allá”, precisó la líder de la minoría en la Cámara baja, Nancy Pelosi.

La representante demócrata por California enfatizó que su voto no sería a favor de las tropas para ir al terreno, sino para autorizar el apoyo a la llamada oposición moderada siria.

Obama acotó también en el propio mensaje del miércoles último que para acabar con el EI ampliaría los bombardeos contra posiciones en suelo sirio, además pidió fondos para armar y entrenar a la “oposición moderada” que trata de defenestrar al presidente Bashar Al Assad.

El secretario de Defensa, Charles Hagel, dijo ayer que más de 40 naciones han expresado su voluntad de participar en una campaña internacional contra el EI y más de 30 están dispuestas a ofrecer apoyo militar.

Hagel comentó que aliados clave como Reino Unido, Francia y Australia ya han contribuido, y que otros países establecerán sus compromisos en la Asamblea General de la ONU la próxima semana.

Un artículo del diario The New York Times cuestionó a esa supuesta oposición moderada de la que se habla ahora y alertó que con su actitud Estados Unidos y occidente deambulan en un nuevo conflicto bélico en el Medio Oriente. Las autoridades de Damasco enfatizan que cualquier ataque a su territorio en nombre de la lucha antiterrorista será considerada una agresión.


Comentarios

Una respuesta to “Encuestas aseguran que popularidad de Obama se eclipsa en EE.UU.”
  1. Tiburcia Mentecata dice:

    Yo soy fan de Obama. Obama seguro, a los republicanos dale duro.


Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.