Países del ALBA rechazan ataques sistemáticos contra Venezuela

Los países del ALBA-TCP reiteraron su total apoyo al gobierno venezolano.Los países miembros de la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América rechazaron este jueves “contundentemente el ataque sistemático y programado” de los EE.UU. contra Venezuela.

A través de un comunicado el bloque regional señala que la audiencia del Comité de Relaciones Exteriores del Senado de esa nación, programada para este jueves, es un nuevo capítulo en la larga historia de ataques e injerencia imperial.

Precisa que la misma tiene “como único objetivo la desestabilización y el golpe de Estado en Venezuela, facilitando así que Estados Unidos tome el control de las riquezas energéticas de Venezuela”.

El texto indica que tras el fracaso de las manifestaciones violentas ocurridas desde febrero pasado en esta nación, “auspiciadas y financiadas por los Estados Unidos a través de sus operadores políticos en la oposición venezolana”, los enemigos de la Revolución Bolivariana intentan imponer sanciones al legítimo gobierno venezolano.

Señala que los proyectos de ley presentados por la ultra derecha cubano-americana, enemiga histórica de los procesos revolucionarios en la región, ante la Cámara de Representantes y del Senado, que se pretenden aprobar en el Congreso estadounidense, impondrían sanciones unilaterales al país, con el objetivo de derrocar al gobierno.

El texto menciona para el caso de la Cámara de Representante la HR 4587: Ley de Protección de la Democracia y Derechos Humanos y para el Senado la S. 2142: Ley de Defensa de Derechos Humanos y la Sociedad Civil en Venezuela de 2014.

Los países del ALBA-TCP -precisa el documento- rechazamos enérgicamente estas estrategias de desestabilización y reiteramos nuestro total apoyo al gobierno venezolano en momentos que enfrenta una nueva agresión del imperio.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.