Religiosos cubanos luchan por la paz y el regreso de Gerardo, Ramón y Antonio

Gerardo, Ramón y Antonio aún permanecen presos en cárceles de estados Unidos.El reverendo Pablo Odén Marichal expresó que las religiones proclaman el amor, la paz y la justicia, conceptos que enarbolaron los cinco antiterrroristas cubanos.

La lucha por la libertad de los antiterroristas cubanos que siguen encarcelados en Estados Unidos ha unido a todos los religiosos más allá de cualquier posible diferencia, afirmó el reverendo Pablo Odén Marichal.

En entrevista con Prensa Latina, Marichal, quien es coordinador de la Plataforma Interreligiosa cubana expresó que las religiones proclaman el amor, la paz y la justicia, conceptos que enarbolaron Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Antonio Guerrero, Fernando González y René González en su combate por defender la vida.

“Su lucha ha sido contra el terrorismo, que es la amenaza más grande que existe actualmente contra la paz”, subrayó el reverendo.

Por eso decidieron no sentarse a discutir diferencias “sino ponernos de acuerdo en trabajar en una tarea por la paz y por el ser humano y nos unimos en torno a este propósito común en el contexto cubano” para lograr que Hernández, Labañino y Guerrero regresen a sus hogares.

Marichal consideró que se ha prolongado por demasiado tiempo la injusticia, pues pronto se cumplirán 16 años del arresto de los Cinco en territorio estadounidense.

Durante el diálogo, también se refirió a la reciente divulgación de una carta de la Plataforma Interreligiosa que se suma al creciente clamor de la comunidad ecuménica de Estados Unidos, la cual aboga por un cambio en la política de la Casa Blanca hacia Cuba.

Recordó que la misiva, rubricada por líderes religiosos de la isla, se dio a conocer el pasado 11 de junio durante una jornada de apoyo a los Cinco celebrada en Washington DC.

Hemos hecho la propuesta al Consejo Nacional de Iglesias de Cristo en Estados Unidos y al Servicio Mundial de Iglesias -acotó- de trabajar de conjunto en temas que son comunes.

En ese sentido, enfatizó en el pedido por la eliminación del bloqueo (económico, financiero y comercial) impuesto a Cuba por el gobierno estadounidense hace más de 50 años, un reclamo que encuentra apoyo en un sector mayoritario de ese país.

Otros tópicos son, añadió, “el terrorismo y conversar para que se eliminen las barreras que separan a los dos pueblos, en un diálogo sin condicionamientos, basado en el respeto y la igualdad como ya lo ha reiterado el gobierno de Cuba”.

Marichal fue uno de los panelistas participantes ayer en un foro en internet dedicado al caso de Hernández, Labañino y Guerrero, auspiciado por la Asociación Cubana de las Naciones Unidas (ACNU) y otras organizaciones de la sociedad civil.

El foro “los queremos en casa ya” se realizó la víspera de este 26 de junio, declarado por la Asamblea General de la ONU el 12 de diciembre de 1997 como Día Internacional en apoyo a las víctimas de la tortura.

Internautas de diversos países, entre los que destacaron la presencia de residentes en Italia, Suiza y Brasil, se interesaron por aspectos vinculados a la facultad del presidente estadounidense Barack Obama para liberar a los tres luchadores cubanos que guardan prisión todavía.

Asimismo, abordaron la necesidad de incrementar la presión política enfilada a Washington mediante un creciente movimiento de solidaridad.

Para Graciela Ramírez, coordinadora del Comité Internacional por la Libertad de esos hombres, contra los Cinco en general se aplicó una forma de tortura sutil durante todos estos años, que se extendió no solo a ellos sino también a sus familias.

En el foro interactivo online respondieron preguntas igualmente Ailí y Laura, dos de las hijas de Ramón Labañino.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.