Compañía de teatro infantil La Colmenita se presenta en Sancti Spíritus

Esta fiesta infantil podrá ser disfrutada por los niños del territorio este miércoles y jueves a las tres de la tarde en el Teatro Principalsancti spiritus, cuba, compañia infantil, la colmenita

La afamada compañía cubana de teatro infantil La Colmenita ha regresado por estos días a Sancti Spíritus con la presentación de un espectáculo de lujo: una versión bien contemporánea del texto “Sueños y cuentos de la niña mala”, del escritor espirituano Julio Llanes, justo en el año del centenario del maestro Raúl Ferrer.

Según informó a la prensa el Departamento de Promoción de la Dirección Provincial de Cultura y Arte, con la dirección artística de Carlos Alberto Cremata, esta fiesta infantil podrá ser disfrutada por los niños del territorio este miércoles y jueves a las tres de la tarde en el Teatro Principal.

Los pequeños visitantes ya sostuvieron el pasado domingo en la sede de la Unión Nacional de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) del territorio un encuentro con grupos artísticos infantiles de la provincia.

En tanto, lunes y martes se trasladaron hacia el norteño municipio de Yaguajay, donde ofrecieron una presentación en la comunidad Obdulio Morales —justo donde impartió sus clases y creó su escuela de magisterio Raúl Ferrer—; y otra en el cine de la cabecera municipal. En ese territorio también sostuvieron un intercambio con sus homólogos aquí, los niños protagonistas de La Colmenita de Jarahueca.

La compañía cubana de teatro infantil La Colmenita, embajadora de buena voluntad de la UNICEF, surgió a inicios de la década de 1990, de la mano de Carlos Cremata y su madre Iraida Malberti, que en ese tiempo llevaban las riendas de una serie televisiva llamada Cuando yo sea grande.

Según reza en los anales de la compañía, los protagonistas de ese programa se convirtieron en los primeros niños que formaron La Colmenita, quien por primera vez ofreció una función teatral en abril de 1994 en el Teatro “Karl Marx”: una versión de Meñique.

Después le sucedieron los estrenos de Humanoides, Fábula de un país de cera, una versión del Decamerón y espectáculos infantiles como El gato con botas, La niña de las nieves y Ricitos de oro y los tres ositos, los cuales confirmaron enseguida la profesionalidad del colectivo infantil que enseguida cautivó a los niños cubanos.

Con actuaciones lo mismo en salas de la capital del país que en parajes bien remotos de la geografía nacional, La Colmenita también se consagró con el Festival Nacional de la Canción Infantil Cantándole al Sol, que agrupa a niños talentos de todo el país.

Entre sus espectáculos más memorables se recuerdan además el Gran Musical Infantil La cucarachita Martina, Señor Arcoiris con Liuba María Hevia, El Concertazzo de La Colmenita, donde interactuaron con el Conjunto Vocal “Sampling”, el conocido cantante Rojitas, entre otros.

Debido a la gran demanda para integrar La Colmenita, comenzaron a nacer desde mediados de los años 90 otros talleres que multiplicaban su quehacer por distintos lugares de la isla: La colmenita de Alamar, de Santa Clara y la espirituana de Jarahueca.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.