¿Principio del fin del barro? (+ fotos)

Directores y trabajadores sostienen que no será el principio del fin del barro.La Empresa Provincial de Producción de Materiales de la Construcción intenta diversificar las producciones locales con la introducción en el mercado de nuevos surtidos.

Aunque a muchos les parecía imposible, atrás quedaron los giros, casi siempre sin brújula, que solo encontraban el camino de la ineficiencia. Lejos están también los cerca de dos lustros con pérdidas que hicieron tambalear el esquema financiero de una empresa que era necesario subsidiar para no declararla oficialmente en bancarrota.

Y corren otros tiempos y, aun cuando la tecnología es la misma, el incremento de las principales producciones que experimenta la Empresa Provincial de Producción de Materiales de la Construcción (Promac), inalcanzables hace poco, está a tono con los cambios de la economía que exigen producir con calidad, eficiencia y estabilidad.

“Después de ser líder de la cerámica roja en el territorio, el hecho de diversificar las producciones y encarar nuevas formas de gestión con productores individuales trajo la metamorfosis esperada en una la entidad que actualmente exhibe producciones que en valores se acerca a los 6  millones de pesos, y utilidades por encima de los 570 000 pesos, dividendos respaldados por el incremento en la fabricación de surtidos, como mosaicos y bloques”, confirma a Escambray  Noel Cardoso Núñez, director de esa empresa espirituana.

CUANTAPROPISTAS EN LOS PATIOS

El aporte de los cuentapropistas ha incrementado considerablemente la producción de bloques. La llamada también Empresa Productora del Poder Popular en los últimos tiempos no ha escatimado iniciativas; buena parte del incremento de la cantidad de bloques y mosaicos se debe al aporte de los cuentapropistas, un nuevo modo de hacer que muestra resultados.

“A partir de las posibilidades existentes se han contratado trabajadores para que laboren a domicilio utilizando sus propios talleres.  A ellos les suministramos la materia prima y además se les paga un salario a fin de que tributen esas producciones a las tiendas de Comercio para su venta a la población”, precisó el directivo

En un rincón del callejón de La Ford, en la cabecera provincial, después de una pequeña entrada cualquiera se da de bruces con un rastro de materiales con todas las de la ley, con la única diferencia de que se trata de un gran complejo donde no se vende, y los surtidos se fabrican in situ.

Cada mañana Yumar Rodríguez Araque se levanta con una idea nueva rondándole la cabeza. Todo empezó hace dos años cuando en calidad de cuentapropista se le ocurrió elaborar pequeñas cosas y algún que otro bloque junto a losas de patio.

“Poco a poco hemos desarrollado lo que hacemos y, como todo negocio que comienza, con el tiempo se han incrementado las ganancias, ya que incorporamos las viguetas y tabletas para cubiertas”.

Más allá, buscando los beneficios del sol, descansa una pila de ladrillos sui géneris, otra de las grandes ideas de Yumar y su docena de operarios “Son ladrillos ecológicos, pues no van al horno y se fabrican con polvo de piedra, arena de mina, hidrato de cal y mínima cantidad de cemento, con una pieza hueca que permite poner bajantes para poner interruptores o tomacorrientes y, además, tienen la ventaja de que se colocan sin usar cemento”, explica al tiempo que muestra una pequeña habitación fabricada por él mismo.

POR ENCIMA DE LOS RÉCORDS

Ni siquiera en los mejores tiempos, cuando la extracción, carga y tiro del barro no era un problema, se soñaba con altas producciones en una empresa que, aunque diseñada para liderar las materiales locales, abarcaba un gran número de insumos de barro. A juicio de Yausmel Echemendía, subdirector de producción, la realidad cambió completamente.

En el tejar Camilo Cienfuegos se mantiene la producción de ladrillos. “En el 2014 los principales surtidos tuvieron un crecimiento notable que rompió todos los récords de producción histórica de esta empresa. En los mosaicos se logró duplicar el plan hasta alcanzar las 647 800 unidades, algo que no se alcanzó ni en la década de los 80, cuando no escaseaban los recursos. Algo similar pasó con el bloque, y de igual manera se sobrecumplió en otros surtidos como la cal y la pintura”.

La presencia en las unidades comerciales de viguetas y tabletas, tanques para agua y losas hexagonales, entre otros renglones, tiene mucho que ver con la apertura hacia nuevas producciones alejadas de la tradicional cerámica. “Mantenemos el barro, pero entramos de lleno en el hormigón, sobre todo con los bloques”, apunta Noel.

El 2015 comenzó por todo lo alto, con un plan que crece un 20 por ciento en relación con el del año precedente; sin embargo, al director de la entidad le parece algo conservador.

“Es un pronóstico moderado que pensamos sobrecumplir ya que se prevé un aumento de las capacidades productivas para poder introducir nuevos surtidos, entre ellos las losas de canal, losas de hormigón para techos y baldosas. De igual manera se debe recibir algún equipamiento para comenzar a producir áridos, entre ellos 14 molinos de mandíbula y de martillos”, acota Cardoso.

Directores y trabajadores sostienen que no será el principio del fin del barro; pero, a tono con los cambios en la política económica y social del país, Promac busca otros horizontes en sus aspiraciones de responder al compromiso contraído con la construcción de viviendas por esfuerzo propio. También intenta insertarse en un mercado con fuerte demanda y lograr la solvencia de un sistema financiero que garantice la permanencia de todas las producciones locales sin depender de las grandes industrias.

One comment

  1. Dice el párrafo en cuestión:”Cada mañana Yumar Rodríguez Araque se levanta con una idea nueva rondándole la cabeza. Todo empezó hace dos años cuando en calidad de cuentapropista se le ocurrió elaborar pequeñas cosas y algún que otro bloque junto a losas de patio”. En honor a la verdad algunas de las ideas pertenecen al arquitecto Alexei Calzadilla, patrocinador de un proyecto denominado ECOLADRILLOS, al cual ni se menciona en este trabajo.La idea sumamente interesante no ha encotrado todos los escios que merece.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.