Boxeo: Cuba doma a Turquía en Serie Mundial

Los Domadores de Cuba dieron este viernes una impresionate exhibición en la VI Serie Mundial de boxeo, al barrer en los cinco combates pactados a los Conquistadores de Turquía

Esta representó la segunda barrida por 5-0 de Cuba sobre Turquía en la presente Serie Mundial. (Foto ACN)
Esta representó la segunda barrida por 5-0 de Cuba sobre Turquía en la presente Serie Mundial. (Foto ACN)

En la primera pelea del cartel, escenificado en el Coliseo de la Ciudad Deportiva de esta capital, Santiago Amador derrotó a Tolgahan Ozturk en la división de 48 kilogramos.

Acto seguido, en 56, el monarca mundial juvenil de 2014, Javier Ibáñez, aniquiló a Nuretin Ovat, por fulminante KO en el tercer asalto.

Solo minutos después, el ligero-welter Yasniel Toledo aventajó por decisión unánime de los jueces a Yakup Sener, y dejó las escena lista para el momento más espectacular de la velada.

El clímax de la serie corrió a cargo del 75 kilogramos Arlen López, quien tumbó, en el segundo asalto, a Evren Tibukoglu con una certera y poderosa combinación de golpes.

Frank Sánchez, en los 91, se encargó de redondear la barrida al vencer sin objeciones a Seyka Keser, a priori el mejor boxeador de la escuadra turca.

Esta representó la segunda barrida por 5-0 de Cuba sobre Turquía en la presente Serie Mundial, tras la consumada semanas atrás en Estambul.

Luego de este resultado, Cuba ascendió momentáneamente a la cima del grupo A de la Serie Mundial, con 10 puntos, aunque los Otomans de Ucrania (9) reclamarán mañana esa posición, cuando enfrenten al débil elenco de los Dragones de China.

Hasta ahora, los Domadores han ganado tres enfrentamientos y caído en uno, mientras los Otomans marchan invictos en tres presentaciones, incluida una contra los cubanos.

De hecho, según los especialistas, el duelo pactado para el 31 de marzo en La Habana entre los Domadores y los Otomans definirá el líder del distrito A de esta VI Serie Mundial de boxeo.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.