Canciller cubano inaugura reunión extraordinaria de la AEC

El titular de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez, inauguró este tres de junio la VIII Reunión Extraordinaria del Consejo de Ministros de la Asociación de Estados del Caribe (AEC)

cuba, aec, asociacion de estados del caribe, bruno rodriguez
Bruno Rodríguez expresó la necesidad de consolidar a América Latina y el Caribe como zona de paz. (Foto: ACN)

Rodríguez destacó el complejo escenario para la región y el mundo en el cual se realiza el encuentro y mencionó entre otras amenazas para el desarrollo del área, el efecto del cambio climático especialmente para las naciones insulares del Caribe y la contraofensiva contra gobiernos progresistas de la región.

Expresó la necesidad de consolidar a América Latina y el Caribe cono zona de paz, en consonancia con la declaración emanada de la II Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, celebrada en Cuba en 2014.

Ese acuerdo, dijo, constituye una ejemplar y práctica guía de conducta para asegurar la unidad, la concordia, la estabilidad y la paz en la región.

El Ministro afirmó que la AEC experimentó un fortalecimiento durante los últimos cuatro años, gracias al aporte de sus 25 estados miembros plenos y la cooperación de los asociados, así como de los países observadores y las organizaciones que participan en este mecanismo integrador.

La AEC, aseguró, continuará trabajando en el propósito de impulsar el desarrollo, la paz, la supervivencia y el bienestar de los pueblos del área.

En la jornada de este viernes los cancilleres de la AEC evaluarán los documentos negociados ayer por los altos funcionarios en una reunión que se desarrolló bajo un amplio espíritu de negociación.

Mañana tendrá lugar en el Palacio de la Revolución (sede del Ejecutivo cubano) el segmento de jefes de Estado y/o Gobierno de las naciones miembros de la asociación.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.