La novedad de Condado

Alta aceptación popular tiene en la comunidad y los alrededores el funcionamiento del Mercado Ideal El Turquino

mercado condado
La regulación de la venta por cantidades permite extender el alcance de los productos. (Foto: Vicente Brito)

La apertura hace alrededor de dos meses del Mercado Ideal El Turquino “es lo mejor que se ha hecho en la historia de Condado”. La afirmación de Arnaldo Fonseca Pérez, presidente del Consejo Popular, suena tremendista, pero el solo hecho de ver que los lugareños tienen al alcance de unos pasos alimentos y otros renglones de alta demanda ayuda a entender el significado del establecimiento para esos habitantes.

Único de su tipo que funciona fuera de las cabeceras municipales y la provincial, la génesis del mercado estuvo en el planteamiento por despacho de un elector, explica el presidente del Consejo Popular y precisa que se instaló en el local que anteriormente hacía funciones de restaurante, el cual tenía un bajo nivel de servicio.

Raúl Santilé Naranjo, administrador de la instalación, habla primero de los trabajos constructivos para adaptar el local a las condiciones de mercado, los cuales se asumieron con la participación comunitaria, algo habitual en un poblado con reconocido desempeño integral en la interrelación entre los habitantes y las estructuras socioeconómicas.

“Hemos regulado la venta, no es lo establecido para este tipo de mercado, pero así ayudamos a la población, evitamos el acaparamiento y muchas más personas acceden a los productos, algunos muy demandados como arroz, cárnicos, galletas, refrescos, azúcar y otros”, manifiesta el administrador.

Para ilustrar la validez de la medida expone un ejemplo: “El arroz de 5 pesos lo vendemos hasta 20 libras por persona, el de marzo se acabó el día 30”.

El lugareño Jorge Luis Núñez califica la apertura del mercado como una de las mejores cosas que le han ocurrido a Condado y agrega que el beneficio no es solo para los que viven allí, sino también para todos los asentamientos de esta zona montañosa.

“Imagínate si es útil –comenta Jorge Luis— que antes esos mismos productos, si los quería comer, había que comprárselos a los merolicos a precios altos o irte a buscarlos a Trinidad; todo lo que te pueda decir de esta comodidad que tenemos ahora es poco”.

One comment

  1. Yo espero cuando balla a comprar ya no haya esa cola. ???

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.