¿Provenimos del perro?

Esta pregunta está presente en cada obra de la muestra del joven artista espirituano de la plástica Ángel Luis Méndez Montagne

La muestra Y sin embargo muevo la cola…, se exhibe en la Galería de arte Oscar Fernández Morera. (Foto: Lisandra Gómez)
La muestra Y sin embargo muevo la cola…, se exhibe en la Galería de arte Oscar Fernández Morera. (Foto: Lisandra Gómez)

Diferentes técnicas y estilos, resultado de diez años de trabajo del joven creador Ángel Luis Méndez Montagne convidan a reflexionar, desde el énfasis como estrategia, el parecido de los seres humanos con el perro.

La propuesta llega en el conjunto de grandes piezas de su muestra Y sin embargo muevo la cola…, que se exhibe en la Galería de arte Oscar Fernández Morera de la ciudad de Sancti Spíritus.

En la sala expositiva de esa institución se conjugan pinturas al óleo, acrílico sobre lienzo, dibujos, instalaciones y video arte que buscan interrogar en el interior de quienes disfrutan de las grandes piezas cómo de una forma subconsciente el ser humano es hijo de una desobediencia reprimida.

Más allá de un tema poco abordado, Ángel Luis Méndez Montagne, mediante 10 obras y con el talento de su invitado Miguel Ángel Valdivia con dos piezas, aglutina evidencias de su carrera profesional que ha transitado desde el trabajo con chatarra, el expresionismo y dibujos desenfadados.

Hasta la propia inauguración de la exposición tuvo el carácter fresco y espontaneo, que distingue su labor como profesional, al involucrar a cada uno de los asistentes a la muestra para que se colocaran una máscara a semejanza de un rostro de perro y de esa forma surrealista cuestionar el verdadero origen de los seres humanos.

Ángel Luis Méndez Montagne ha sido uno de los jóvenes artistas de las artes plásticas con mayor reconocimiento, tanto dentro y fuera, del territorio espirituano.

Sus obras han sido expuestas en importantes salones de la capital del país, así como en galerías en el extranjero, donde siempre se ha distinguido por mostrar ideas poco convencionales y de cierta forma revolucionarias, según el contexto al que pertenece.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.