Periódico de Sancti Spíritus

Rayos X digital: otra película

Las imágenes se pueden analizar desde cualquier computadora conectada a la red hospitalaria. (Foto: Vicente Brito)

La digitalización de este servicio permite obtener una imagen de mayor calidad sin necesidad de revelar película alguna

Con la instalación de un Rayos X digital —que no es más que un moderno equipo conectado a una computadora— el servicio de Imaginología, del Hospital General Provincial Camilo Cienfuegos, no solo ha podido incrementar el número de pacientes atendidos cada día, sino que ha logrado ampliar diagnósticos y abaratar los costos de dicho estudio radiográfico.

Mas, para la doctora Amelia González Martín, especialista de segundo grado en Imaginología y jefa de ese departamento en la mencionada institución hospitalaria, la mayor ventaja radica en la calidad de la imagen capturada.

“Esta digitalización nos permite hacer el diagnóstico en aquellos casos donde nos era imposible con el Rayos X convencional —asegura la también jefa del grupo provincial de la especialidad—, por ejemplo, en ocasiones, se nos dificultaba ver, en pacientes obesas, la columna vertebral y otras estructuras y eso ahora se logra. Además, todo es en formato digital; por tanto, no se encarecen los costos hospitalarios y esa es una de las importancias de este equipo: el ahorro tan grande de películas, que ya hoy no tener un formato determinado no es una limitante, como antes, para realizar un estudio”.

Este equipo, único de su tipo en la instalación, se destina, fundamentalmente, para los Rayos X de tórax de los pacientes hospitalizados y los de consulta externa, para los estudios contrastados del tubo digestivo —como son los tránsitos intestinales—, los urogramas descendentes y las histerosalpingografías, entre otros.

“Se hace con mucha rapidez y sin necesidad de revelar una película, que algunos de esos exámenes requieren de varias placas por el método convencional, y ahora al momento se va siguiendo por los médicos, porque la imagen la tenemos en la computadora”, sostiene González Martín.

Tal observación inmediata no es posible para los imaginólogos, pues al estar conectados en red, las imágenes pasan del equipo al servidor central y de ahí a las computadoras existentes en las salas de cada servicio e, incluso, quienes accedan a la wifi hospitalaria la pueden ver también en sus móviles.  

“Eso permite compartir los criterios de cada uno de los colegas y dar un mejor diagnóstico para los pacientes —asegura la galena—; además quienes lo deseen se pueden llevar su estudio para la casa en un disco o en una memoria”.

A pesar de tales avances, según la especialista, sería oportuno disponer de equipos similares para otros sitios como cuerpo de guardia y para la realización de exámenes a pacientes con fracturas ortopédicas que requieren evaluarse con periodicidad. En proyectos, al menos, existe la intención de comprar nuevos aparatos para próximamente digitalizar todos los servicios.

El novel Rayos X digital ha venido a engrosar una tecnología que se ha ido modernizando de a poco, toda vez que el hospital ya dispone de un novedoso ultrasonido, un telecomando y un tomógrafo multicorte.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.