Un evento en su madurez

Los productos audiovisuales de realizadores y cineclubistas espirituanos revelan peculiaridades del contexto nacional

sancti spiritus, cineclubes
El encuentro con la actriz Laura de la Uz y el fotógrafo Héctor Garrido resultó muy emotivo. (Foto: Lisandra Gómez/ Escambray)

Las historias que viven día a día, los hechos que estremecen o, sencillamente, transforman el entorno son captados por el ojo inquieto detrás del lente. Nace así una secuencia que resguarda pasado y presente; un documento audiovisual revelador para futuras generaciones de lo que somos hoy.

Bajo esa premisa, realizadores y cineclubistas espirituanos laboran incesantemente. Muchas veces, sin las condiciones técnicas idóneas y todas las herramientas teóricas, pero con la voluntad necesaria para reflejar plano a plano la realidad que los rodea.

Con estas cartas credenciales los creadores asistieron a La cuarta villa, XIV Evento Provincial de Cineclubes y otros realizadores audiovisuales, donde se proyectó el quehacer representativo de ese movimiento artístico en todos los municipios del territorio.

La cita cultural no solo incluyó casi una treintena de materiales, divididos en las categorías en concurso: creación y apreciación; sino que apostó por la superación profesional de quienes de forma empírica se adentran en el séptimo arte y las propuestas de finísimas exposiciones de las artes plásticas: 24 por segundo, de un colectivo de autores, en la sede de la Oficina del Conservador, y Cuba iluminada, de Héctor Garrido, en la Galería de Arte Oscar Fernández Morera, de la ciudad del Yayabo.

A pesar de constituir un programa diverso y atractivo, otra vez no encontró muchos más asistentes que los propios participantes a la cita.

Tras varios días de intercambio, Yony Llanes Rodríguez, vicepresidente primero de la Federación Nacional de Cineclubes de Cuba, reconoció la valía de los documentales, cortos, videoclips y spots que reflejan las particularidades de sus comunidades.

“Como organización no gubernamental, aspiramos a que no se queden solo en estos espacios, sino que podamos incidir en sus proyecciones a nivel nacional e internacional”, explicó.

A su juicio, tanto este encuentro espirituano como los que se realizan en otras partes del país, además de enriquecer los conocimientos de quienes apuestan por el mundo de las cámaras, luces y micrófonos, incide en la formación de los públicos, principalmente el infantil y el juvenil.

“Ya existe un interés del Centro Provincial de Cine en Sancti Spíritus para que este evento tenga un alcance nacional y eso es algo que podemos apoyar, pues hemos constatado una madurez en su realización”, añadió.

Eduardo Hernández Alfonso, profesor de la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas, quien tuvo a su cargo la impartición del taller El documental audiovisual: consumo, procesamiento y análisis, significó la trascendencia de este evento para dotar de herramientas a los cineclubistas.

Por ello, Luis Ernesto Paz, otro profesional villaclareño, alertó sobre el divorcio que existe en la creación audiovisual entre las propuestas de los artistas y los intereses de los públicos.

“Mientras esto siga ocurriendo, las audiencias se resistirán a consumir esas propuestas y entonces no tendrán sentido las creaciones”, consideró.

No obstante, el realizador Sergio Benvenuto Solás, quien anunció en Sancti Spíritus de la proyección del filme Lucía de forma restaurada en el venidero XXXIX Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano, aplaudió cómo los cineclubistas aglutinan esfuerzos para salvaguardar materiales patrimoniales y logran sacar a la luz lo que grandes productoras, por múltiples intereses, no son capaces de captar.

Además del análisis teórico, La cuarta villa, XIV Evento Provincial de Cineclubes y otros realizadores audiovisuales reservó entre sus platos fuertes un conversatorio con la actriz Laura de la Uz y el fotógrafo Héctor Garrido, quienes compartieron criterios sobre cómo desde el arte se debe educar a la sociedad, a fin de lograr la tan anhelada equidad entre los géneros.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.