Escambray: avatares de un sueño (+fotos)

sancti spiritus, cuba, faure chomon, directorio revolucionario 13 de marzo, escambray espirituano, ernesto che guevara
Combatientes del DR-13-M en el Instituto de Segunda Enseñanza de Sancti Spíritus.

La apertura de un frente guerrillero en el Escambray en febrero de 1958 fue muestra de la evolución política y táctico-estratégica del Directorio Revolucionario 13 de Marzo

 

Enrique Villegas, un hombre extraordinario

 

Enero 25 de 1958: la noticia de la muerte en el Escambray de Enrique Villegas Martínez, organizador principal del frente guerrillero que el Directorio Revolucionario 13 de Marzo venía preparando en esa cordillera montañosa del centro de Cuba, cayó como un balde de agua fría sobre los principales dirigentes de la organización que, bajo las órdenes de Faure Chomón Mediavilla, su secretario general, se aprestaban en Estados Unidos para regresar a la isla en una expedición armada.

Todo esto ocurría en medio de una dura lucha con elementos politiqueros que respondían al expresidente Carlos Prío, los cuales habían logrado captar a través de la llamada Organización Auténtica (OA), a dirigentes del Directorio, entre ellos Eloy Gutiérrez Menoyo, quien había sido puesto al frente por Chomón del núcleo inicial de la guerrilla en el lomerío del centro-oeste villareño, así como también Armando Fleites y Jesús Carreras, entre otros.

A cambio de dinero robado por el propio Prío durante sus años en la presidencia, que sirvió para comprar algunas armas, el exmandatario quería controlar al Directorio desde su dorado retiro en Miami, y utilizarlo para sus fines egoístas de recuperar un poder que, en su momento, no supo o no quiso ejercer a favor de las grandes mayorías y tampoco defender cuando Batista lo expulsó mediante un golpe de estado el 10 de marzo de 1952.

Como fue reconocido públicamente por Faure y Humberto Castelló, otra figura prominente del Directorio, la caída de Villeguita aceleró la salida de la expedición, pero antes, el 28 de enero de 1958, en un acto político de homenaje al Apóstol en la plaza Bayfront Park, en Biscaine Boulevard, Chomón, fustigó duramente —sin señalarla por su nombre—  a esa lacra, lo que provocó fuertes discusiones allí mismo con algunos de sus exponentes.

El Secretario General del DR-13-M habló de la necesidad de unidad, pero no con aquellos elementos, sino con la juventud revolucionaria: “…la única capaz de sacar a la Patria de la tiranía y salvarla a la vez de los delincuentes de la vieja política”. Quedaba claro la firme voluntad de cumplir lo postulado por el líder máximo del Movimiento 26 de Julio, Fidel Castro, y del Directorio, José Antonio Echeverría, en la conocida Carta de México.

sancti spiritus, cuba, faure chomon, directorio revolucionario 13 de marzo, escambray espirituano, ernesto che guevara, fidel castro
En el origen del frente guerrillero del Directorio figura la Carta de México, suscrita por Fidel Castro y José Antonio Echeverría.

POR LA ESTELA DEL GRANMA

Pasados tres días del acto en honor a José Martí en su 104 aniversario y después de cuidadosos preparativos, salía de Miami Beach rumbo a Cuba vía Las Bahamas, el yate Scapade con 15 personas a bordo, encabezadas por Faure Chomón Mediavilla, de los que 13 desembarcan el 8 de febrero por Nuevitas, costa norte de Camagüey, con el apoyo del aparato clandestino de la organización en esa provincia.

Bajo estrictas medidas de seguridad y compartimentación, las armas y pertrechos y los hombres fueron trasladados en un camión y varios automóviles hacia el lomerío de Guamuhaya, con escala en Jatibonico, bajo la guía de prácticos del Directorio. En esa población los esperaban Horacio “Piro” Abreu —quien sustituyó a Villegas cuando este subió al Escambray—, el placeteño Antonio “Tony” Santiago, Cayuco Fariñas y otros tres espirituanos miembros de la red  del Directorio en Sancti Spíritus.

En la villa del Yayabo se unieron a la caravana, Ramón Pando Ferrer, responsable del 13 de Marzo en Las Villas, y Clodomira Acosta Ferrals, mensajera de Fidel en la Sierra Maestra, quien portaba un mensaje para los combatientes del Escambray. Según Enrique Rodríguez Loeches en su libro Bajando del Escambray, “Pando partió en un carro con las compañeras María Josefa Suárez y Ana Lidia Brizuela. La primera, con Gladis Brizuela y otros compañeros, había hecho el chequeo de la ruta que unía a Sancti Spíitus con Trinidad. La vía estaba franca de enemigos y la caravana continuó su curso.

“Tres kilómetros antes de llegar al cuartel de Banao, el camión se detuvo al borde del camino. Rápidamente un compañero situó detrás un farol rojo: allí nos esperaba un grupo de alzados. El vehículo se atravesó (…) en la vía, custodiado por varios combatientes; su cama se inclinó hacia atrás, dejando correr la arena. Inmediatamente un hormiguero de rebeldes comenzó a desembarcar las armas, mientras Pando le decía a María Josefa: ‘Son las nueve. Ven a buscarme a las doce de la noche’”.

El importante alijo, compuesto por 50 carabinas italianas, cinco subametralladoras, 17 000  tiros para ese armamento, equipos de comunicación, mochilas y casas de campaña, fue trasladado al campamento de El Cacahual, a donde llegaron al amanecer del 14 de febrero. Allí se efectuó la primera reunión para discutir la táctica y estrategia a seguir y dar a conocer el primer manifiesto del frente guerrillero.

sancti spiritus, cuba, faure chomon, directorio revolucionario 13 de marzo, escambray espirituano, ernesto che guevara
El Che, tercero a la izquierda, y sus hombres fueron acogidos como hermanos por los combatientes del Directorio.

BÉLICO RECIBIMIENTO

A las pocas horas llegó al lugar una tropa enemiga y se produjo el primer combate del destacamento rebelde con saldo de un soldado herido. Ante este hecho, los rebeldes deciden internarse en el Escambray, donde el 19 de febrero chocan de nuevo con fuerzas del ejército en la finca La Diana y les causan más de 20 bajas entre muertos y heridos.

Aun así y decidido a eliminar el foco guerrillero antes de que lograra consolidarse, el mando enemigo envía sus soldados en una nueva ofensiva contra el lomerío y se combate en Charco Azul, Gavilanes, Manantiales, Pico Tuerto, Méyer, Central Soledad y en otros puntos.

Sin embargo, y en contraste con el éxito de las acciones militares, la jefatura del Directorio, con Chomón al frente, experimentó desde el principio los sinsabores de la traición, porque, como escribió el propio Faure: “Al llegar a las montañas espirituanas, lejos de ser recibidos como hermanos que venían con armas y hombres a reforzar la guerrilla, la bienvenida fue fría y hostil”.

Frente a estos hechos y un cúmulo de irregularidades de Eloy Gutiérrez Menoyo y sus más cercanos seguidores, Faure Chomón, en su calidad de secretario general del Directorio, convocó en julio de 1958 una reunión en la cual fustigó duramente a impostores y usurpadores, a raíz de lo cual los renegados fueron expulsados de la organización y formaron un grupo aparte que se apropió del nombre de II Frente Nacional del Escambray.

Se dio el caso de que el grupo sedicioso conservó mayor cantidad de efectivos y medios de guerra que el Directorio Revolucionario 13 de Marzo, el cual quedó reducido a una plantilla de entre 30 y 35 integrantes. Sin embargo, lejos de amilanarse por ello, la Dirección del Frente decidió iniciar acciones continuadas que se tradujeron en el fortalecimiento de la moral combativa, que siempre fue alta, y en la incorporación de nuevos combatientes. A merced de ello, el enemigo fue expulsado de Guamuhaya.

Cuando 10 semanas después de aquel triste y pernicioso divorcio en las filas de la guerrilla llegan el  Che y su tropa al Escambray, a pesar de sufrir también las invectivas y obstrucciones de los sectarios, encuentran en el Directorio Revolucionario un vigoroso aliado que luchará codo a codo junto con ellos hasta la victoria radiante del Primero de Enero de 1959.

sancti spiritus, cuba, faure chomon, directorio revolucionario 13 de marzo, escambray espirituano, ernesto che guevara
Faure condujo a tierra cubana una de las expediciones más afortunadas de la guerra.

(*) El fracaso del asalto al Palacio Presidencial el 13 de marzo de 1957, seguido en abril por la masacre de Humbold 7 y la pérdida de sus mejores cuadros, decidió al Directorio a optar por la lucha guerrillera, tal como le había aconsejado Fidel Castro.

(**) Esta expedición constituyó un éxito total, pues no se perdió ni una vida ni una bala durante su ejecución. Además del Scapade, se utilizan los yates San Rafael y Yaloven, con el que desembarcan por Nuevitas.

(***) No obstante la secesión, el DR-13-M tuvo hasta casi finalizada la guerra una mayor organización e influencia que otros movimientos en la región de Sancti Spíritus.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.