Higiene aclara: en Sancti Spíritus hay dengue, pero no fallecidos

El Centro Provincial de Higiene, Epidemiología y Microbiología (CPHEM) esclarece que, aunque se reportan casos graves debido a esta enfermedad, hasta el momento nadie ha muerto por esa causa

sancti spiritus, higiene y epidemiologia, aedes aegypti
La fumigación sigue siendo una de las vías para erradicar el Aedes. (Foto: Carlos Luis Sotolongo)

Que el mosquito se ha posado y pica en Sancti Spíritus, que la provincia se mantiene en alerta por alto riesgo epidemiológico, que el dengue hoy no es un catarro común, que —aunque son la minoría— algunos espirituanos han padecido y padecen dengue hemorrágico… no es pura alharaca mediática.

Cuando la pasada semana Escambray volvía a hurgar sobre el tema se confirmaba que existen casos graves y se sospechaba, desde los especialistas hasta la vox pópuli, que un vecino de Los Olivos había fallecido a causa de esta enfermedad.

Con los resultados de los estudios realizados en el Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí (IPK) a dicho paciente, el CPHEM ahora esclarece: el dengue no ha matado a nadie en Sancti Spíritus.

Lo sostiene la doctora Yurien Negrín Calvo, vicedirectora de Epidemiología del CPHEM: “Específicamente sobre el fallecido que tuvimos en días pasados y que pudiera haber estado relacionado con el diagnóstico de dengue, llegaron los resultados. Todos los estudios que se hicieron en el IPK fueron negativos; o sea, que la causa no fue dengue, la persona falleció por otras causas -que se determinarán por anatomía patológica-, pero nuestro Instituto confirma que no fue por un dengue hemorrágico.

“Sí han existido casos que se nos han complicado, que han estado en la unidad de cuidados intensivos e intermedios y que han tenido manifestaciones de algunas de las complicaciones. En nuestra provincia no contamos con ningún fallecido por dengue, los casos que se han agravado son mínimos y son muy pocos los que están confirmados con esta enfermedad”.

Según revelaba el director provincial de Salud este miércoles en el Consejo de la Administración Provincial, de más de medio centenar de muestras tomadas en 15 días y enviadas al IPK, solo en una veintena de casos se ha corroborado que es dengue. 

Más allá de las cifras —que han sido superiores en otros años—, lo verdaderamente preocupante es la gravedad. Tanto, que entre las complicaciones más frecuentes que han padecido las personas —fundamentalmente residentes en el municipio cabecera y en Trinidad— Negrín Calvo señala la disminución marcada de las plaquetas, el sangramiento gingival, una mayor intensidad del sangrado menstrual, la presencia de líquidos en determinadas cavidades, así como vómitos, diarreas y dolor abdominal. 

Pese a que, de acuerdo con las autoridades sanitarias, el panorama del territorio no es como para sobresaltarse, se mantiene la alerta por alto riesgo epidemiológico, sobre todo —al decir de la especialista—, por los elevados índices de infestación del Aedes aegypti y la compleja situación de territorios vecinos.

“La provincia hoy no cuenta con una trasmisión de dengue demostrada —afirma la vicedirectora—. Hasta el momento no hay ninguna alarma para la población, lo fundamental es que sean disciplinados en el control del vector y que podamos acceder a todas las acciones que hoy hace el sistema de Salud y las organizaciones políticas y de masas para evitar la procreación del mosquito y que haya trasmisión”.  

2 comentarios

  1. Buenos días, hay que ser claro y preciso en estos casos. Si se descarta la muerte por dengue hemorrágico hay que informar a la población y a la familia, para que no quede duda, la verdadera causa de muerte. También hay que seguir trabajando en la higienización de las comunidades. En Cabaiguán eso es un desastre, hay vertederos y brote de aguas blancas y negras en multiples localizaciones. Es un trabajo coordinado de varias instituciones que están para eso como salud y comunales. Estos últimos hacen lo que pueden, hasta exponiendo su salud porque los he visto recogiendo desechos con implementos improvisados y muy rusticos, lo que evidencia que a parte de la baja percepción del riesgo no se han destinado todos los recursos tecnológicos para que se pueda hacer el trabajo con la calidad necesaria sin poner en riesgo la salud de los trabajadores. Hay muchos vertederos en varios lugares, no solo de Cabaiguán sino en casi toda la provincia que favorecen estas y otras enfermedades, que surjen debido a que el gobierno no ha creado las condiciones para la recolección de desechos. Es un trabajo de todos pero el Estado tiene el dinero y los recursos para propiciar las condiciones para prevenir y; la población de contribuir y apoyar dicho esfuerzo. Saquen ustedes sus propias conclusiones. Saludos a todos lo lectores.

  2. Si el caso de los olivos no fallecio por causa del dengue hemorrágico entonces cual fue su causa de muerte? por qué entonces la fumigación intensiva realizada luego de la muerte en la zona donde recidía el fallecido si la causa no fue dengue? no podemos seguir con el secretismo y la frase “(…) que la causa no fue dengue, la persona falleció por otras causas (…)” no ayuda en nada, aclaren las causas del fallecimiento y así las personas no seguirán comentando que fue por el dengue.

Responder a OJO Cancelar respuesta

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.