Raúl Castro: Cuba en Revolución (+fotos) – Escambray

Raúl Castro: Cuba en Revolución (+fotos)

Durante sus funciones como presidente cubano, el General de Ejército Raúl Castro Ruz emprendió la actualización del modelo económico y social para rejuvenecer el proyecto del país que soñamos

cuba, raul castro, partido comunista de cuba, revolucion cubana, ejercito rebelde
Raúl mantuvo al tanto a Fidel de las transformaciones en curso. (Foto: ACN)

Durante sus funciones como presidente cubano, el General de Ejército Raúl Castro Ruz emprendió la actualización del modelo económico y social para rejuvenecer el proyecto del país que soñamos

El fango de los pantanos se volvió costra dura sobre la ropa de los expedicionarios. Con zumbidos de moscones, la aviación enemiga vagaba en busca del rumbo de la tropa guerrillera, recién llegada a Cuba. El yate Granma había encallado en una punta de manglar en Los Cayuelos, a dos kilómetros de la playa Las Coloradas, el 2 de diciembre de 1956. Por tierra, el Ejército batistiano hundía las narices en cada escondrijo de aquella esquina de Oriente.

En tales circunstancias, Fidel Castro orientó guardar silencio absoluto durante el avance de la fuerza rebelde, que en ese momento solo tenía ojos para la Sierra Maestra. Cuando el Comandante oyó que su orden había sido violada en el pelotón de la retaguardia, dirigido por Raúl, no titubeó: dispuso que su hermano entregara la jefatura a Ramiro Valdés, el segundo al mando. Ciertamente, como aparece en el libro Raúl Castro, un hombre en Revolución, de Nikolai S. Leonov, el incidente había sucedido en el grupo de Juan Almeida, quien asumió su responsabilidad ante el hecho. Sin embargo, la posición tajante de Fidel desdibujaba cualquier asomo de concesión hacia el hermano.

“(…) en nuestra Revolución el criterio que se impone y se impondrá siempre es el mérito, y jamás ninguna consideración de tipo de amistad o de familia”, advertiría Fidel años más tarde en la clausura del Primer Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC) en diciembre de 1975, cuando Raúl fue reelecto para segundo secretario del Comité Central.

“(…) en nuestra Revolución el criterio que se impone y se impondrá siempre es el mérito, y jamás ninguna consideración de tipo de amistad o de familia”, advertiría Fidel años más tarde en la clausura del Primer Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC) en diciembre de 1975, cuando Raúl fue reelecto para segundo secretario del Comité Central.

cuba, raul castro, partido comunista de cuba, biran
La casa natal de Fidel y Raúl en Birán es visitada anualmente por centenares de personas.

Ambos nacieron en Birán, Oriente, entre cedros y naranjales, plantados por su padre. Cada uno cinceló su historia, que, a fin de cuentas, es la misma. La relación familiar apenas sirvió para que Fidel enrolara a su hermano en una épica inédita para Cuba. Como los demás combatientes, en la Granjita Siboney Raúl supo del asalto al Cuartel Moncada, horas antes de la acción bélica; allí conoció que su misión y la de otros cinco jóvenes era tomar el Palacio de Justicia y apoyar con el fuego a la fuerza principal, encabezada por Fidel.

Pero el factor sorpresa se fue a bolina el 26 de julio de 1953. Ante la ausencia de liderazgo del jefe de su grupo, Raúl ordenó la retirada de la Audiencia santiaguera; al bajar en el ascensor del edificio, percibió que una patrulla enemiga arrestaría a sus compañeros en ese instante. Sin pensarlo, se arrojó sobre el sargento y le arrebató la pistola.

—¡Al piso!, ¡al piso!, conminó al suboficial y a la soldadesca batistiana. Así, de combatiente de fila, Raúl devino jefe, como escribió Nikolai Leonov.

cuba, raul castro, partido comunista de cuba, fidel castro
Fidel Castro, Raúl Castro, Juan Almeida y otros asaltantes al Moncada al salir del Presidio Modelo el 15 de mayo de 1955.

LA ASUNCIÓN

31 de julio del 2006. El Noticiero Nacional de Televisión ofrece sus informaciones y reportajes de rutina. Que ahora el secretario personal de Fidel esté en pantalla sí es noticia. A través de la Proclama al pueblo de Cuba que lee su ayudante, el líder histórico de la Revolución informa acerca de su quebrantada salud y delega provisionalmente sus cargos en la dirección del Partido, como Comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas Revolucionarias y como Presidente del Consejo de Estado y del Gobierno en el Primer Vicepresidente, Raúl Castro Ruz.

“A mí no me eligieron presidente para restaurar el Capitalismo en Cuba, ni para entregar la Revolución”, sostendría Raúl al ser electo al frente de los Consejos de Estado y de Ministros en la Asamblea Nacional del Poder Popular el 24 de febrero del 2008.

Los agoreros cebaron las especulaciones: supuesta parálisis del país, transición en marcha… “A mí no me eligieron presidente para restaurar el Capitalismo en Cuba, ni para entregar la Revolución”, sostendría Raúl al ser electo al frente de los Consejos de Estado y de Ministros en la Asamblea Nacional del Poder Popular el 24 de febrero del 2008.

Ese día, el nuevo jefe de Estado le solicitó al Parlamento que se le permitiera seguir consultándole al compañero Fidel “las decisiones de especial trascendencia para el futuro de la nación, sobre todo las vinculadas a la defensa, la política exterior y el desarrollo socioeconómico del país”.

Por tanto, el líder histórico no permanecería distante a lo por venir: ajustes, transformaciones, cambios dentro de la continuidad del proyecto socioeconómico cubano, desmarcados de las recetas neoliberales y las terapias de choque.

cuba, raul castro, partido comunista de cuba, fidel castro
En la Proclama al pueblo de Cuba del 31 de julio de 2006, Fidel delegó provisionalmente sus responsabilidades en Raúl Castro.

Para quienes se sintieron o aún se sienten reos de la incertidumbre, Escambray apela a un análisis del politólogo argentino Atilio Borón en torno al Socialismo del siglo XXI: “El absurdo de anatemizar cualquier reforma como una herejía o una traición al socialismo —entendido este como un credo inalterable no solo en el plano de los principios, lo que está bien, sino también en el de los proyectos históricos, lo que está mal—, salta a la vista, porque significaría la consagración de un suicida inmovilismo, la negación de la capacidad de autocorrección de los errores y una renuncia al aprendizaje colectivo, condiciones imprescindibles para el permanente perfeccionamiento del Socialismo”.

En ese perfil reflexivo y para forjar el consenso nacional acerca de los rasgos que debían caracterizar la actualización del modelo económico y social que se propondría Cuba, en la antesala del VI Congreso del PCC, celebrado en abril del 2011, aconteció el debate del Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución, “una suerte de referéndum popular respecto a la profundidad, alcance y ritmo de los cambios” que se debían introducir, como expuso Raúl, y cuya ausencia del voto unánime le imprimió mayor credibilidad a la discusión. En abril del 2016, el VII Congreso de la organización política actualizó estos Lineamientos, refrendados después por la Asamblea Nacional del Poder Popular.

AL COMPÁS DE LA REALIDAD

Los Lineamientos no son el sombrero de copa del mago; sino la cartografía de hoy y perspectiva de Cuba, donde la propiedad socialista de todo el pueblo sobre los medios fundamentales de producción continuará siendo la forma principal de la economía nacional, sin dejar de reconocer la existencia de la propiedad cooperativa, mixta y privada.

A esta última, la dirección del país sugirió no estigmatizarla, debido a la necesidad de descargar al Estado de actividades no determinantes en el desarrollo. Por el tufillo que pudieran expeler a Capitalismo, en las formas de gestión no estatales no se admitirá la concentración de la propiedad y la riqueza.

cuba, raul castro, trabajo por cuenta propia
Más de 26 300 espirituanos ejercen el trabajo por cuenta propia. (Foto: Vicente Brito/ Escambray).

La ampliación y flexibilización del trabajo por cuenta propia en septiembre del 2010 marcó el ascenso de esta variante de empleo, que beneficia en la actualidad a alrededor de 26 300 espirituanos y a más de medio millón de cubanos, cuyas aportaciones están regidas por la Ley No. 113 Del Sistema Tributario, dictada en el 2012, a tenor del nuevo escenario económico y social del país.

En ese contexto, en el 2014 el Parlamento cubano suscribió la Ley No. 118 Ley de la Inversión Extranjera, la cual, por un lado, brinda incentivos y seguridad jurídica a los inversionistas y, por otro, constituye fuente relevante para el desarrollo y escudo para preservar la soberanía nacional, la protección del medio ambiente y el uso racional de los recursos naturales.

Con algo más de cuatro años de creada, la Zona Especial de Desarrollo Mariel cuenta con la presencia de 16 naciones, incluida Cuba, y persiste en sus propósitos de sustituir importaciones, incrementar las ventas en el mercado internacional y crear nuevas fuentes de empleo, todo ello en articulación con la economía interna, como lo ha reseñado el diario Granma.

Con miras a oxigenar nuestra achacosa economía agropecuaria, en el 2008 recibió el visto bueno el Decreto-Ley No. 259 que autorizó la entrega de tierras estatales ociosas en usufructo para personas naturales y jurídicas, una de las sugerencias más recurrentes en el debate del discurso de Raúl pronunciado en el Acto Nacional por el 26 de Julio en Camagüey en el 2007.

cuba, raul castro, tierras en usufructo, agricultura
La entrega de tierras ociosas en usufructo ha elevado las producciones en Sancti Spíritus. (Foto: José Luis Camellón/ Escambray)

Porque el surco y la realidad dictan la última palabra, en el 2012 Raúl estampó su firma en el Decreto-Ley No. 300, el cual aseguró la continuidad y la sostenibilidad de las tierras concedidas en usufructo. En el 2017 —cuando el Ministerio de la Agricultura registraba alrededor de 1 917 000 hectáreas entregadas por el referido concepto desde el 2008—, el Consejo de Ministros aprobó modificaciones en esta política, que incluyó como causa para extinguir el usufructo la utilización de financiamientos ilícitos y así evitar el lavado de activos. Los cambios pretenden, además, incentivar las producciones para que, en definitiva, al cubano no le cueste tan caro llevarse un plato de comida a la boca.

El General de Ejército ha insistido en que “cualquier incremento de salarios o descenso de precios, para que sea real, solo puede provenir de una mayor y más eficiente producción o prestación de servicios que permita disponer de más ingresos”.

El General de Ejército ha insistido en que “cualquier incremento de salarios o descenso de precios, para que sea real, solo puede provenir de una mayor y más eficiente producción o prestación de servicios que permita disponer de más ingresos”.

Como lo ha valorado Raúl, los salarios y pensiones continúan siendo insuficientes para satisfacer las necesidades básicas de la familia. Si bien el salario medio experimentó un crecimiento en el período 2010-2015 en la Salud Pública, la Inversión Extranjera, la esfera del Deporte y en el sector empresarial; “no ha sido posible extender a la mayoría de las actividades presupuestadas los incrementos salariales previstos en la política aprobada”, según el Informe Central al VII Congreso del Partido.

Ese documento recoge el avance del proceso de perfeccionamiento de los organismos de la Administración Central del Estado y entidades nacionales, que ha derivado en la extinción de unos, así como la fusión y la implantación de otros. “Tenemos que hacer más eficiente la gestión de nuestro Gobierno”, subrayó el Presidente cubano al tomar posesión en el 2008.

En agosto del 2009, los medios de comunicación informaban que, como parte de la institucionalización del país, la Asamblea Nacional había dispuesto la creación de la Contraloría General de la República de Cuba, con el fin de velar por la transparente administración del patrimonio público, así como de prevenir y luchar contra la corrupción, de cuyos nocivos efectos había alertado Fidel en la Universidad de La Habana en el 2005.

Para que los Lineamientos tomen cuerpo, las autoridades cubanas habían validado 130 nuevas políticas hasta las sesiones del VII Congreso del PCC. No obstante, como reflexionaba Raúl en esa propia cita, la puesta en práctica de las regulaciones jurídicas y su asimilación habían dilatado la implantación de estas.

Casi un año después, se anunció la política de informatización de la sociedad, de amplio espectro, constatada en el aumento del acceso de los cubanos a Internet, cuyo mejoramiento y extensión están supeditados a las posibilidades económicas del país.

cuba, raul castro, wifi, internet, informatizacion de la sociedad, partido comunista de cuba
Hasta el poblado montañoso de El Pedrero, Fomento, llegó el servicio WiFi. (Foto: Rosanyela Cabrera/ Escambray)

Del 2006 a la fecha, cobraron vida la política relacionada con el envejecimiento poblacional, el experimento de las cooperativas no agropecuarias y el Plan de Estado para el enfrentamiento al cambio climático (Tarea Vida); se emprendieron, además, el reordenamiento de la red escolar —posibilitó disminuir la cantidad de centros y alrededor de 250 000 alumnos internos—, así como la reorganización, compactación y regionalización de los servicios de Salud Pública.

“Las transformaciones realizadas en el reordenamiento de estos sectores —comentó Raúl en el VII Congreso del Partido Comunista de Cuba—, a pesar de las quejas e incomprensiones iniciales que fueron debidamente esclarecidas o realizados los ajustes requeridos, han contribuido a elevar la calidad de los citados servicios con un menor costo presupuestario”.

“Las transformaciones realizadas en el reordenamiento de estos sectores —comentó Raúl en el VII Congreso del Partido Comunista de Cuba—, a pesar de las quejas e incomprensiones iniciales que fueron debidamente esclarecidas o realizados los ajustes requeridos, han contribuido a elevar la calidad de los citados servicios con un menor costo presupuestario”.

En la mencionada etapa, la Asamblea Nacional refrendó la Ley sobre el uso del nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz (2016), Ley No. 116 Código de Trabajo (2013), Ley No. 115 Ley de Navegación Marítima, Fluvial y Lacustre (2013), Ley No. 109 Código de Seguridad Vial (2010), Ley No. 106 Ley del Sistema Nacional de Museos de la República de Cuba (2009) y la Ley No. 105 Ley de la Seguridad Social (2008).

Durante el período no se dejó de ponerle pensamiento a la eliminación de la dualidad monetaria y cambiaria (CUP y CUC), que, si bien no resolverá de la noche a la mañana las distorsiones estructurales de la economía cubana, representará un impulso esencial para progresar en el resto de los empeños de la actualización del modelo socioeconómico.

PROHIBIR LO PROHIBIDO

Para José Martí, quien escribió los mejores versos sobre la montura de un caballo mambí, “debe hacerse en cada momento lo que en cada momento es necesario”.

En más de una oportunidad, el General de Ejército habló del exceso de prohibiciones y regulaciones —no pocas de estas derogadas ya—; pero, como suscribiera el propio dirigente, “muchas de ellas tuvieron como único objetivo evitar el surgimiento de nuevas desigualdades, en un momento de escasez generalizada, incluso a costa de dejar de percibir ciertos ingresos”.

Entre las decisiones con significativa acogida pueden citarse los cambios introducidos en la política migratoria en el 2013, 2016 y 2017 para facilitar los viajes desde y hacia la Isla de los cubanos y fortalecer la relación con su emigración. Los antecedentes de estos reajustes datan del encuentro sostenido con la emigración en 1978, liderado por Fidel e impulsado luego por Raúl.

cuba, raul castro, partido comunista de cuba, ilegalidades, compraventa de viviendas
La prohibición de la compraventa de viviendas generó no pocas ilegalidades. (Foto: Osvaldo Gutiérrez/ ACN)

Si alguna prohibición escondía un hormiguero de ilegalidades y delitos tras bambalinas, era la compraventa de viviendas, a la postre, una de las razones que condujo a promulgar en el 2011 el Decreto-Ley No. 288 Modificativo de la Ley General de la Vivienda, ante la necesidad de contribuir a la solución del problema habitacional y de flexibilizar limitaciones en los actos de transmisión de propiedad de los inmuebles. A la luz de los hechos y para corregir deficiencias en los marcos legales implementados, en el 2014 aparecieron otras medidas dirigidas a evitar las declaraciones por debajo del valor de las casas y el encubrimiento de adquisiciones a través de donaciones con el interés de evadir los impuestos.

La prohibición de la compraventa de autos entre particulares, que también generaba maromas y cambalaches entre los interesados, voló en pedazos en el 2011; dos años más tarde, el Estado extendió la comercialización de vehículos; sin embargo, la medida evidenció poca aceptación, motivado por los altos precios.

SIN CONCESIONES

Detrás, las fotos de Gómez, Martí y Maceo, colgadas sobre la pared revestida de madera. A la izquierda, la imagen de José Luis Tasende, aún con vida, posterior al asalto al Moncada. En el mismo centro de la cámara de la Televisión Cubana, el hombre que cuando la lucha guerrillera despuntaba en la Sierra Maestra, redactó un testamento donde nombró como única heredera a Temis Tasende, hija de su amigo, asesinado por los esbirros.

Al filo del mediodía del 17 de diciembre del 2014, Cuba se estremeció. Desde su despacho, Raúl anunciaba oficialmente: “Como prometió Fidel, en junio del 2001, cuando dijo: ¡Volverán!, arribaron hoy a nuestra Patria, Gerardo, Ramón y Antonio”.

Al filo del mediodía del 17 de diciembre del 2014, Cuba se estremeció. Desde su despacho, Raúl anunciaba oficialmente: “Como prometió Fidel, en junio del 2001, cuando dijo: ¡Volverán!, arribaron hoy a nuestra Patria, Gerardo, Ramón y Antonio”.

Más adelante, ofreció otra noticia que conmovió a la opinión pública mundial: Cuba había acordado restablecer las relaciones diplomáticas con el Gobierno de Estados Unidos, hecho concretado el 20 de julio del 2015; la visita de Barack Obama a La Habana al año siguiente acentuaría el deshielo. La historia más reciente de esos vínculos no es menos conocida: Donald Trump optó por la senda opuesta a la de quien fuera el primer mandatario negro de EE. UU.

cuba, raul castro, partido comunista de cuba, fidel castro
Por más de 11 años, Raúl Castro dirigió el destino de Cuba. (Foto: ACN)

Desde que fungió como jefe de Estado de modo interino en el 2006 y luego, en el 2008, investido en ese cargo por el Parlamento, el General de Ejército no subastó ningún principio; sabedor de que el liderazgo de Fidel era irrepetible, dirigió el país a su forma; promovió el diálogo y la unidad. Nunca dejó de ser rebelde.

Quizás al asumir la dirección del país, haya experimentado aquella sensación en plena Sierra Maestra, cuando Fidel le dio la misión de comandar una columna y organizar un frente guerrillero. Según palabras de Efigenio Ameijeiras, Raúl comentó: “(…) me siento como un niño que se ha desprendido del padre y ha echado a andar”.

cuba, raul castro, fidel castro, ejercito rebelde, revolucion cubana, sierra maestra, partido comunista de cuba
El líder histórico de la Revolución cubana le encomendó a Raúl Castro la formación de un frente guerrillero.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.