Once espirituano defiende su clasificación

Después de una gran remontada que lo coló en zona de clasificación, al once espirituano que interviene en la 104 Liga Nacional de Fútbol solo le queda defender a ultranza la posición que lo puede llevar a la próxima fase del torneo.

El equipo tiene a favor su juventud y entrega en el terreno.
El equipo tiene a favor su juventud y entrega en el terreno.

Después de una gran remontada que lo coló en zona de clasificación, al once espirituano que interviene en la 104 Liga Nacional de Fútbol solo le queda defender a ultranza la posición que lo puede llevar a la próxima fase del torneo.

De ahí la importancia que cobran las dos fechas restantes de la fase regular. La primera exigencia será este sábado cuando los ahijados de Yunielis Castillo se midan con el actual bicampeón nacional Santiago de Cuba, ya clasificado.

Están obligados a ganar para no ceder en su ubicación actual, pues se encuentran en el cuarto-quinto puesto con 16 puntos, abrazados con Camagüey, que rivalizará con el débil Holguín, pero, de hecho, aún cinco equipos de la zona tienen opciones de alcanzar los dos boletos por repartir, tal como lo dice la tabla: Santiago Cuba, 24 puntos; Guantánamo, 23; Granma, 17; Sancti Spíritus y Camagüey, 16; Ciego, 15, y Las Tunas, 12, aún tienen opciones. Solo Holguín, con 7 unidades, está eliminado.

Por eso quizás haya que esperar hasta la última fecha, el miércoles cuando reciban a Granma en sus predios del terreno de la pista de atletismo. “Lo más importante es ganar, porque los demás aspirantes van a intentar lo mismo, pero tenemos la ventaja de ser el equipo con mejor gol average, de hecho, somos el elenco que menos goles permite con siete, en tanto hemos anotado 10”, dice el director técnico espirituano.

En la fecha más reciente los espirituanos volvieron a dar la sorpresa al ganar 1-0 al fuerte equipo de Guantánamo, este con boleto también asegurado para la siguiente fase. Tal como ocurrió en el pasado campeonato, cuando consiguieron el boleto en las últimas jornadas, Castillo confía en sus muchachos: “Es un equipo joven que tiene en contra la falta de experiencia, pero a favor la entrega en el terreno y el ímpetu de salir adelante en cada partido, por eso tenemos que usar mucho la psicología para que no decaiga ese ritmo, ¡ah!, algo importante, no confiarnos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *