Periódico de Sancti Spíritus

Bandera cubana ya ondea en Villa Olímpica

Al compás de una alegre ceremonia de izamiento de banderas, Cuba y Ecuador izaron esate jueves sus pabellones nacionales en la Villa Olímpica de los Juegos de Londres-2012, a pocas horas de la inauguración de las justas.

Estamos listos desde el punto de vista de preparación física y trabajamos al detalle para profundizar el aspecto psicológico y la concentración de los atletas, declaró Christian Jiménez, presidente del Instituto Cubano de Deportes Recreación (INDER).

Jiménez subrayó que las condiciones de la Villa londinense son excelentes, el sistema de clasificación permite determinar con más visibilidad las potencialidades y predomina la confianza en actuaciones descollantes.

Un ambiente de fiesta matizado por las emblemáticas Bycicle Race y We are the champions del desaparecido Freddie Mercury con el grupo Queen, dieron el toque humano al colorido espectáculo que protagoniza una compañía británica de teatro.

Nos sentimos felices de participar en los XXX Juegos Olímpicos de verano y con grandes deseos de registrar buenas actuaciones con la mayor delegación de Ecuador de la historia, dijo Tonny Montoya, director de prensa de la comitiva suramericana.

Alberto Juantorena, vicepresidente del INDER y doble campeón olímpico de Montreal-76 en 400 y 800 metros planos, comentó que la hora de la verdad se acerca. Ahora no queda otra cosa que soltar la piel en las competencias, salir a darlo todo, apostilló.

Se mantuvo cauteloso respecto a las perspectivas de la delegación de la isla caribeña y en especial de su deporte, el atletismo. Aquí llegamos al nivel máximo, no se pude pedir otra cosa que la entrega y el esfuerzo, acotó.

Los boxeadores cubanos Yasnier Toledo (60) -subcampeón del orbe- y José Larduet (91 kilos), bronce mundial, apuntaron a Prensa Latina del entusiasmo que predomina en el colectivo, deseoso de recuperar el calificativo de buque insignia del deporte cubano.

Toledo aparece entre los favoritos a discutir el título olímpico, mientras el espigado Larduet es un joven de apenas 22 años en pleno ascenso.

En la misma línea se manifestó la judoca Yanet Bermoy, medalla de plata en la Olimpiada de Beijing-2008 en los 48 kilogramos y luego oro en su nueva división de 52 kilos en los Panamericanos de Guadalajara-2011.

Después del mundial de París el pasado año, por suerte se dio un proceso gradual de mejoría y creo haber llegado a Londres con posibilidades de ir por el oro, el sueño de todo deportista, aunque hay rivales duras de Japón y Rusia básicamente, reflexionó.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.