Periódico de Sancti Spíritus

Cuba: Nueva forma de gestión cooperativa

La pesca figura entre los sectores en los que tendrán incidencia las cooperativas. Autoridades cubanas destacaron este miércoles el alcance de un decreto ley que establece de forma gradual y experimental la creación de cooperativas no agropecuarias, acorde con la actualización del modelo económico del país.

En rueda de prensa, Rubén Toledo, miembro del Grupo del Modelo Gestión, explicó las normativas y disposiciones que regulan esta forma de gestión no estatal, contenida en cinco normas jurídicas.

Toledo refirió que en esta primera fase se establecerán 230 cooperativas, aunque la cifra podría aumentar gradualmente, en la medida que esta experiencia se consolide.

El funcionario afirmó que las cooperativas, como recoge el decreto ley, se constituirían voluntariamente sobre la base del aporte de bienes y derechos y se sustenta en el trabajo de sus socios.

La norma sostiene que el objetivo general de estas formas de propiedad es la producción de bienes y la prestación de servicios mediante la gestión colectiva, para la satisfacción del interés social y el de los socios.

Asimismo, abundó que las cooperativas tendrán personalidad jurídica y patrimonio propio, sustentándose en principios de voluntariedad, cooperación y ayuda mutua, decisión colectiva e igualdad de derechos de los socios, entre otros.

Por otra parte, Alfonso Regalado, jefe del grupo de otras políticas sectoriales, precisó que las cooperativas a constituirse abarcarán sectores como el transporte, la gastronomía, la pesca y los servicios personales y domésticos.

A ello se añaden la recuperación de materias primas, la producción de materiales y construcción, así como tres servicios profesionales; traducción, informática y contabilidad. A su turno, Johana Odriozola, directora jurídica del Ministerio de Economía y Planificación, abordó lo relacionado al proceso de licitación que se implementará para estas nuevas formas de gestión, lo cual constituye una novedad en el país.

Al respecto, Odriozola manifestó que la transparencia y la seguridad caracterizarán este proceder abierto, en consonancia con los estándares a nivel internacional.

Uno de los objetivos que persiguen las nuevas cooperativas es que sus socios sean quienes fundamentalmente trabajen en ella, por lo que las regulaciones establecen límites para la contratación temporal de fuerza de trabajo.

Según la normativa, las personas naturales para ser socios de una cooperativa deberán tener más de 18 años de edad, ser residentes permanentes en el país y estar aptos para realizar labores productivas o de servicios.

A la rueda de prensa asistieron, además, Vladimir Regueiro, director de Ingresos del citado ministerio, así como Bárbara López, directora jurídica del Instituto Nacional de Seguridad Social.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.