Culminan reparación del ramal ferroviario Trinidad-Méyer

Las principales afectaciones de dicho ramal estuvieron relacionadas con el arrastre del terraplén de la vía.Entre los trabajos realizados sobresalieron el riego y acopio de balastro y el vertimiento de material de relleno.

¡Y se hizo la luz! Bien pudo ser esta la expresión de los trinitarios desde que en el mes de agosto del presente año volvió a brindar sus servicios el ramal ferroviario Trinidad-Méyer, después de la reparación a la que fue sometido por parte de fuerzas conjuntas de la Empresa de Vías, Obras y Construcciones del municipio de Placetas, de la provincia Villa Clara, y brigadas del Ministerio de la Construcción (MICONS) de Sancti Spíritus, a raíz de la incidencia de las intensas lluvias que azotaron al territorio espirituano en mayo pasado.

Según informó a Escambray Mariesky Rodríguez Álvarez, directora adjunta de Ferrocarriles en Sancti Spíritus, entre los trabajos realizados estuvieron el riego y el acopio de balastro, procedente de la arenera de Algaba, para calzar y alinear la vía en el tramo Manaca-Méyer.

“También se laboró en la alcantarilla del kilómetro 17,7 de Maguas, con el vertimiento de material de relleno para lograr el paso entre la cabecera municipal trinitaria y la comunidad de Manaca”, puntualizó.

Otras fuerzas del MICONS espirituano reconstruyeron simultáneamente el vial de acceso a dicha alcantarilla para posibilitar la transportación por carretera de los equipos constructivos necesarios.

De acuerdo con la propia fuente, previo a estas labores fue concluida la reparación de la alcantarilla de Casilda en el kilómetro 1,7 por miembros de la citada empresa perteneciente al territorio villaclareño.

Las lluvias del pasado mes de mayo provocaron afectaciones en 12 puntos diferentes de este ramal trinitario, motivadas fundamentalmente por el arrastre del terraplén de la vía.

Con la puesta en marcha nuevamente de este vial ferroviario, de 33 kilómetros de extensión, se beneficia la transportación de los pasajeros que habitan en los asentamientos de Manaca, Condado, Méyer y otros lugares aledaños, así como la circulación del tren turístico que transita desde Trinidad hasta la hacienda Guachinango, en el sureño municipio espirituano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *