Periódico de Sancti Spíritus

Aumenta popularidad de primer ministro ruso

Vladimir Putin.La popularidad del primer ministro ruso, Vladimir Putin, aumentó de 51 por ciento, en diciembre pasado, a 58 a principios de este mes, informó este lunes el Centro Ruso de Estudios de la Opinión Pública (Vtsiom).
Especialistas rusos destacan que el lapso entre los mencionados resultados, coincidió con la celebración en Moscú de dos manifestaciones multitudinarias convocadas por la oposición fuera de la Duma (cámara baja) para demandar una limpieza de los comicios.

Sin embargo, después de la pérdida de la mayoría absoluta en la Duma del gobernante partido Rusia Unida (RU) y las referidas demostraciones, paradójicamente, se incrementa al nivel nacional, la confianza en el jefe de Gobierno.

Al mismo tiempo, el Vtsiom señaló que las intenciones de voto a favor de Putin en los comicios presidenciales del 4 de marzo venidero aumentaron de 42 por ciento, a mediados de diciembre último, a 48 en la primera semana de este mes.

El director del Centro de Informaciones Políticas de Rusia, Alexei Mujin, señala que después de dejar pasar “dos goles” (el resultado del RU en las parlamentarias y las protestas), Putin despliega una intenso proselitismo en el interior del país.

La campaña presidencial del jefe de Gobierno se basa, sobre todo, en la labor del Frente Patriótico de Toda Rusia, creado en agosto pasado y que incluye a más de un centenar de organizaciones sociales y sindicales con mandatos en la Duma.

Algunos medios de prensa ponen en duda aquí las teorías desarrolladas por la oposición de una casi segura segunda ronda electoral, aunque por el momento los sondeos hablan de lo contrario.

En las elecciones presidenciales del 2000, Putin llegó al 53 por ciento de los votos, pese a ser un político con apenas unos meses al frente del país, y en 2004 alcanzó 71,2 puntos porcentuales.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.