Atribuyen a Posada Carriles planes contra presidente venezolano

Cabello adelantó que los planes tienen su origen en Miami y estructuran alrdedor de Posada Carriles.El presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela, Diosdado Cabello, atribuyó al terrorista Luis Posada Carriles vínculos con los planes de asesinato contra Nicolás Maduro.

En declaraciones a la prensa, señaló que en los mismos interviene una gran estructura conformada alrededor del connotado terrorista.

Cabello adelantó que los planes tienen su origen en Miami (Estados Unidos) y con conexión en Colombia, donde intervienen cubanos radicados hace años en territorio norteamericano y que mantienen contactos con venezolanos.

En el caso de la vecina nación, mencionó en específico al expresidente Alvaro Uribe, figura ligada al narcotráfico y al paramilitarismo, además, de principal asesor de la oposición de este país.

El dirigente parlamentario se refirió también a una incursión de mas de 400 hombres en el estado Zulia, con una operación el 24 de julio que “se contrarrestó por algunas medidas que tomamos”.

Indicó que al frente de las operaciones está el empresario Eduardo Macaya Alvarez, nacido en Cuba y dueño de negocios de bienes raíces, con un extenso prontuario de participación en organizaciones terroristas como Omega 7 y CORU.

Este señor es el que está al frente de las operaciones para el asesinato de Maduro, añadió Cabello al indicar que disponen de fondos recaudados por 2,5 millones de dólares.

Asimismo, adelantó que este miércoles a través del canal multinacional Telesur el ministro de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez, ofrecerá detalles de estos planes.

Con esto quiero alertar al país, escuchen lo que va a decir Rodríguez Torres, porque los planes para eliminar físicamente a Maduro están en marcha, subrayó.

Denuncian planes de magnicidio contra presidente venezolano

El ministro venezolano de Relaciones Interiores, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez, denunció este miércoles planes fraguados desde el exterior para desestabilizar el escenario político de este país sudamericano y asesinar al presidente Nicolás Maduro.

Durante una entrevista con la multiestatal Telesur, Rodríguez señaló que la estrategia inicial era la desestabilización pero luego se cambió a la opción del magnicidio tras la victoria electoral de Maduro y su establecimiento al frente del gobierno.

El funcionario sostuvo que a la altura de abril estuvieron vinculados en estas actividades conspirativas el expresidente colombiano Álvaro Uribe; Roberto Micheletti, exmandatario de facto de Honduras, y un delegado de Luis Posada Carriles, autor intelectual confeso de la voladura en 1976 de un avión civil cubano.

Según la Operación Carpeta Amarilla de la inteligencia venezolana, se han realizado durante los últimos meses varias reuniones en sitios como Bogotá, Medellín, Panamá y Miami.

Indicó Rodríguez que se concibió un plan de magnicidio contra Maduro con un presupuesto de dos millones y medio de dólares para compra de armas y otros elementos.

También se refirió a un proyecto para penetrar las fronteras venezolanas con 800 hombres desmovilizados de grupos paramilitares colombianos; de ellos 400 actuarían en Caracas y el resto en el estado de Zulia.

El objetivo -apuntó- consistía en crear el caos generalizado en la nación a través de métodos como el asesinato selectivo.

Igualmente, Rodríguez aludió a la intención de asesinar a otras altas autoridades del país.

Mencionó entre los participantes en estos planes a un ciudadano de nombre Eduardo Macaya -del Frente Anticomunista de Miami-, quien sería el enlace directo con Posada Carriles, y de otro de apelativo “Julio”, integrante de la organización Comando F4, y un empresario cubano de nombre Many.

Rodríguez manifestó que no puede afirmarse que la extrema derecha venezolana participen en estos proyectos, pero hizo notar que algunos de sus dirigentes sí mantienen una relación cercana con Uribe.

De igual modo, sostuvo que acciones de este tipo podrían estarse fraguando contra otras naciones de la región como Bolivia y Ecuador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *