El escabroso camino de la unificación monetaria

El CUC al igual que el CUP son monedas cubanas emitidas por el Banco Central de Cuba y mantendrán su total respaldo.La erradicación de la doble moneda en Cuba, una medida necesaria para el estado y la familia.

 

Cuba: Consejo de Ministros acuerda iniciar proceso por la unificación monetaria

Todos los caminos conducen a Roma, es un viejo axioma muy popular que pudiera en este momento cobrar protagonismo cuando por doquier se escuchan diversas opiniones y reclamos respecto a la doble circulación monetaria vigente en la economía cubana y cuyo cronograma de eliminación ha sido oficialmente anunciado.

Por supuesto, que no es propósito de este comentario relacionar el momento y sentido histórico de la mundialmente conocida frase con la actual coyuntura de la economía cubana; más bien referirla por las diversas formas de llegar al fin deseado: la erradicación de la dualidad monetaria.

El impacto de la doble moneda en la vida de la familia cubana hace trascender el asunto, aun cuando se conoce también el efecto en la eficiencia de la producción social y su medición.

Parece obvio dejar sentado que el proceso de unificación monetaria es requisito para lograr la efectividad necesaria de los cambios que se vienen realizando en la denominada actualización del modelo de gestión de la economía cubana con la aplicación de los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido la Revolución.

Debe reconocerse que no es un proceso estrictamente técnico, pese a que las herramientas técnicas son indispensables para realizar el tránsito hacia una sola moneda, lo cual distancia el propósito y el objetivo perseguido, del momento de la economía en que pueda lograrse el resultado final deseado.

Parecería una afirmación innecesaria, pero es conveniente reiterarla: la circulación monetaria y las relaciones financieras en la economía deberán reflejar lo que acontece en el ciclo productivo hasta el consumo final de los bienes y servicios.

Valga aclarar, para evitar interpretaciones incorrectas, que tanto una como otra no son sujetos pasivos, sino que forman parte de un sistema de componentes activos que inciden con sus variados mecanismos en la economía real, de manera favorable o desfavorable.

El análisis debería partir del estado en que, actualmente, se encuentra la economía cubana y las condiciones existentes para aplicar los instrumentos de política económica y técnicos que conduzcan a restablecer la unidad monetaria.

Se trata no solo de llegar a la tan esperada única moneda para la circulación monetaria interna, sino que al circular finalmente exprese el valor necesario para reflejar lo que ocurre realmente en la economía y pueda, en una medida razonable, solventar las necesidades de la población en general.

Para todos es comprensible que la economía cubana actual está requerida de la definición de una tasa de cambio objetiva y realista, que pueda relacionar la moneda nacional con el dólar estadounidense y el resto de las principales divisas que conforman la canasta de monedas vigente en las relaciones monetarias internacionales, por lo que resulta una condición indispensable establecer la política cambiaria para realizar la unificación monetaria.

Algunos de los principales agregados macroeconómicos, aunque no son los únicos, que indican el estado de la economía cubana pueden encontrase en el Anuario Estadístico de Cuba disponible en el sitio digital de la Oficina Nacional de Estadística e Información (ONEI), en particular, las Cuentas Nacionales revelan que el Producto Interno Bruto (PIB), creado en el período 2005-2010 a precios constantes de 1997, se incrementó a un ritmo promedio anual del 5.4 por ciento.

En este mismo período, el Gasto total del Consumo Final lo hizo a un ritmo promedio anual del 5.1 por ciento y en particular el Consumo final efectivo de los hogares a un 4.8 por ciento. Este último indicador en términos absolutos significó aproximadamente el 80 por ciento de todo el Ingreso Nacional Bruto Disponible y alrededor del 90 por ciento del Gasto total de Consumo Final.

Expresado de otra manera, de todo el producto creado en el período 2005-2010, aproximadamente el 80 por ciento fue destinado al Gasto total de Consumo final y alrededor del 94 por ciento de este último fue consumido finalmente por los hogares. Por esta razón, la Tasa de Formación Bruta de Capital osciló entre un valor mínimo en 2007 de 10.2 por ciento y el máximo de 14.8 por ciento en 2008.

Según los cálculos realizados a partir de la referida  información disponible públicamente, entre 2005 y el 2010 el rendimiento del trabajo de los ocupados en la economía creció a un ritmo promedio anual de 7.4 por ciento en términos de PIB, mientras que el Consumo final efectivo de los hogares lo hizo a un 7.8 por ciento.

Cuando se examina la relación entre el consumo per cápita final efectivo de los hogares y el rendimiento del trabajo de los ocupados, se concluye que por cada peso de PIB creado en la economía se consumieron finalmente en los hogares 34-35 centavos entre los años 2005 y 2010.

Por último, debemos referir un elemento de especial significación en la economía: el Ahorro Nacional Bruto, fuente interna de recursos para el desarrollo y expansión económica, aunque creció a un ritmo promedio anual entre 2005 y 2009 del 10.1 por ciento, fue solo de 11.1 por ciento como promedio en ese período de todo el Ingreso Nacional Bruto Disponible.

Por su parte, la liquidez acumulada en manos de la población en el año 2010 equivale al 41 por ciento del PIB creado, es decir, por cada peso de este, están en manos de la población 41 centavos, representando una demanda solvente a considerar.

Muchas personas se preguntan cuándo se cierra el cronograma, informado oficialmente como iniciado en días pasados, para unificar la circulación monetaria en el país; la respuesta podrá obtenerse con resultados económicos, aunque son varios los caminos y todos pueden conducir al destino deseado, transitarlos no es cuestión solo de voluntad y propósitos.

* El autor es especialista en la Dirección Provincial de Planificación Física de Sancti Spíritus

 

2 comentarios

  1. enrique martin prieto

    Les deseo al colectivo del Periodico Escambray muchos exitos , salud y felicidad en el 2014, muchad gracias por publicar el trabajo del Profesor Marcos Alvarez sobre la unificacion monetaria ESPERAMOS MAS ARTICULOS, graciad

    • enrique martin prieto

      Si es posible le dan a marcos mi correo, pues estoy en houston, para ver si me sigue enseñando ecomomia, pues el fue maestro mio en el tema de la economia energetica, igual que eugenio mainegra y orlando iglesias, y unos cuantos espirituanos mas. Saudos para todos

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.