Monitorean ecosistemas amenazados de Sancti Spíritus

: Por la explotación turística, la península de Ancón posee hoy daños que intentan revertirse. Las ocho áreas espirituanas pueden desaparecer de no proporcionárseles el respectivo cuidado.

La loma de Los Helechales en Planta Cantú, la vegetación costera en la punta de la península de Ancón, las sabanas seminaturales y las lagunas oligotróficas de Casilda, la Loma de Zaza del Medio y de Gabino Gálvez, además de la Sierra de La Esperanza y la de Las Damas, calificadas como áreas amenazadas por el Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA) en Sancti Spíritus, reciben un monitoreo sistemático para priorizar en ellas proyectos puntuales de conservación.

“Dadas las fragilidades de esos ecosistemas son visitados con regularidad por nuestros especialistas y por autoridades de la provincia para llevar a cabo acciones y despertar el interés hacia su cuidado a las personas que viven o trabajan en ellos”, destacó a Escambray Néstor Álvarez Cruz, especialista de la Unidad de Medio Ambiente del CITMA.

Referente a los valores florísticos resaltan Los Helechales, una zona cercana a la Base de Campismo Planta Cantú donde crecen numerosas especies vegetales endémicas de Cuba, y el bosque sobre suelo arenoso de la península de Ancón, ambos paisajes de características singulares.

Igualmente las lagunas oligotróficas y las sabanas seminaturales de Casilda, hábitat por ejemplo de plantas acuáticas carnívoras, de distribución restringida en el archipiélago cubano, permanecen en peligro por la extracción de arena y minerales.

Sobre esta zona trinitaria, explotada hace décadas por la actividad turística, la fuente destacó que se trabaja en el restablecimiento de sus condiciones naturales; asimismo, con la construcción de dos nuevos hoteles en la península se prevé el aumento de los puentes del pedraplén, para así acrecentar el suministro de agua hacia las lagunas y con ello devolverle sus condiciones oligotróficas.

Ocupan un lugar en la lista además varias elevaciones en Zaza del Medio, Taguasco, y en el municipio de Cabaiguán, que poseen ejemplares de moluscos únicos en el mundo, con posibilidades de desaparecer debido a la tala indiscriminada y los incendios forestales, acciones del hombre que atentan contra su preservación.

Respecto a la loma de Zaza, ya se han destinado recursos y, conjuntamente con cooperativistas de la zona, se lleva a cabo la reforestación del lugar, así como la estricta vigilancia para evitar la ocurrencia o propagación de fuegos que pudieran incidir en la protección de sus valores naturales.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.