Potencia Comercio Interior venta de productos para el sector no estatal

Algunos materiales ya se encuentran a la venta en los mercados industriales de la provincia.Por primera vez, este año, el Ministerio de Comercio Interior aprobó un financiamiento ascendente a más de 30 millones de pesos para importar herramientas y materias primas con la finalidad de potenciar las diferentes actividades que ejercen los trabajadores por cuenta propia en Cuba.

La medida responde a la necesidad de incursionar en formas de distribución mayorista que den respuesta a las nuevas modalidades de producción y servicios no estatales, contempladas en los Lineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución.

Según explicó a Escambray Adalys López Valero, directora de la Empresa Comercializadora y de Servicios de Productos Universales de Sancti Spíritus,  la provincia inició el segundo trimestre con la incorporación en los mercados industriales, de varios artículos dirigidos a este sector, entre los que figuran un número importante de herramientas, destinadas a los carpinteros, albañiles, plomeros y pintores, entre otros.

También se refirió a la compra de materias primas que van desde tejidos para la reparación de colchones, la tapicería, los modistas y sastres, hasta madera aserrada, planchas de plywood, tablones de madera, tableros para enchapados y materiales destinados a la reparación de calzado, así como accesorios para manicuras, peluqueras y barberos.

Asimismo explicó que para el segundo semestre del año se prevé una mayor entrega de productos a la provincia, en correspondencia con su arribo al país lo que sienta las bases para la creación de un mercado mayorista dirigido al sector no estatal. La Empresa Gran Comercial es la responsable del abastecimiento de dichas importaciones, que se adquieren en el mercado en divisa y se comercializan en moneda nacional a más bajos precios.

Otros nuevos surtidos están en oferta por parte de La Universal de Sancti Spíritus. Se trata de un grupo de productos altamente demandados entre los que figuran los neumáticos, varios tipos de pintura, papel de diferente formato y uso y madera, dirigidos a la venta en divisa para beneficiar a empresas y organismos de la provincia.

A juicio de la propia Adalys, los precios de dichos surtidos están por debajo de los que se establecen actualmente en otro tipo de mercado, porque la adquisición de cada uno se hace directamente con el importador, sin que medie ningún eslabón intermedio.

Igualmente informó que a partir de este año, se autorizó, también, la venta por cheques a las diferentes formas de producción cooperativas, con un descuento comercial del 10 por ciento del precio del surtido, sin que se afecten las asignaciones de mercancías que deben ir a las unidades del comercio interior.

One comment

  1. Bueno tal parece buena ida potencial la venta del comercio interior a la diversidad de trabajadores por cuenta propia pero que no sean las malas adquisiciones que por desgracia cuba compra al remate en el exterior las cuales se encuentran carentes de calidad duradera y por quererse pasarse de listo los encargados de realizar dichas compra a nombre del gobierno cubano hacen las peores selecciones a mi modo de pensar lo hacen con macabra intenciones pues ninguna de esas personas son incautos pues lo barato sale caro hasta hoy me parece que cada vez que se compra algo en las tiendas que recaudan divisa mayoritariamente es de muy poca o mala calidad por lo cual nadie quiere perder y el gran perdedor a de ser quien reclame cualquiera de los servicio de personas de oficio en las diversidad constructiva y otras que se van a encontrar en tomarlo quieras o no quiera pues los diversos servicios en la actualidad son costosos y elevados ahora se incrementa mas los precios quienes utilicen los servicio lo peor que no existe control de precios y eso atenta en contra del buen vivir. Lazaro izquierdo

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.