Feria en la feria

El capítulo espirituano de la Feria Internacional del Libro tendrá este año una nueva sede. Escambray lo acerca al cómo y por qué

A Morro Cabaña, esa peculiar fortaleza que resguarda la bahía habanera y que cada febrero acoge a escritores y lectores ávidos de novedades editoriales, se parecerá el parque de ferias Delio Luna Echemendía de la cabecera espirituana, sede principal en este ocasión de la cita literaria, prevista a celebrarse en la provincia del 26 de febrero y hasta el 2 de marzo próximos.

La locación habitual del evento —parque Serafín Sánchez y sus alrededores— entrará en un período de rehabilitación, a propósito del medio milenio de la villa del Espíritu Santo, que obligó a mover las actividades hacia el recinto ferial yayabero, solución encontrada ante la apremiante irrupción constructiva en el Centro Histórico local.

No se trata de leer junto a un toro cebú o al oído del relincho de una yegua en celo, pues según declaraciones a Escambray de Rolando Alonso Díaz, director del Centro Provincial del Libro y la Literatura (CPLL), el cambio suma opciones para el disfrute de esta convocatoria, “gracias a que el complejo posee toda una infraestructura que ayuda en la realización, como restaurantes y alojamientos”.

Y hasta en materia de números la fiesta de la letra impresa resulta más económica. Así lo aseguró Alonso Díaz, quien recuerda que los 36 000 pesos gastados en la construcción de plataformas en el 2013 podrán destinarse a otros fines, debido a que la sede en ciernes posee estas condiciones.

A la sombra de todo el andamiaje recreativo de la Delio Luna marcharán las presentaciones y ventas de libros, que propondrán textos de Nersys Felipe y Rolando Rodríguez, autores a los que se dedica la feria, así como de Gertrudis Gómez de Avellaneda, homenajeada por el 200 aniversario de su natalicio.

“Contaremos con el Pabellón Infantil Tesoro de Papel y el stand de Ediciones Luminaria, ya clásicos dentro de estos encuentros, y más de 10 puntos de venta, repartidos dentro del recinto y con incidencia hasta en el zoológico El Bosque”, precisó a este semanario Julio César Castro, especialista comercial del CPLL.

Mas no solo la fiesta literaria irrumpirá en el parque de ferias, pues la librería Julio Antonio Mella, junto a más de cinco mesas en el bulevar, ofrecerán las novedades editoriales, además de presentaciones, conferencias y conversatorios en instituciones como la sede de la Unión Nacional de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac), la Casa de la Guayabera, el Hospital Pediátrico, las universidades espirituanas, entre otros.

Richard Sorí Cabrera, jefe del Centro de Promoción Literaria Raúl Ferrer, destacó a Escambray que ya confirmaron su asistencia escritores como Rolando Rodríguez, Senel Paz, Natalia Bolívar, Víctor Fowler y Jamila Medina, quienes realizarán actividades junto a los autores del patio.

El CPLL posee hoy alrededor de 17 000 ejemplares, como la Guía de Béisbol 2013: Villa Clara Campeón, Casos y cosas de la pelota, y Antes de que se me olvide, conversación de la periodista Rosa Miriam Elizalde con el político y diplomático venezolano Alí Rodríguez Araque, a los que se le deben sumar otros millares en los próximos días.

2 comentarios

  1. ME PARECE EXCELENTE LA FERIA DEBE TENER UN MEJOR USO DEL QUE ACTUALMENTE LE ASIGNAN LAS AUTORIDADES LOCALES, RECUERDO CUANDO ERA NIÑA CUANTAS COSAS LINDAS SE HACIAN EN ESE RECINTO CON MUCHAS COSAS COMO POR EJEMPLO LAS EXPOSICIONES DE LOS CÍRCULOS DE INTERES

  2. estoy muy de acuerdo, la feria reune todas las condiciones para realizar la feria del libro .

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.