Sancti Spíritus sigue mojado por fuertes lluvias

Nuevamente se paraliza la producción azucarera en la provincia,  cuando se pronostica que persistirán las precipitaciones hasta este jueves.

Otra vez se registraron lluvias fuertes en la tarde-noche del martes en la zona centro y sur de la provincia de Sancti Spíritus, que volvieron a paralizar la producción azucarera totalmente en los dos centrales espirituanos ubicados en los municipios de Taguasco y Jatibonico.

Los mayores acumulados de lluvia se registraron en la presa Siguaney con 59.5 milímetros, seguido de Santa Lucía (48.3), la ciudad de Sancti Spíritus (48.5), El Pedrero (47.5), así como en los poblados de Tuinucú y Guayos, con valores superiores también a los 40 milímetros.

De acuerdo con la información de la Dirección Provincial de Recursos Hidráulicos, la presa Zaza, la mayor de Cuba, recibió con esta avenida 2 millones de metros cúbicos de agua, en tanto Tuinucú y La Felicidad acopiaron un millón cada una. Como el pasado fin de semana (sábado y domingo), las precipitaciones en esta oportunidad se focalizaron en los municipios de Cabaiguán, Taguasco, Jatibonico y Fomento.

El meteorólogo Freddy Ruiz precisó que persisten condiciones favorables para que llueva en esta región central del archipiélago cubano durante este miércoles y mañana jueves. Abundó que los reiterados aguaceros del actual mes de febrero en la provincia de Sancti Spíritus están asociados a las altas temperaturas, sobre todo el calentamiento diurno, y el incremento de la humedad en los niveles bajos de la troposfera, características propias del verano, cuando en realidad nos encontramos en esta parte del hemisferio occidental en la llamada estación de invierno.

Aunque estas lluvias reiteradas resultan favorables globalmente para el sistema de la agricultura en la isla, ocasionan afectaciones en específico a cultivos como el tomate y el pepino, producciones que coinciden con los primeros meses del año.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.