Sostiene Raúl Castro encuentro con titular de la Cámara de Comercio de EE.UU.

Raúl y  el señor Thomas J. Donohue abordaron temas de interés para ambas naciones.El presidente de Cuba, Raúl Castro, recibió este jueves al titular de la Cámara de Comercio de Estados Unidos, Thomas Donohue, quien realiza una visita a la isla al frente de una delegación.

De acuerdo con una nota difundida en La Habana, Raúl Castro y Donohue abordaron temas de interés para las dos naciones.

En el encuentro participaron además el presidente de la Junta de Directores de la Cámara de Comercio y de la compañía Amway, Steve Van Andel, el vicepresidente ejecutivo y director financiero de la corporación Cargill, Marcel Smits, y la vicepresidenta para las Américas de la División Internacional de la Cámara de Comercio, Jodi Hanson Bond.

Por la parte cubana estuvieron el ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez, el titular de Comercio Exterior y la Inversión Extranjera, Rodrigo Malmierca, y la directora general de Estados Unidos de la Cancillería, Josefina Vidal.

Donohue, quien llegó el pasado martes a La Habana, se entrevistó con varias autoridades gubernamentales del país.

Cámara de Comercio de EE.UU a favor de relaciones con Cuba

Donohue dijo que durante años la institución que dirige ha promovido la eliminación del bloqueo.El presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos, Thomas Donohue, afirmó este jueves que es hora de empezar un nuevo capítulo de las relaciones entre su país y Cuba y el momento es ahora.

Durante una conferencia en el Aula Magna de la Universidad de La Habana, Donohue dijo que durante años la institución que dirige ha promovido la eliminación del bloqueo económico, comercial y financiero a la isla, por lo que consideró que es hora de un nuevo enfoque.

Al respecto recordó que ya ese capítulo fue abierto y no está cerrado porque el avance no ha sido tan rápido, aunque Cuba cambia algunas políticas, y Estados Unidos revocó algunas restricciones al movimiento de cubanoamericanos y al envío de dinero.

Donohue dijo que la Cámara de Comercio que dirige ha sido una defensora agresiva de las relaciones y los viajes entre los dos países, por lo que espera que más estadounidenses puedan venir, “porque Cuba es un país maravilloso”.

“En la defensa de nuestros puntos de vista hemos apoyado a las autoridades estadounidenses, pero también las criticamos cuando adoptan medidas limitantes al desempeño de las empresas dentro y fuera del país, a pesar de no involucrarnos en decisiones políticas”, apuntó.

También alerta ante políticas contraproducentes y llama a la comprensión de lo que es beneficioso o contraproducente para el desarrollo, agregó.

En tal sentido, Donohue significó que el motivo de su visita y de la delegación que lo acompaña es precisamente conocer los importantes cambios y transformaciones en Cuba para acelerar su desarrollo económico y social, sobre lo cual rendirá cuenta al Gobierno para recomendar acciones futuras.

El objetivo es valorar cuánto puede ayudar el empresariado estadounidense y cuáles son las reales posibilidades que tienen con la nueva legislación sobre la inversión extranjera.

Comentó que durante tres días de intercambios constató y consideró positivo el esfuerzo de los cubanos del sector no estatal por insertarse en el entramado económico de la isla, algo que elogió y se permitió ofrecerle el apoyo de la institución que encabeza.

Al respecto, recordó en en naciones como China y Vietnam, con sistemas políticos similares al de Cuba, la economía orientada al mercado fructifica.

El titular de la Cámara de Comercio estadounidense también destacó el puerto de Mariel, núcleo fundamental de la primera zona especial de desarrollo de igual nombre, a 45 kilómetros de La Habana.

Sobre ese enclave dijo que puede convertirse en el principal centro comercial de la región, tal como se propone la isla al expandir sus relaciones comerciales y abrirse a la inversión extranjera.

En tal sentido reiteró que es hora de eliminar las barreras comerciales de larga data entre las dos naciones y de trabajar por una política de acercamiento, lo que en su opinión demorará y dependerá de cuanto puedan hacer mutuamente Washinhton y La Habana.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.