Unos 20 000 pacientes cubanos reciben tratamiento con biofármacos nacionales

La vacuna Racotumomab está destinada al tratamiento de la neoplasia de pulmón avanzado.Agustín Lage, director del Centro de Inmunología Molecular (CIM), expreso que los especialistas trabajan en otros 12 productos relacionados con el diagnóstico y tratamiento del cáncer y afecciones del sistema inmune.

Cerca de 20 000 pacientes en Cuba reciben tratamiento con biofármacos desarrollados por el Centro de Inmunología Molecular (CIM), una institución que arriba este año a sus dos décadas de importante quehacer científico.

La mayoría de estos, unos 13 000, son enfermos oncológicos, señaló a la prensa Agustín Lage, director general de la entidad perteneciente al Grupo de las Industrias Biotecnológicas y Farmacéuticas.

El experto indicó que especialistas del CIM trabajan en otros 12 productos relacionados con el diagnóstico y tratamiento del cáncer y afecciones del sistema inmune, y lideran 81 ensayos clínicos, en los que participan 57 hospitales, 65 policlínicas y más de mil profesionales. En tanto, 20 se coordinan en 12 países.

Señaló que la Eritropoyetina humana recombinante, concebida para tratar la anemia por insuficiencia renal crónica, alcanzó en 2012 una producción superior a los sesenta millones de bulbos, con lo que cubre ampliamente las necesidades de la nación y la exportación, y continuó siendo el mayor generador de ingresos en divisas del centro.

Se refirió también al Nimotuzumab, anticuerpo monoclonal humanizado obtenido y producido en el CIM, registrado para cáncer de cabeza y cuello, y esófago, fundamentalmente, con el cual se cursan hoy varios estudios para comprobar su efectividad en otras 11 localizaciones de la enfermedad.

Habló sobre compuestos utilizados en terapias para tumores malignos que se encuentran en proceso de registro en otras naciones, tales como la vacuna Racotumomab destinada al tratamiento de la neoplasia de pulmón avanzado, un producto que por su facilidad de uso puede aplicarse en el nivel primario de salud.

Lage reconoció además la función de los médicos, ingenieros, investigadores, técnicos, de la institución, cuya base es la obra educacional de la Revolución cubana, sin lo cual no hubiera sido posible alcanzar los resultados que allí se obtienen.

Creado en 1991 dentro del Instituto de Oncología y Radiobiología, el Centro de Inmunología Molecular fue inaugurado el 5 de diciembre de 1994 por el líder de la Revolución, Fidel Castro. Con su apertura Cuba se sumó al pequeño grupo de países que cuenta con dominio tecnológico y capacidad instalada para producir biofármacos de alta competitividad

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.