EE.UU.: Clinton y Carson empatarían en comicios

Hillary Clinton y Ben Carson lideran encuesta en Estados Unidos.
Hillary Clinton y Ben Carson lideran encuesta en Estados Unidos.

Los precandidatos Hillary Clinton (demócrata) y Ben Carson (republicano) marchan empatados de cara a las elecciones presidenciales del año próximo en Estados Unidos.

Ambos contendientes -quienes lideran sus respectivos campos rumbo a las primarias partidistas- empatarían con el 47 por ciento de la intención de voto a nivel nacional, indicó este martes una encuesta publicada por NBC News-Wall Street Journal.

Por otro lado, la exsecretaria de Estado Clinton derrotaría a cualquier otro competidor republicano, entre ellos, el senador Marco Rubio (por tres unidades porcentuales), al exgobernador de Florida Jeb Bush (por cuatro) y al magnate del sector inmobiliario Donald Trump (por ocho).

El repunte de Carson en el pareo con Clinton se debe a su ascendencia entre los votantes independientes, una franja en la que supera a la también exsenadora por 13 puntos porcentuales.

Entre los independientes, Clinton también cede -por siete puntos- ante Rubio, Bush y Clinton Trump.

A su vez, el senador independiente por Vermont Bernie Sanders -quien secunda a Clinton en el lado demócrata- vencería a Trump (50 a 41,por ciento) y Rubio (46 a 41), según el citado sondeo, con margen de error de 3,4 por ciento.

Hillary Clinton quiere hacer del control de armas prioridad electoral

La exsecretaria de Estado Hillary Clinton aseguró este martes que quiere hacer del control de armas un tema prioritario para movilizar a los potenciales votantes durante las elecciones presidenciales del próximo año.

Durante un acto de campaña este martes en el estado de Iowa, la favorita para agenciarse la candidatura demócrata a la Casa Blanca se mostró partidaria de priorizar un debate abierto sobre la venta y posesión de armamento, un tema rehuido por los contrincantes republicanos.

Clinton reconoció que disminuir la violencia con armas es una “batalla difícil”, pero aseguró que está determinada a impulsar medidas que amplíen las verificaciones de antecedentes y reducir al máximo las posibilidades de que las armas lleguen a las manos equivocadas.

A inicios de octubre, la precandidata demócrata insistió en aumentar el control sobre la adquisición de armas en el país, luego de que días antes un joven de 20 años asesinara a tiros a nueve personas en una universidad en el estado de Oregon.

Durante un acto electoral en el estado de New Hampshire, Clinton abogó por aplicar órdenes ejecutivas, si llega a la Casa Blanca en las elecciones de 2016, para acabar con los vacíos legales existentes sobre el hecho de mostrar armas en público.

La exjefa de la diplomacia propuso permitir que las víctimas de la violencia armada demanden a los fabricantes de armas.

Asimismo pidió la prohibición de su venta a aquellas personas con antecedentes por delitos graves si no se presenta un permiso federal.

Clinton añadió nuevas propuestas para regular la posesión de armas a otras pedidas anteriormente, incluido el control universal de antecedentes, el requiso de armas a autores de violencia machista y la reintroducción de la ley que, hasta 2004, prohibía la tenencia de fusiles de asalto.

Entre 2004 y 2013 fallecieron más de 316 mil personas a consecuencia de disparos, según datos del Centro de Prevención de Enfermedades.

Informes confirman la existencia de más de 300 millones de pistolas, rifles, fusiles y otros instrumentos para matar en inventarios privados estadounidenses, casi en igual proporción a la cantidad de habitantes de la nación.

Un reciente estudio sobre las armas mostró que bajo el actual gobierno se duplicó la producción de estos artefactos hasta llegar a 10,8 millones de piezas, un incremento de un 140 por ciento en 2013, el año más reciente sobre el cual existen datos disponibles.

Según la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos estadounidense, en 2008, el año antes de que Obama asumiera el cargo, los fabricantes de armas produjeron unas 4,5 millones de unidades.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.