¿Por qué no hay papa en Sancti Spíritus?

sancti spiritus, papa, cosecha de papa, distribucion de papa, produccion de alimentos, ministerio de la agriculturaAnte la distribución anárquica, los revendedores hacen su zafra

Como una papa caliente, de boca en boca, no justamente para comerla, anda el tubérculo en Sancti Spíritus por estos días.

No es una añoranza por los tiempos en que solía presidir esta fase del año. Una pregunta invade las redacciones de los medios: ¿por qué no hay papa en Sancti Spíritus? Lo primero a precisar es que no hay por la vía “oficial” en los mercados por una decisión nacional que prevé su distribución solo en las provincias donde se sembró en esta campaña,  pues el producto llega a las cocinas espirituanas desde jabucos y maleteros que lo trasiegan desde la capital cubana o provincias cercanas como Ciego de Ávila y Cienfuegos, donde el producto se expende por venta liberada a peso la libra.

Al decir de un colega, desde el mercado de 26 en la capital, un dependiente lo instaba a comprar un saco, ante la “disciplina” que le imponía su bolsillo: “Llévate un saco, mira como hay aquí a 120 pesitos nada más”; en otro punto pararon la venta porque ya no había lugar para poner las estibas  mientras una rastra esperaba a todo desborde. Medios nacionales de prensa confirman la anécdota.

En otra de las vías más directas, el pregón “la papa, la papa” de los revendedores atrae a quienes puedan pagar de 20 a 30 pesos por un jarro o a 10 y 15 pesos la libra. De esa manera es un negocio redondo, pues un saco puede reportar más de 1000 pesos a quienes lo venden.

Este panorama es recurrente en todas las provincias, incluidas las  paperas: Mayabeque, Artemisa, Ciego de Ávila, Cienfuegos y Matanzas, que deben sumar unas 120 mil toneladas en la campaña. En Sancti Spíritus se advierte mucho más porque hasta hace dos años fue un territorio papero. En ese tiempo, cuando se incumplió la producción, la siembra se contrajo hasta unas 134 hectáreas, concentradas solo en Valle de Caonao, de más de 600 que se plantaron en 1997 y 1998, cuando además se sembraba en Banao, Cabaiguán y Taguasco, según los archivos económicos de la Delegación Provincial de la Agricultura.

Le recuerdo que, incluso en esa bonanza, la papa era balance nacional y provincial y la mayor parte de los espirituanos comían papa de vez en vez, aunque por lógica mucho más que ahora.

Más que una “sanción ministerial” por el incumplimiento del plan de la campaña 2013-2014, el país contrajo la siembra por el encarecimiento de su producción al importarse la semilla y los insumos, algo que tampoco es nuevo, además de la alta demanda de agua que requiere su cultivo.

Lo más cuestionable por los consumidores es por qué si no se siembra, al menos no se distribuye una porción en las provincias “no paperas”. Escambray agarró esta “papa caliente” y contactó a Rolando Roque Companioni, vicepresidente del Consejo de la Administración Provincial, quien alegó que el asunto no compete a ese órgano, sino al Ministerio de la Agricultura “que es quien la produce y la balancea”.

En la Delegación Provincial de la Agricultura, Leonel Valdivia, subdelegado de Comercialización, apunta: “No son decisiones de la provincia, sino del país, no está en nuestras manos decidir: dame Cienfuegos o Villa Clara tanta papa, se sembró con diferentes destinos. Se sabe que la semilla es importada y depende de insumos productivos que tiene que poner el país…”.

Entonces ¿Estamos condenados solo a comer la papa que traen los revendedores?, inquiero. “Usted sabe que se cometen indisciplinas, es algo que hay que combatir, se le ha solicitado al país, la indicación es que solo se utiliza en las provincias que la tienen y para dejar de importar un nivel para poder abastecer al turismo”.

La polémica sobre el reparto de la papa también transitó por la línea telefónica y el correo electrónico del Ministerio de la Agricultura y la Unión Nacional de Acopio, desde donde la respuesta es la misma: “Son decisiones nacionales”.

Escambray quiso saber cómo se comercializa el tubérculo en aquellos territorios “privilegiados”. Según el subdirector comercial de la Empresa de Acopio de Ciego de Ávila, Antonio Gross, en su provincia hoy se distribuye liberada solo en los 98 mercados o puntos de venta por indicaciones expresas de la Delegación de la Agricultura.

Por si le sirve de aliento, Rafael Rodríguez, administrador del mercado agropecuario número 2 de la ciudad avileña, contaba que “las colas resultan inmensas y desde Camagüey, sobre todo, llegan los revendedores en trenes o camiones alquilados y se la llevan por toneladas. La venta es regulada, pero no es fácil, te proponen dinero para sobornar, se quieren fajar si no les vendes, caminan todos los puntos y, aunque la policía ha decomisado algunos sacos, esto no para; quienes no pueden hacer cola, compran los jarros a  20 o 25 pesos aquí mismo”.

Idel Gil Coca, subdelegado de Cultivos Varios, echa más luz sobre un asunto que al parecer interesa a todo el mundo: “El país hizo un redimensionamiento de las áreas a partir de la existencia de las mismas, el tipo de suelo, los sistemas de riego y la cercanía de polos turísticos; como reunimos esos requisitos este año se solicitará al Ministerio la siembra de 134 hectáreas para el Valle del Caonao, pues en esta oportunidad solo se asignaron unas 600 toneladas para el turismo”.

Además de ser nacional, la decisión pasa por una consideración económica. Rodolfo Miguel Gómez, director técnico productivo de esa entidad, recuerda que en tiempos paperos Valle del Caonao  “estaba casi en ruinas, con cuentas embargadas y a punto de desaparecer, el frijol ha salvado al Valle, un quintal de papa podía venderse solo a 45 pesos, mientras uno de este grano lo pagan hasta a 950 pesos”.

A decir verdad, no solo la papa tuvo la culpa de tal estrago y el frijol que asume esa empresa es una ínfima parte de todo el que se produce con destino a la canasta básica: 230 ha. en las 3 500 que planta la provincia para garantizar la canasta básica.

¿Por qué si Sancti Spíritus entrega frijoles, huevos, leche, arroz y otros tantos productos, igualmente costosos, para varias provincias, no se envía papa desde fuera a nuestro territorio? Tal pregunta se la formulé a los directivos agrícolas y le ofrezco su respuesta: Esos renglones son balance nacional para la canasta básica, pero la papa es liberada.

De ello infiero que el país, con el Ministerio de la Agricultura al frente, o decide ampliar la siembra o inserta en la distribución a todas las provincias aunque toquemos a una papa por cubano, o los revendedores, que le tienen muy bien tomado el pulso al mercado, seguirán acaparando la distribución, pues en la alta demanda de los consumidores encuentran su mayor cómplice.

44 comentarios

  1. Elsa, te admiro, eres un ejemplo de periodismo. Tuve el honor de impartir clases en un diplomado de gestión a los cuadros de la provincia. En ese curso predominaban dirigentes de la agricultura espirituana. Uno de mis estudiantes, con datos en la mano explicó como los espirituanos somos los que más comida producimos para el país. Se basó en lo producido respecto a la población de la provincia, no en los números totales y de verdad que es impresionante la cantidad de comida que produce Sancti Spiritus, capaz de abastecer con creces a su población, no voy a decir los números de la carne, huevos y otros alimentos esenciales porque son escandalosos. Aportamos por cada espirituano, más comida que nadie en Cuba per cápita. Sin contar agua, que somos los que más damos tambíen y ahora se sabe lo que vale, por desgracia porque la sequía es muy difícil, pero ahora se puede saber que nuestra agua vale para algo. Al final, lo que producimos, todo es balance nacional y lo damos siempre, pero mientras producimos esa comida, se debía considerar el aporte. Si la producción de alimentos es lo principal, otro debía ser el enfoque con Sancti Spiritus.

  2. Ese es el resultado de la planificacion socialista de la que nuestros dirigentes no quieren separarse pues les conviene todo este desorden economico para continuar su hegemonia. Me pregunto como es posible desde La Habana decirle a la gente(campesinos y todos los agricultores) que deben sembrar, en que cantidad y a quien y donde venderlo, SON LOCURAS DE NUESTRO SISTEMA. Mientras estas cosas no cambien todo seguira igual.

  3. Excelente trabajo periodístico de Elsa Ramos, como nos tiene acostumbrados, pero nos deja con la misma duda que cuando obligaron al RETIRO a los mejores Peloteros de una generación……”la orden vino de arriba”…..Quien es arriba?, no tiene cargo, nombre, responsabilidad?,para poderle exigir por tan desatinadas decisiones? Nuestra provincia ha sido victima de estas “ordenes” en mas de una ocasión. Cuando se cosechaban aquellas 600 hectáreas había que mandar no se que % de la producción para la capital y en los municipios al menos nos llegaba el tubérculo no mas de 3 beses al año, Como han dicho otros aquí, el huevo que se produce en SS, se reparte en varias provincias,la leche, la carne de cerdo, el pescado, las compotas por el mismo estilo y es asi como debe ser en un país donde se nos enseño de la igualdad.Nos vetaron comer papas y punto.Por cierto no entiendo el por qué de la limitación en producción habiendo tanta demanda.He tenido la oportunidad de vivir en varios países del Área Geográfica nuestra (PAISES POBRES) y en ninguno de ellos falta la papa un día del año, ni la Tilapia, ni todas las variedades de pescados y mariscos que produce nuestro prodigo Mar Carbe……..

  4. Increible que la papa se haga tan popular y tan cara,pues a nuestro querido municipio llegan de todos lo lugares ,pero a través de segundas, terceras o cuartas manos pero la alcanzan solo el que al parecer puede pagar este precio.La PAPA vale oro.Seguiremos investigando si algún día el preciado tuberculo llegara a nuestras placitas

  5. Increible que la papa se haga tan popular y tan cara,pues a nuestro querido municipio llegan de todos lo lugares ,pero a tavés de segundas, terceras o cuartas manos pero la alcanzan solo el que al parecer puede pagar este precio.La PAPA vale oro

  6. EN BANAO SE COSECHABA QUINTALES DE PAPA BUENAS YA BANAO ES SEBOLLA PURA UNAS TIERRAS TAN PRODIGIOSA LAS COOPERATIVAS HACIENDO DINERO Y MAS DINERO Y NO VEN OTRAS PERSONA QUE TIENEN QUE TRABAJAR A LO Q ENCUENTREN Y SUFREN ESA EMPRESA LA HAN HECHO TIERRA HACE MUCHOS AÑOS QUE EN ESAS TIERRAS DE BANAO SE DA LO QUE TU SIEMBRES LO QUE NO LA SABEN DIRIGIR NI APROBECHAR HASTA LAS ECONOMICAS Q TRABAJAN NO DIRECTO A LA PRODUCCION SE HAN HECHO MILES DE PESO Y QUE HAY CON ESO POR FAVOR HAY QUE REGISTRAR Y APROVECHAR TODO EN LO QUE SE PUEDA PRODUCIR PARA EL PUEBLO Y NO PARA EL BOLSILLO DE LOS Q DIRIGEN LAS COOPERATIVAS .

  7. SI LAS PAPAS EXISTEN PERO NO PARA LOS ESPIRITUANOS ,GRACIAS A LOS QUE LAS TRAEN DE CIEGO Y VENDEN EL JARRO A 25.00 PESOS PERO LO CONPRE UN DIA PERO Q JAMAS PUDE CONPRAR MAS PORQUE EL DINERITO NO ME DA. EL PERIODISMO MUY BUENO ELSA RAMO EXCELENTE PERO NO SE LE DA IMPORTANCIA A LO DICHO PORQUE LA VIDA SIGUE IGUAL SIN COMER PAPA

  8. En mi Casa hay papas porque en el mes mi padre o yo, por problemas de trabajo vamos a la habana y podemos comprarla, (aunque lleva ya casi 2 semanas perdida en la habana), el escrito de Elsa Ramos es muy bueno como todos los que he leído o visto, pero detrás de la papa hay también otro problema, y es la policía, no ha sido una sola la vez que me han parado en el autopista y he tenido que defender mis libras de papa, parece que la policía cree que si compro la papa en la habana solo tengo derecho a transportar hacia Sancti Spiritus la que me comeré en el día, al principio en la habana solo autorizaron a comprar 20 libras por persona (una jaba de nylon hasta arriba) pero hasta esa cantidad te cuestiona las autoridades del orden, es verdad que muchos llevan para revender a 25 o 30 pesos el jarro, pero muchos tratan de abastecer su casa y la de su familia, en mi caso casi siempre transporto una jaba para mi madre, otra para mis suegros y una para mí, aun sacrificando la de mi padre que como bien dije antes, el también va a la habana y trae las suyas. Y señores que son 20 libras de papas para una persona que le gusta hacer carne con papas, puré de papas, papas rellenas, papas fritas, pisto, papas asadas… 20 libras se van en una semana. Mi pregunta… en caso de un decomiso, ¿A dónde va a parar la papa? Al mercado a “revenderlo”, a la “gastronomía” de los policías o a acciones “benéficas” tales como hospitales, maternos, hogares de ancianos o círculos infantiles? Por eso Elsa le invito a seguir investigando la “ruta de la papa caliente”

  9. Queridos hermanos espirituanos:
    Me conduelo por ustedes y por mi. Por eso les brindo estas líneas con un poco de…. ¨irohumor¨.
    Hoy en la sección de Economía del periódico Cinco de Septiembre pude leer y cito: ¨La contienda papera 2015 se encuentra a más del 90 por ciento del cumplimiento del plan, equivalente a 6 082 toneladas y a completarse para la semana entrante con variedades de Atlantis y Romano Nacional para semilla. ¨
    más tarde agrega:
    ¨El ingeniero Raudel Rubio, director de la Empresa Agropecuaria Horquita, expresó a CINCO de Septiembre digital que ha resultado una productiva zafra del tubérculo, con niveles de extracción ascendentes a 3 500 quintales diarios por parte de trabajadores del referido polo productivo,…¨
    Y por último:
    ¨Durante los meses de la recolección, las placitas cienfuegueras han recibido un nivel mayor del tubérculo que el año anterior, y en sentido general se aprecian ciertos avances en el plano organizativo, pero en la práctica los volúmenes recibidos resultaron aún muy insuficientes en relación con la demanda, lo cual generó las consabidas aglomeraciones, largas colas y la presencia de revendedores con precios desmedidos.¨

    Quizás aquí donde vivo la papa que cosechan ustedes sea la que me toque a mi, pero llega poca, muuuuuyyyyy poca porque por Cienfuegos no atraviesa la bien amada maravilla de la Ingeniería Civil Cubana: nuestra carretera central. Por eso en el MAE de Pastorita, zona del municipio cabecera donde vivo existe un insuficiente abastecimiento, las colas son inmensas….. las personas se levantan desde las 4 y las 5 de la mañana; ha habido que repartir numeritos para evitar desordenes públicos.
    Le es más fácil a las rastras seguir de largo a las otras provincias. ¿Cuáles? bueno pues a Mdgfsdg o Hkrwej o Peryuey y hasta a Fayjhye.
    En fin, ustedes no saben dónde está ¨su papa¨ o la mía….. yo no me explico a dónde va a parar la que se cocecha en la Empresa Agropecuaria Horquita que a lo mejor sea ¨mi papa¨ o la suya…. ya me duele la cabeza. Lo que me consuela es que como dice el final del Artículo del Cinco de Septiembre: ESTAMOS MEJORANDO

  10. Considero que somos los culpables de nuestras propias indisciplinas. A todas luces parece ser que el Ministerio de la Agricultura no tiene trazada una correcta estrategia para la comercialización de la papa. Vivo en Taguasco y veo pasar los camiones, rastras y “vikingos” cargados de papa lo mismo hacia vuelta abajo que a vuelta arriba. Los vemos pasar como el poema de Buesa, sin saber que pasaron, y como en todo el territorio sufrimos a los revendedores. Recuerdo que hace algunos años en el poblado de El Edén, cerca de la cabecera municipal, se albergaban a estudiantes que hacían su Escuela al Campo en la recogida de papa. ¿Por qué no se traza algún tipo de estrategia con Cultivos Varios, Acopio y la ANAP si sabemos que los suelos son propicios y las ganancias no solo beneficiarían al campesino, sino también al pueblo trabajador que por esa época siempre espera la llegada del preciado tubérculo? Basta ya de decir “éste no es mi problema” y comencemos a solucionar lo que pasa a nuestro alrededor, si en realidad queremos hacer la Cuba actual un nuevo modelo. ¿A quién se subordina el Ministerio de la Agricultura? ¿Se ha tratato este tema en las Asambleas Nacionales? ¿Están preparados nuestros delegados, presidentes, los representantes todos para defender un derecho que nos asiste como habitantes de esta misma tierra? Es desconcertante y lastímero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *