Periódico de Sancti Spíritus

Jóvenes cubanos rumbo a Sochi: Las pasiones de la estudiante espirituana Alegna Peralta

sancti spiritus, festival mundial de la juventud y los estudiantes, cuba, jovenes cubanos, feem, sochi, rusia

Alegna asiste a Sochi en representación de los estudiantes de la FEEM. (Foto: Juan A. Borrego)

Alegna Peralta , joven espirituana de grado doce en el IPVCE Eusebio Olivera, cree que su condición de delegada al FMJE la llena de expectativas, pero también de muchas responsabilidades

Cuando tuvo la urna en frente, en la loma de San José, a un costado de la Carretera Central, la joven Ángela Alegna Peralta González supo que todo era cierto: que allí iban las cenizas de Fidel hacia Santiago de Cuba en su último viaje y que ella no era la única que estaba sintiendo bajo sus pies aquella fuerza telúrica incomparable.

«Fue algo muy duro —dice—, nosotros sabíamos que estaba muerto, pero no queríamos creerlo. Cuando pasó el cortejo, lo grabamos y nos quedamos un tiempo en silencio, así, como si no nos atreviéramos a hablar».

A casi un año de lo que ella define como «el día más triste de su vida», la joven estudiante de grado doce en el IPVCE Eusebio Olivera, de Sancti Spíritus, cree que su condición de delegada al Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes, la llena de expectativas, pero también de muchas responsabilidades.

«Creo que no hay nada más justo que dedicar este Festival a las figuras del Che y de Fidel por el legado que nos dejaron a las nuevas generaciones y porque consagraron sus vidas a luchar contra el imperialismo para lograr una sociedad mejor», responde la joven estudiante.

Presidenta de la Federación de Estudiantes de la Enseñanza Media (FEEM) en el importante centro de estudios durante décimo, onceno y lo que va de duodécimo grados y militante de la Unión de Jóvenes Comunistas (UJC) desde el pasado año, Alegna, que es el nombre por el que la conocen sus compañeros y sus vecinos en la barriada de Colón, en la capital provincial, tiene entre sus hobbies oír música, bailar, salir con sus amigos y estudiar.

Amante de la Química más que de ninguna otra asignatura y casi en el momento mismo de decidir su futuro, aspira a estudiar la Licenciatura en ciencias de los alimentos, una vocación que se le  ha venido arraigando en la medida en que pasa el tiempo.

¿Qué lleva Alegna al Festival?

–El ideal de todo joven revolucionario, la solidaridad, el internacionalismo, unas ganas tremendas de mostrar lo que hacemos los estudiantes en Cuba.

¿Alguna figura de nuestra historia nacional que te inspire, que te motive especialmente?

–Una no, muchas: José Martí en primer lugar, Maceo, Fidel, Camilo, el Che, Almeida; otros que murieron muy jóvenes como Mella, Rubén Martínez Villena o Panchito Gómez Toro, que nació aquí, en nuestra provincia.

¿Te sorprendió tu elección como delegada de Cuba a Sochi o la esperabas?

–Me sorprendió, éramos muchos y entre tantos nunca pensé que me seleccionaran a mí.

— ¿Y quién pesa más en los resultados de Alegna: la escuela o la casa?

“Las dos partes, en el IPVCE los profesores son magníficos, el Consejo de Dirección trabaja en equipo, ellos me han ayudado a sobrellevar mi responsabilidad como dirigente y mis estudios, me han inculcado valores. A mis padres —una maestra primaria y un trabajador de la gastronomía— los adoro, les debo lo que soy y todos mis resultados son de ellos dos.



Escribe tu opinión:
Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.