Arroceros espirituanos por minimizar afectaciones de la lluvia – Escambray

Arroceros espirituanos por minimizar afectaciones de la lluvia

arroz, Sur del Jíbaro, Sancti Spíritus
La paralización temporal de los cortes provocó dejar de cosechar unas tres mil toneladas de arroz. (Foto: Oscar Alfonso / ACN)

Tras la disminución de las precipitaciones, la segunda productora del grano en Cuba inició el drenaje de las terrazas para dar paso a la cosechaAcostumbrados a lidiar con las aguas de la presa Zaza, los arroceros de la provincia de Sancti Spíritus laboran ininterrumpidamente para tratar de minimizar el impacto en las ocho mil 137 toneladas que las intensas lluvias sorprendieron en el campo listas para su corte.
Cuando los torrenciales aguaceros de las últimas jornadas irrumpieron por el sur del territorio, la Empresa Agroindustrial de Granos (EAIG) Sur del Jíbaro, rectora de la actividad en esta región, ya tenía acopiadas de la actual campaña de frío 26 mil 400 toneladas de arroz húmedo, a un rendimiento de siete toneladas por hectárea, muy superior a lo planificado.
Contactado por la ACN, Orlando Linares Morell, director de la entidad, considerada la segunda productora del grano en Cuba, dijo que desde que este martes disminuyeron las precipitaciones comenzaron las labores de drenaje en las terrazas y ahora la cosecha se extiende, en la medida de las posibilidades, a todas las áreas, algunas más golpeadas por las inundaciones.
Subrayó que en aras de recuperar la mayor cantidad posible del cereal, unas 42 máquinas y 200 carretas están disponibles para acometer los cortes; mientras, significó que en los seis días que les fue imposible entrar a los campos dejaron de cosechar unas tres mil toneladas de la gramínea.
Lo que resta es organizar bien los pelotones, discutir con todos los colectivos laborales sus compromisos y comenzar a alargar las jornadas hasta altas horas de la noche, refirió Linares Morell, quien apuntó, además, que al momento de arreciar las lluvias la EAIG estaba cortando el grano en el mayor rango de humedad.
Aún es prematuro para cuantificar el impacto total en las plantaciones, en el rendimiento y propiamente en el grano, reiteró el directivo, pero estamos haciendo todo para tratar de minimizar las afectaciones.
Al referirse a la infraestructura industrial, aclaró que se mantuvieron sin sufrir daños y que entre este miércoles y jueves los seis secaderos y cinco molinos se alistan para enfrentar nuevamente la campaña.
Gracias a las medidas de protección adoptadas previamente y pese a los volúmenes contabilizados en sus naves, Linares Morell significó que la empresa espirituana tampoco registró pérdidas o afectaciones en la semilla o en el arroz listo para el consumo que hoy permanece a buen resguardo en sus almacenes.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.