Brasil: Investigarán actividad política de juez que condenó a Lula

Brasil, justicia, Sérgio Moro
El PT pidió al CNJ que deponga a Moro de la magistratura e invalide sus fallos. (Foto: PL)

El Consejo Nacional de Justicia de Brasil (CNJ) pidió explicaciones al juez Sérgio Moro, quien condenó al expresidente Luis Inácio Lula da Silva, sobre sus acciones políticas, al aceptar un futuro puesto de ministro

Tras esclarecer hace dos años que estaría bien lejos de la política, Moro dio ahora el sí a la invitación del presidente electo, el ultraderechista Jair Bolsonaro, para que el 1 de enero encabece el Ministerio de Justicia y Seguridad Pública.

Ante reclamos de los abogados defensores del exdirigente obrero, el Partido de los Trabajadores (PT) y organizaciones populares, el magistrado Humberto Martins, del CNJ, decidió pedir a Moro, al frente de la operación Lava Jato (investigación sobre corrupción), que respondiera en 15 días acerca de la propuesta cursada por Bolsonaro en la nueva administración.

El PT, de la cual Lula es fundador y líder, pidió este viernes al CNJ que deponga a Moro de la magistratura e invalide sus fallos.

Esta semana Lula consideró a Moro un cuadro político, pero que la rapidez con que se concretó, sin embargo, fue una sorpresa.

Según el portal digital Brasil 247, el otrora candidato presidencial del PT Fernando Haddad visitó al exmandatario en la cárcel de la Policía Federal en Curitiba, capital del sureño estado de Paraná.

Al respecto, comentó que Lula, condenado pos supuestos actos de corrupción y lavado de dinero, está escéptico con respecto a sus futuros juicios y el clima en el país dificulta un análisis sereno de su defensa.

Para los abogadores defensores, ‘Lula es víctima de una verdadera cacería judicial por parte de un agente togado (Moro) que utilizó indebidamente expedientes jurídicos para perseguir políticamente a un ciudadano, buscando anular, una por una, sus libertades y derechos’.

Deja un comentario

Escambray se reserva el derecho de moderar aquellos comentarios que irrespeten los criterios ajenos, ofendan, usen frases vulgares o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.