Cristina: Este juicio es evidencia de la guerra judicial en Argentina

La expresidenta argentina Cristina Fernández afirmó este lunes en su primer juicio oral que la historia ya la absolvió y la absolverá

La historia me absolvió y me absolverá, aseguró Cristina. (Foto: PL)
La historia me absolvió y me absolverá, aseguró Cristina. (Foto: PL)

En un año marcado por constantes procesamientos en su contra la expresidenta argentina Cristina Fernández afirmó este lunes en su primer juicio oral que la historia ya la absolvió y la absolverá.

En un hecho inédito, fue la primera vez que una vicepresidenta electa rindiera declaración, acusada por supuesta corrupción, y cuando apenas faltan ocho días para que asuma en funciones.

Fernández había advertido que ‘si alguien tenía duda de la existencia del lawfare (guerra judicial) o no sabía de qué se trataba, la lectura que acaba de hacer el señor presidente de este tribunal donde se nos deniega transmitir en vivo y en directo esta audiencia, esto es una clase práctica del lawfare en Argentina’.

Finalmente, no se transmitió en vivo su defensa, tal y como ella había pedido, ante la negativa del Tribunal Oral Federal 2. Cámaras de televisión de dos canales intentaron transmitir el inicio de sus casi cuatro horas de exposición, pero la señal fue cortada, mientras en la red social Twitter cientos de usuarios pedían escuchar a Cristina.

En su intervención Fernández desbarató con argumentos todo el entresijo que se ha fraguado en su contra, la complicidad de los medios y el Poder Judicial, se refirió a cómo se divulgó algo tan íntimo como conversaciones privadas con su exministro Oscar Parrilli, sin que a los jueces, responsables de las garantías de los ciudadanos, se les moviera ni un pelo, dijo.

La próxima vicepresidenta, quien ha denunciado los atropellos en su contra y una persecución política y judicial sin precedentes, desmontó todo lo expuesto en su contra en esta causa y en especial la fuerza de su voz se sintió al referirse a sus hijos, cuya parte lograron televisar los canales C5N y Crónica.

Y ni que hablar, dijo, de la persecución a Máximo y Florencia Kirchner, que cometieron uno de los errores terribles, ser los hijos de Néstor (Kirchner) y Cristina Fernández. Mi hija fue fotografiada e hicieron un montaje frente a millones de dólares como si los hubiéramos robado, remarcó la vicepresidenta electa.

Asimismo, señaló cómo en estos últimos años se la pasaron buscando la ruta del dinero K, en referencia a supuestos millones de dólares.

‘El dinero de la sucesión, de los plazos fijos, no estaba en ningún paraíso fiscal ni a nombre de testaferros, estaba en una cuenta a nombre de mi hija, en el banco Galicia, en un banco nacional de este país y, por supuesto, pudo explicar que el dinero nunca salió durante años en plazos fijos todo precisado en mis declaraciones juradas y las de Néstor’, manifestó.

En otro momento, refirió que siempre que fue citada a declarar estuvo ahí, incluso cuando el juez Claudio Bonadío la hizo prestar ocho indagatorias en una misma mañana y recordó que el fiscal Carlos Stornelli pasó nueve meses en desacato.

‘Hasta eso tuvimos que soportar. Nueve meses estuvo un fiscal de esta causa para presentarse a declarar. Utilizan la función de fiscales o de jueces para cometer delitos’, enfatizó.

Además se refirió a la multiplicidad de acusaciones en su contra al subrayar que la señalan de ser jefa de cuatro asociaciones ilícitas. ‘La verdad no sé cómo tuve tiempo para gobernar, me la pasaba creando asociaciones ilícitas, dos familiares y dos con empresarios’, ironizó.

En sus casi cuatro horas de exposición, Fernández apuntó que todo esto siempre pasa sólo con los gobiernos peronistas, en referencia a los que siguen los postulados del fallecido expresidente Juan Domingo Perón.

‘Siempre pasan estas cosas en la Argentina contra los peronistas. En el pasado y en estos cuatro años’, agregó tras subrayar que en este país a todo peronista con dinero se lo considera corrupto. ‘Ahora, si no eres peronista, pero si multimillonario se presume honesto’, dijo.

Al adentrarse en el tema de la causa, la exmandataria subrayó que no es otra cosa que más que la construcción mediática a través de guiones que poco tienen que ver con el Derecho y los hechos y en varias ocasiones señaló a la Corte por no hacer nada frente a un juez (Bonadío), que incluso rompió su casa con un allanamiento nunca visto durante tres días.

‘No es la grieta, entiendan, había que condenar a un gobierno, el de Néstor Kirchner que desendeudó al país, que canceló al Fondo Monetario Internacional, había que traer de nuevo al FMI y había que convencer que los que los desendeudó era un chorro (ladrón) y sólo vino a eso’, acotó.

Casi al final, la exmandataria, con su verbo filoso y contundente se dirigió al tribunal para decir que seguramente ya tiene la condena escrita.

‘Este tribunal seguro es del lawfare y escribió la condena. No me importa, dijo. A mí me absolvió y me absolverá la historia, y a ustedes los va a condenar la historia’.

Al levantarse, Fernández fue interrumpida por los jueces para preguntarle si pensaba responder preguntas. ‘¿Preguntas?, dijo, preguntas van a tener que responder ustedes, no yo’, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *