Cuando la explicación no llega

Preocupado por el incumplimiento en la entrega del aseo personal que con frecuencia recibían los trabajadores de la Empresa Agroforestal Ramón Ponciano, de Fomento, escribió a Escambray Guillermo Bermúdez Herrera, quien por más de 20 años se desempeña como obrero pecuario en dicha entidad.

“Aquí se nos entregaba el aseo porque de esa forma justificaban la divisa que está asignada a los obreros, pero desde noviembre del año anterior no lo recibimos,” expone el lector en su misiva.

Entre las preocupaciones de Guillermo figuran también lo relacionado con la disponibilidad de ropa de trabajo, la mala calidad de la que reciben y el incremento del precio. “Hasta hace pocos años —dice— la ropa era duradera y se pagaba 25 pesos por la muda, ahora nos cuesta 250 pesos y no sirve para las labores del campo”.

Asimismo abunda sobre la falta de medios de protección (botas de goma y capa) y de instrumentos de labor, temas que según Guillermo, merecen ser tratados con los trabajadores, pues hasta hoy siempre que pregunta recibe evasivas, en lugar de una respuesta concreta.

Yudanys Santos Sánchez, directora de Capital Humano en la referida empresa, explicó que Guillermo tiene razón en parte de lo planteado, pues el aseo, que antes se distribuía trimestralmente, para completar la cifra de 10 CUC asignados por trabajador en el año, hoy no tiene respaldo, pues, aunque está contratada la compra con la corporación Cimex, hasta la fecha no existen abastecimientos para este programa, al parecer por la falta de materias primas que limitan las producciones a nivel de país.

“Nosotros les explicamos la situación a los trabajadores en matutinos y otras reuniones, no sé por qué a Guillermo no le llegó esa información —dice Yudanys—.  En cuanto a la ropa de trabajo, que hoy se recibe a través del Grupo Empresarial de Suministros del Ministerio de la Agricultura,avalada mediante la Resolución No. 61/2013, es cierto que la que nos ha llegado está confeccionada con un tejido poco apropiado para el trabajo en el campo y con precios muy altos. Los medios de protección sí están entrando y tenemos también en almacenes instrumentos de labor”.

Al parecer entre la unidad donde labora Guillermo y la dirección de la empresa existe falta de información. Las explicaciones y los recursos deben fluir para lograr mejor atención al trabajador.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *