Productivo diálogo comercial EE.UU.-China

El Gobierno norteamericano anunció que retrasará hasta el 15 de diciembre la aplicación de tarifas a un importante grupo de productos chinos

Tuvimos un diálogo muy bueno, manifestó Trump a reporteros en Nueva Jersey. (Foto: PL)
Tuvimos un diálogo muy bueno, manifestó Trump a reporteros en Nueva Jersey. (Foto: PL)

El presidente estadounidense, Donald Trump, calificó de muy productivas las recientes conversaciones sobre comercio entre su país y China en medio de la guerra de Washington contra Beijing en ese sector.

Tuvimos un diálogo muy bueno, manifestó el mandatario a reporteros en Nueva Jersey acerca de las pláticas este martes del representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, con el viceprimer ministro chino Liu He, y otros negociadores de ambos países.

Previamente, el Gobierno norteamericano anunció que retrasará hasta el 15 de diciembre la aplicación de tarifas a productos chinos como teléfonos celulares, computadoras portátiles, consolas de videojuegos, juguetes, y ciertos artículos de calzado y ropa.

Esas mercancías formaban parte de la lista por valor de 300 mil millones de dólares anuales a las cuales Trump ordenó que se les aplicaran aranceles del 10 por ciento a partir del 1 de septiembre.

Además de prorrogar los impuestos a esos productos, la oficina de Lighthizer señaló en un comunicado que algunas mercancías serán totalmente eliminadas del listado ‘en función de la salud, la seguridad nacional y otros factores’, y no enfrentarán tales tarifas.

Según Trump, cuyas declaraciones se produjeron antes de salir hacia Pensilvania, este paso ocurrió teniendo en cuenta las próximas navidades.

En caso de que algunos de los aranceles tengan un impacto en los consumidores estadounidenses, aunque hasta ahora no ha habido prácticamente ninguno, lo que hemos hecho es retrasar para que las tarifas no sean relevantes en la temporada de compras navideñas, agregó.

Aunque Trump argumenta que los aranceles son pagados por China y no por sus compatriotas, los economistas indican que el costo de los gravámenes sí se transfieren a las empresas y consumidores de Estados Unidos.

El anuncio sobre la prórroga para algunos productos y la salida de otros ocurrió poco después de que el jefe de la Casa Blanca repitió esta mañana en la red social Twitter que sus impuestos no estaban causando precios más altos para los norteamericanos.

Un reciente informe de la firma Coresight Research sobre la industria minorista en el país expuso que en el transcurso de este año los cierres de tiendas estadounidenses, unos siete mil 670, excedieron el número alcanzado en 2018 (cinco mil 864).

Cuando Trump anunció el 1 de agosto la aplicación de gravámenes adicionales a China, blanco ya de tarifas del 25 por ciento sobre mercancías valoradas en 250 mil millones de dólares al año, la medida fue vista como una profundización de su guerra comercial contra el gigante asiático.

One comment

  1. Esa si es la actitud Trump,actuar como persona humana y civilizada y no de la forma como está actuando con Venezuela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *