Trasplante de corazón en la refinería espirituana Sergio Soto

Los trabajos de reparación capital ejecutados en los hornos de la Refinería de Cabaiguán, tendrán también repercusión ambiental

sancti spiritus, cabaiguan, refineria sergio soto
Tras la necesaria parada técnica para asumir los trabajos, la industria reinició su producción. (Foto: Edelio Torres)

La transformación radical de los hornos de la refinería Sergio Soto, única planta del país que procesa exclusivamente el crudo extraído en el territorio nacional, representa un espaldarazo para la producción de derivados del petróleo en la industria espirituana, en particular para la fabricación del líquido asfáltico 50-70, prototipo AC-30, muy demandado en el proceso de elaboración de los hormigones que tanto necesita la infraestructura vial de la Isla.

Según confirmó el ingeniero Léster Alemán Hurtado, director general de la empresa refinadora, la metamorfosis ocurrida en los hornos F-101 y F-102, una suerte de cocina donde se calienta la materia prima que posteriormente es destilada en las torres, incluyó la sustitución total de la estructura, los respectivos soportes y los 216 tubos que componían los equipos –en muy mal estado técnico–, la colocación de nuevos sistemas de medición de temperatura, así como el cambio de las paredes refractarias y la pintura del local.

Valorada en más de 760 000 pesos en ambas monedas y ejecutada por fuerzas de la propia entidad y de la Empresa de Mantenimiento a Centrales Eléctricas (EMCE) y la Empresa de Servicios Técnicos Especializados Cienfuegos (Estec), ambas de la Unión Eléctrica, la reparación comprendió también la instalación de dos nuevos retenedores de llamas, que contribuyen a disminuir las emisiones de gases a la atmósfera, un viejo reclamo de los habitantes de la cabecera municipal cabaiguanense, en especial de aquellos barrios más cercanos a la planta.

Tras la necesaria parada técnica para asumir los trabajos, la industria reinició su producción en las últimas jornadas con la entrega de unas 300 toneladas diarias del mencionado líquido asfáltico, que por sus estándares de calidad ha sido usado en los últimos tiempos en las más importantes obras viales de todo el país, incluidas las de la Zona Especial de Desarrollo Mariel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *