Los recuerdos de Conrado sobre la visita de Fidel a la Universidad de Ciencias Médicas (+fotos)

El 27 de julio de 1986 el entonces vicedecano de Investigación de la Facultad de Medicina de Sancti Spíritus, doctor Conrado Ramírez, tuvo el privilegio de integrar la comitiva que recibió al Comandante en Jefe para dejar inaugurado el centro

sancti spiritud, ciencias medicas, universidad de ciencias medicas dr faustino perez, fidel castro
Momento en que el doctor Conrado Ramírez saluda al Comandante en Jefe. (Foto: cortesía del entrevistado )

El doctor Conrado Ramírez Cruz, médico higienista y epidemiólogo ya jubilado, recuerda como si hubiese sido ayer los aspectos principales de la visita que realizó el Comandante en Jefe Fidel Castro el 27 de julio de 1986, a la Facultad de Ciencias Médicas de Sancti Spíritus, para dejarla inaugurada oficialmente como parte de la celebración en esta provincia del acto central nacional por la efeméride del Moncada.

Las impresiones de aquella jornada inolvidable lo calaron al punto que hoy el veterano galeno narra sin esfuerzo detalles poco conocidos de aquel encuentro, que él aporta gentilmente para los lectores de Escambray. He aquí su testimonio:

sancti spiritud, ciencias medicas, universidad de ciencias medicas dr faustino perez, fidel castro
Doctor Conrado: “Por decisión de Fidel, los laboratorios de la Facultad de Medicina de Sancti Spíritus se convirtieron en laboratorios biotecnológicos. (Foto: Vicente Brito/ Escambray)

¿Qué recuerda del recibimiento?

El 27 de 1986, en las primeras horas de la mañana, llegó el Comandante en Jefe con su comitiva a visitar la Facultad de Ciencias Médicas, recorrerla, y dejarla inaugurada. En el momento en que llega, lo recibe el doctor Jehová Oramas, que era el decano, y junto a él nos encontrábamos otros compañeros, entre ellos yo, que era el vicedecano de la Facultad.

Después de los saludos, comenzó el recorrido por las distintas áreas. Recuerdo que llegamos a la maqueta, y el doctor Oramas le explicó la distribución de los 80 000 metros cuadrados con que contaba la Facultad, de los que la mitad correspondían a áreas verdes. Le explicó también que algunos objetos de obra no se habían podido concluir.

¿Cómo reaccionó el Comandante en Jefe, porque era un principio suyo no inaugurar obras a medias?

Bueno, allí empezaron como tal los intercambios con el Comandante y ocurrió un hecho que considero relevante, porque cuando el Decano le está explicando a Fidel todo lo que se había construido y algunos objetos de obra pendientes, él fue enfático al insistir en que todo lo que estaba en el proyecto se materializara lo antes posible.

En el intercambio con Fidel, ¿qué fue lo que le impresionó más?

Después de la visita a la maqueta, continuó el recorrido por diferentes áreas, en un intercambio en el cual se le iban explicando los distintos aspectos y él preguntaba para aclarar dudas o profundizar sobre algún punto, pero creo que un momento muy fructífero fue cuando llegamos a los laboratorios.

Creo oportuno aclarar que contábamos con unos laboratorios muy bien construidos que ya tenían instalado algún equipamiento, y Fidel se interesó por qué no se observaba allí actividad científica alguna. La respuesta era una: no disponíamos del capital humano necesario. Entonces, a partir de ese momento, decidió iniciar gestiones para instalar en el lugar laboratorios de Biotecnología, por ello es que Sancti Spíritus cuenta con esos laboratorios biotecnológicos que resultaron los segundos del país, después de los de La Habana.

El tema dio pie a la insistencia de Fidel en la superación constante del personal docente con el propósito de la actualización de conocimientos al más alto nivel entre centros formadores de médicos en Cuba y en el mundo. La intención esbozada fue que los médicos que se graduaran aquí se distinguieran por sus conocimientos y formación integral. Ese aspecto de la superación constante y la investigación lo reiteró poco después en la inauguración del Hospital Provincial Clínico Quirúrgico Docente Camilo Cienfuegos, lo que fue reflejado por la prensa.

sancti spiritud, ciencias medicas, universidad de ciencias medicas dr faustino perez, fidel castro
En el local de la maqueta se habló de las características de los distintos objetos de obra. (Foto: cortesía del entrevistado )

Hay una foto de Fidel en el Rincón de Historia del centro junto a varios estudiantes…

Sí, eso fue ya en los momentos finales del recorrido. En el Rincón de Historia conversó con las muchachas que estaban en el lugar y se reunió con la mayoría de los trabajadores y alumnos del centro. Me satisface decir que la mayoría de esos alumnos habían ayudado a terminar la construcción de la Escuela de Medicina, porque en la etapa crítica había atrasos y ellos, a instancias de Joaquín Bernal Camero, por entonces primer secretario del Partido en el territorio, contribuyeron a cumplir el cronograma con un gran esfuerzo, trabajando en tres turnos al día junto a los constructores.

Quiero recalcar que los alumnos quedaron muy satisfechos y que allí hubo muchas preguntas del Comandante en Jefe acerca de cómo se sentían, qué deporte les gustaba más, entre otros temas.

¿Recuerda lo que dejó plasmado en el libro de visitantes de la Facultad de Medicina?

Cuando Fidel llega al libro de visitantes, escribió un deseo que se ha cumplido: “El edificio es excelente. Esperamos que los profesores y los alumnos sean superiores”. Y así ha resultado en la realidad, pues ser superiores ha sido siempre un reto de profesores y alumnos de la Universidad de Ciencias Médicas espirituana.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *