Un 2019 a tono con los momentos vividos

El nuevo año arranca y esta columna pasa revista a su quehacer en el año que acaba de expirar. Tras un 2018 atípico, en el que el toque distintivo fueron las misivas llegadas desde disímiles comunidades o poblados, y cuando a nueve de los 42 espacios se les otorgó el despliegue de reportajes, la recién concluida etapa sale disminuida en la comparación.

En una realidad infrecuente, Cartas… dejó de aparecer en 22 ocasiones y vio la luz en 28. Ello obedece a que se trató de un período inusualmente difícil para todo el país, en el que fue preciso ajustar los contenidos de nuestras ediciones al devenir nacional y provincial. Por eso, si se revisa detenidamente, en aquellos lapsos de tiempo en que durante varias semanas la columna dejó de aparecer, hay siempre una explicación asociada a ese imperativo.

Detrás de este balance distintivo del 2019 aparece el abordaje de asuntos que marcaron a Cuba y hasta definieron el ritmo de su palpitar. El recrudecimiento del cerco económico de Estados Unidos, con algunas de sus políticas o leyes enfiladas a afectar a la población, derivó en acciones en extremo hostiles, como las que provocaron en septiembre la declaración de un período de extrema escasez de combustible en el archipiélago.

Todo ello fue reflejado en nuestras páginas, junto a las medidas adoptadas para enfrentar esos momentos, puestas en práctica gracias a la disciplina de empresas, organismos y del pueblo en general, que hicieron posible el mantenimiento de la vida socioeconómica con las menores afectaciones posibles.

En el 2019 dimos tratamiento a 32 cartas. No todas reflejaban quejas o inquietudes, pues contenían también agradecimientos y reflexiones de ciudadanos que quisieron ofrecer sus puntos de vista sobre algún asunto. Entre los temas más recurrentes figuraron la necesidad de vivienda y los servicios deficientes en el comercio, asuntos a los que les siguieron sinsabores en el suministro de agua, inconformidades con trámites de la Oficina Nacional de Atención Tributaria, necesidad del servicio telefónico y especificidades sobre la conexión por wifi.

Otras esferas que suscitaron la comunicación con el medio fueron Transporte, Salud, Trabajo, Justicia y Acueducto y Alcantarillado, en este último caso con la incorrecta disposición de residuales como principal inconformidad. Entre los municipios continúa sobresaliendo la cabecera de provincia, con 13 misivas, y las siguientes posiciones las ocuparon Fomento, con cinco; Cabaiguán, Trinidad y Yaguajay, con tres; Taguasco, con dos y Jatibonico, con una. La Sierpe sigue ausente en este conteo.

En el presente año deberemos asumir los asuntos sobre los que nos escriban con el habitual interés de dar voz al lector, aclarar, explicar, responder, suscitar la reflexión y/o proponer soluciones en los casos en que se necesite.

En aras de facilitar una gestión periodística que a veces se vuelve engorrosa, solicitamos a los remitentes cumplir siempre los requerimientos expuestos aquí de forma reiterada y a veces ignorados: detallar claramente la identidad, con nombres y apellidos de quien escribe, dirección particular y, de ser posible, un teléfono a través del cual poder localizarlo.

Recordamos, además, que el envío de los textos puede realizarse tanto a través del correo postal como mediante el electrónico, utilizando la dirección que abajo se consigna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *