VisionEs: Lo que viene después de la pandemia

La atención a las embarazadas en el contexto del enfrentamiento a la COVID-19, el aporte de los transportistas en el traslado del personal imprescindible y una especulación: ¿Cómo será el mundo que nos tocará vivir después de la pandemia? Lo que trae esta emisión de VisionEs, el noticiero de Escambray

One comment

  1. Manuel Eduardo Polanco Pérez

    Trinidad, 18 de Mayo de 2020.
    Año 62 de La evolución.
    La población de Trinidad tiene necesidad de ser abastecida con alimentos.
    Los días sábados son autorizados un pequeñísimo grupo de agricultores que arriban a nuestro municipio procedentes de otros; a los que yo tuve acceso, ubicados en la calle desengaño pasando la línea, solo traían piña, cebolla, ajo, plátano Johnson y yuca; todo en pequeñas cantidades.
    Acopio, como entidad, no tiene creada una infraestructura que le permita salirse del territorio con el objetivo de acopiar y por solo citar un ejemplo los días sábado 16 y hoy 18 de Mayo solo tiene en sus mostradores mango.
    Todos estamos consientes de la necesidad de mantener las medidas adoptadas para evitar la expansión del coronavirus, pero al igual que se autorizan los sábados el arribo a nuestro municipio de agricultores foráneos ¿por qué estos mismos no se autorizan diariamente? Aunque insuficiente, sería un paliativo.
    Algo que observo muy negativo es que para evitar la concentración de personas en el área de mercado nombrada popularmente KARAOKE, se ha tomado la decisión de desconcentrar los poquitísimos agricultores autorizados a arribar desde otros municipios, en áreas muy pero muy distantes, sin tomarse en cuenta lo envejecida que está nuestra población para trasladarse dos kilómetros para comprar dos o tres piñas y si se levanta bien pero bien temprano quizás tengamos suerte de comprar cinco libras de yuca.
    Nadie ha explicado por qué motivo la placita ubicada en Colón esquina Cañada, después de haber sido reparada desde hace más de un año no a abierto y nunca más ha sido abastecida.
    Solo estoy proponiendo que lo poco que se acopie o se autorice su entrada desde otros lugares, acercárselo a la población, no ubicarlo en las afueras del municipio
    En el centro de Trinidad solo tenemos el mercado ubicado en Linos Pérez y Gracias; la concentración de personas en este lugar es bastante. Desconcentremos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *