La hipocresía de Joe Biden

Desde su llegada al poder hace cerca de medio año, el actual Presidente estadounidense no ha cumplido ninguna de las medidas de distensión con Cuba que prometió durante su campaña

cuba, estados unidos, relaciones cuba-estados unidos, bloqueo de eeuu a cuba, joe biden
El cambio de política hacia Cuba fue una de las promesas de campaña de Biden.

Si Trump pasó como el presidente más mal educado, tonante y excéntrico y busca camorras en la historia de los mandatarios de Estados Unidos, el actual gobernante Joe Biden va acumulando “méritos” suficientes al acercarse su medio año en el poder el próximo 20 de julio, como para ser considerado el prototipo por excelencia del hipócrita, oportunista y carente de voluntad política en los anales de la gran nación del norte.

No son palabras vacías, pues sobran ejemplos y pruebas palpables para demostrarlo. Que conste que hablamos en lo tocante a Cuba, porque en reciente conferencia de prensa el secretario de Estado Anthony Blinken, al ser consultado sobre el tema de las relaciones con la isla, se escudó en una larga explicación sobre los cambios realizados por la actual administración en política exterior, mientras trataba de justificar sin éxito el inmovilismo manifiesto hacia Cuba.

¿Inmovilismo? Quizá no sea esa la palabra acertada, pues Biden no solo no ha eliminado ni una sola de las medidas de asfixia adoptadas por su antecesor, Donald Trump, en su obsesión por doblegar a la perla antillana, sino que ha tomado como suyas por otros seis meses las decisiones trumpianas de mantener a Cuba en el listado de naciones que apoyan el terrorismo o no hacen lo suficiente para combatirlo, y, además, ha secundado e incentivado la acusación a nuestro país por supuesto trato de personas.

Hace algunos meses Biden acusó al gobernante ruso Vladimir Putin de asesino, sin mostrar una sola prueba que certificara tan grave cargo, por lo que incurrió en calumnia y mentira mal intencionada, aparte de un crimen de lesa diplomacia, pues se trata del primer dignatario de una potencia foránea.

Ya eso bastaría para afirmar que el casi octogenario presidente clasifica de mentiroso, más aún en el caso cubano, pues todo el mundo recuerda que el cambio de política hacia Cuba fue una de sus promesas de campaña y que, una vez en la Casa Blanca, pasó a expresar que “Cuba no es una prioridad para su gobierno”.

Hasta de soslayo miente el inestable Joe —no solo por sus caídas en los aviones, sino también por sus cambios oportunistas en la política exterior—  ya que, como la vida ha demostrado de manera más que fehaciente, en Estados Unidos el tema Cuba es desde hace muchísimo tiempo un asunto de política interna debido a la influencia de lobbies anticubanos extremistas.

¿Alguna evidencia de lo anterior? Sobran, y es el caso del congresista Robert “Bob” Menéndez, senador por New Jersey y furibundo enemigo de Cuba que en cada período eleccionario para la cámara alta del Congreso es aupado por el voto unido de los ultra reaccionarios anglosajones y cubano-americanos residentes en ese Estado.

Pues bien, Menéndez, quien ha enfrentado más de un proceso que lo vincula a delitos y actuaciones fraudulentas, es ahora el responsable de la Comisión de Relaciones Exteriores del Partido Demócrata, y se ha expresado de manera reiterada que este señor ha tenido un desempeño influyente en la política de Biden hacia Cuba, y se comporta tal como lo haría uno de los republicanos más conservadores.

A día de hoy muchos se preguntan en EE.UU. ¿qué hace Menéndez en el partido simbolizado por un asno, si piensa y se manifiesta como si perteneciera al representado por el elefante? 

Ya desde los días previos a la toma de posesión de Biden como nuevo Presidente de los Estados Unidos, y en medio de la lucha campal del mandatario saliente, Donald Trump, por mantenerse en el cargo, algunos observadores calificaron de tímida o mesurada en extremo la posición adoptada por Joe Biden ante los intentos de escamotearle el poder mediante el esfuerzo por invalidar el resultado de las elecciones, haciendo prevalecer la matriz de que los demócratas habían cometido fraude.

No faltó quien calificara tal actitud de Biden de tibieza o falta de valentía política, por parte de un hombre que había sacado nada menos que casi  7 millones de votos de ventaja en las urnas a su contrincante. Luego, cuando se produce el asalto al Capitolio por parte de una turba enfurecida espoleada por el propio Trump, se le vio a Joe pusilánime en su actitud ante lo que constituía a todas luces un crimen de lesa democracia.

Biden sabe al dedillo que uno de los puntos neurálgicos del programa de los republicanos con Trump a la cabeza era el de ejercer presión máxima sobre Cuba para intentar —de una vez y por todas—— quebrar su resistencia y hacerla volver al redil imperial del que salió en enero de 1959. Sabe que Trump y los suyos empeñaron mucho capital político y dinero para hacer prevalecer esa línea de acción y que tuvieron que hacer muchas promesas a gente muy poderosa en Miami.

Si existe el antecedente del primer debate televisado en el cual el magnate inmobiliario de Nueva York se proyectó de manera irrespetuosa e incluso ofensiva hacia él, ¿por qué Biden tiene que “guardarle el café” —como decimos los cubanos—  a un hombre que lo desprecia y que posiblemente lo odia? La respuesta es una: cobardía política.

Biden sabe también —y eso es simple y llano cálculo político— que si mantiene inalterable la política de su antecesor hacia Cuba, eso les restaría motivos a Trump y los republicanos para ejercer una oposición enconada en el Congreso, que puede echar por tierra algunos de sus proyectos de política interna externa, y ello, amigos lectores, no es más que oportunismo y cobardía política.

Es sabido que EE.UU. es una gran nación imperial en decadencia  con gravísimos problemas estructurales y funcionales, donde se manifiestan contradicciones de todo tipo a nivel federal y del Gobierno central con los Estados. Crecen las minorías hispana y negra y las tendencias hacia un “socialismo americano” que ponga fin o aminore las grandes desigualdades, los asesinatos de negros y chicanos y que dé parejas oportunidades a todos.  

Existen hoy en la llamada Unión Americana crecientes fuerzas centrífugas que piden, como en 1860, la secesión de algunos estados sureños y se ha alertado del peligro de otra guerra civil. Biden lo sabe y ha llegado a la conclusión de que, mantener la tensión en las relaciones internacionales le facilita la adopción de medidas que ayuden a conservar la estabilidad interna del imperio. Y ese cálculo insensato también se sindica de oportunismo.

5 comentarios

  1. Maria sigue empecinada en su retórica ipocrita de ayuda y salvamento de la política de EU, que nadie quiere y que algunos llevan de reojo en el mundo más por miedo que por aprecio y estimación. Su jerga y verborrea imperial con visos de anexcionismo que asoma, sin querer reconocer no tiene fin. Si crees que tienes algo de mediadora en política lo primero que tienes es que dominar la historia que no puede ser basada en la mentira. No sé de dónde sacas las informaciones, puede que sean de algún libro editado en Miami o recortes de las tantas mentiras que divulgan los periódicos y los medios en EU. A veces el paso del tiempo permite más claridad en las cosas y así sucedió con Obama que, de los más de 40 presidentes anteriores, reconoció que a Cuba no se podía doblegar con presiones y no obstante a sus esfuerzos estaba arrastrando una carreta con ruedas cuadradas porque nadie lo siguío. A Cuba nunca nadie le ha vendido nada por créditos. Siempre tiene que llevar el dinero al contado. Un mecanismo, el del crédito, que se utiliza en el mundo entero y que crea deudas no solo en nosotros sino en las 3/4 partes del planeta, difíciles de pagar en si sino tambien, por intereses de la deuda hoy mayores que estás. No somos nosotros los que tenemos que pagar algo de indemnizaciones. Es EU por sus desmanes contra Cuba, su desprecio por la gente, su apegó al bloqueo más cruel. Con una pistola en el cuello y realizando presiones de todo tipo no se puede decir que algo no sirve o que sale mal. Es preferible estarse quieto que no moviéndose al compás de una activudad irresponsable. Cuba todavía tiene mucho que decir si la dejarán tranquila y hasta usted debiera apoyar eso.

  2. Un imperio es un imperio y para que exista esta fase superior del capitalismo tiene que haber hegemonia imperial y esa hegemonia es la que soporta a las debilitadas bases internas del capitalismo imperial en los estados unidos y este solo piensa en como mantenerse en el poder y en como quitar del medio a los que le hacen sombra y hacen peligrar esa foma de vida o el llamado sueño americano, por eso tiene bases militares en casi todo el planeta,por eso extructuró y asesoró el genocidio del plan condor en america latina, por eso protagonizo , financia y protagoniza golpes de estado en america latina y el caribe por eso apoya a israel en su genocidio vrs los palestinos, por eso apoya al DAESH para destruir a siria, por eso protege a criminales y terroristas globales, por eso apoya al gobierno narcotraficante y terrorista de colombia, por eso apoya al dalay lama en hong kong , por eso incita y paga a exrepublicas sovieticas para que se incorporen a la otan y sean beligerantes con rusia Ej Ucrania , asi como protagonistas de crimenes de lesa humanidad , por eso crea y organiza estructuras( USAID, NED, OEA) que bajo el manto de ayudas a una democracia trabajan por subvertir el orden y la estabilidad en las naciones que no les son prioridad entre comillas en el orden economico , militar, pero les molestan por ser ejemplo de independencia y soberania como cuba, nicaragua , venezuela, Bolivia y otros y en naciones como rusia, china por el miedo a ser superados por estas potencias emergentes y a perder esa hegemonia imperial como la roma imperial de la epoca, e iran, palestina por el odio visceral que respresenta el islamismo, el musulman u otras religiones que les son contrarias a su doctrina religiosa y su falsa democracia como armas de expansion y dominio como lo fue en su epoca la iglesia en su falsa cruzada por proteger el llamado santo grial,cuyo objetivo fue la expansion territorial y el despojo de esas tierras santas a sus verdaderos dueños y que en la actualidad su punta de lanza es el gobierno de israel y en america latina es Colombia y como Bolivar dijo los estados unidos parecen estar destinados por la providencia a plagar de hambre y miseria a la humanidad en nombre de la libertad y como dijo marti , en una frase de su carta inconclusa a manuel mercado: de impedir a tiempo con la independencia de cuba que se extiendan los estados unidos y caigan con esa fuerza sobre nuestras tierras de america, asi que no es Obama, ni la hipocresia de biden , trump u otro es la idiosincrasia del sistema de gobierno imperial , su odio visceral hacia todo lo que lo debilita o lo hace peligrar y su falso nacionalismo que enarbola como bandera de la democracia nortemaricana al estilo western, pero ningun imperio es eterno el ejemplo lo fue el romano que desde adentro se derrumbó ese es el futuro y destino del imperio norteamericano. Prohibido olvidar y el que lo hace no vive para contarlo .Patria o muerte Venceremos

  3. MIGUEL ANGEL, CORTA Y PEGA. Dice lo mismo cada vez que opina sobre EE>UU. No cambia ni una coma.
    SUS OPINIONES SIEMPRE LLENAS DE ODIO Y DESPRECIO A EE.UU. ES UN RADICAL DE EXTREMA IZQUIERDA. UN CORTA Y PEGA

    A PASTOR GUZMAN:
    Voy a ir por partes, porque el articulo es un compendio incendiario de opiniones reaccionarias, conceptos retrogrados, dogmaticos y trogloditas. No hay desperdicio, por eso siempre digo que SOFOCLES TIRA SIEMPRE PA’L MONTE, COMO LAS CABRAS.
    Ni una letra de concordia, convivencia y armonia. Solo odio, desprecio y criticas a su vecino del norte, a ese que tanto le pide que levante el embargo, muy a pesar de su odio visceral.
    Yo apuesto por una Cuba plural, inclusiva, tolerante y diversa, sin exclusiones, sin discriminacion de tipo politico y sin superioridad moral de quienes ostentan el poder hacia los que tenemos diferencias sustanciales de indole politico, social y economico. Pido «cambios ya», porque el pais se esta cayendo a pedazos y no hay tiempo para improvisar ni para aplazar reformas economicas de calado. Ni polvos y coloretes, Murillo y Gil maquillan cada semana a un cadaver cada vez mas descompuesto que no lo revive ni el medico chino: un modelo economico fracazado e inviable.

    EL DESHIELO DEL 2015
    Mirando todo lo que se hizo tras lo acordado entre los presidentes Obama y Castro el 17 de Diciembre del 2015, a Cuba lo unico que le intereso y saco ventaja fue en la liberacion de los 3 espias de la Red Avispa que quedaban presos. Los cubanos liberaron al contratista Alan Gross y al informante de la CIA, Coronel Rolando Sarraf, que cumplia una larguisima condena de prision. Los americanos soltaron a 3 espias cubanos, dos de los cuales tenian doble cadena perpetua por «conspirar para asesinar a 4 pilotos norteamericanos sobre aguas internacionales el 24 de Feb. del 1996», cito al Fiscal Federal que los enjuicio. Hasta en el intercambio de prisioneros fue desigual a favor de Cuba.

    Luego vino el restablecimiento de relaciones, apertura de la Embajada, visita a Cuba del Secretario de Estado Johnn Kerry y una enorme delegacion de hombres de negocios, congresistas, senadores, artistas e intelectuales norteamericanos. Cuba hizo lo mismo en Washington con la reapertura de su embajada. Ahi quedamos «echao», no hubo ventajas.
    A lo largo del 2015 y 2016, alrededor de 100 empresas norteamericanas fueron a Cuba a ofrecer negocios, firmar contratos y vender sus productos, entre ellas ATT, GOOGLE, SPRINT, KELLOGS, CARTEPILLAR Y VARIOS BANCOS , LOS MAS GRANDES DEL PAIS/ Ninguna empresa consiguio un contrato, Cuba no compro nada y se limitaron a extender la mano por si habia quien fiara, porque el interes era conseguir prestamos y creditos, porque dinero no habia para comprar nada, ni medicinas, ni alimentos. Pero quien le fia a Cuba, si esta no paga ? Y si no, que le pregunten a los argentinos que estan tratando de cobrar una deuda que tiene 46 anos por 1,400 millones de entonces, cuyo monto hoy en dia se ha multiplicado. Si no pagaron los cubanos entre 1974 y 1976, ahora no lo van hacer. La calidad crediticia de Cuba nunca ha sido buena, pero ahora es negra.

    Johnn Kerry llevo a La Habana una larga lista de asuntos con los que EE>UU queria acercar posturas con Cuba, como el tema del pago por las empresas confiscadas en 1960 y 1962. Cuba ni se dio por aludida. Mientras Cuba no pague, la palabra exacta no es «expropiacion», sino confiscacion. Hay que pagar, mas tarde o mas temprano.
    Mi criterio es que las empresas confiscadas no pretendan cobrar intereses, solo el valor de las mismas en el momento de la intervencion por parte del estado cubano. Probablemente el monto no llegue a 500 millones de dolares, cifra muy facil de pagar. Habria que ver la actitud del deudor ni esta dispuesto o no a honrar dicha deuda que tiene ya 60 anos.

    En resumen, a Obama, lleno de buenas intenciones firmo 13 decretos ejecutivos para mejorar relaciones y comercio con La Habana, no recibio ni una sola medida de contrapartida o reciprocidad. Le tiraron la puerta en la cara como gesto de mala educacion y desprecio. No importa todo lo que el hizo, le cobraron todo lo malo que las administraciones anteriores habian hecho contra Cuba. Joe Biden, que vio en primera persona todo el proceso de acercamiento con Cuba, porque era VP de Obama, no quiere hacer el mismo ridiculo que hizo su jefe, por esta razon esta cauto y pisando en tierra firme. No puede repetirse «el portazo en la cara» que le dio el gobierno cubano a Obama.

    El deshielo volvera, pero tardara mucho. Por ahora Biden solo eliminara las sanciones que afectan al pueblo y no al gobierno. Luego, si el gobierno cubano quiere sentarse a conversar para acercar posturas, derribar barreras y crear puentes de entendimientos, no tendra mas remedio que intercambiar favores, de lo contrario, BIden no movera ficha.

    PASTOR GUZMAN habla de inmovilismo, atino que refiere al gobierno cubano, que se ha quedado inmovil, quieto, paralizado, pero otras veces retrocede, como el cangrejo. Revolucion es moverse hacia adelante, no quedarse detenido en el tiempo.

  4. Mientras el mundo entero, medios informativos, organizaciones religiosas, y las propias gobernaturas de EU piden poner fin al bloqueo y hasta la propia Cuba invita nuevamente al diálogo, Biden que estuvo 4 años al lado de Obama y compartió en su momento su política de acercamiento, ahora se hace el sordo, el desubicado y señala que esa no es una prioridad de su política, aunque a la vez no le quita el pie a los bancos que tratan de mantener vínculos comerciales y económicos con Cuba.
    Increíble verdad!. Que ha cambiado? Por supuesto que su posición en relación con esos hechos. Ahora es presidente y muchos de estos presidentes se encuentran a veces presionados por segmentos de población y por el cartel de la gusanera, como aquí con la comunidad de Miami y además se vuelven más mentirosos cuando asumen el gobierno y se dan cuenta que algunas cosas de las prometidas no pueden cumplirlas, a lo que se une que su gobierno tenía y tiene hoy muchos problemas internos que hoy son prioridad como los conflictos raciales y carcelarios, la pandemia, la economía, los desempleados, los grupos supremacistas blancos, los emigrantes, la presencia de una inmensa cantidad de armas al interior del país, y grupos armados fuera del control del gobierno y los órganos de seguridad del país entre otros, así como tendencias sociales que se distancian de la política sucia de gobiernos norteamericanos por décadas. A esto debe agregarle su intromisión contante en los asuntos de otros, el uso de millones en bases militares y para la subversión contra Cuba, Rusia, China, Irán, Corea, y los esfuerzos por doblegar económicamente a China y Rusia. Cuba no es prioridad y entonces, porque el acoso, las agresiones, bloqueos, actividades subversivas, los periodistas independientes y otro sinfín de cosas asediantes y violadoras de los derechos humanos. Nada! que hay que seguir con nuestro camino y empujar fuerte hacia un futuro mejor, las ideas y muchas cosas están en la dirección correcta. De una forma u otra desde los mambises en 1868 enfrentando a los españoles y luego pasando por la interferencia de EU con la República mediatizada con una población hambrienta hasta hoy ha existido de una forma u otra ese bloqueo. Cuba ha tenido que conquistar su independencia a fuerza de coraje y valor. No fuimos nosotros los primeros que nos dimos cuenta que eso iba a pasar. Lo detectaron muy temprano Martí, Máximo Gómez, Maceo, Fidel, Che, Camilo y muchos más hasta el día de hoy.
    Otra realidad no nos tendría ni a nosotros en existencia, por tanto hasta los que hoy reniegan de su verdad estan gracias a ella. Cómo dijo el che en su momento hacen falta uno, dos, tres, muchos Viet Nam… o sea más Irán, Cuba, Venezuela, Nicaragua, bolivia y otros que avanzan por ese camino como argentina y en un futuro cercano colombia, chile y Brasil.

  5. lavaldes@granma.cu

    a ver si aprenden de una buena vez. con trump, al menos se sabía por donde iba a venir, con este personaje, no. pero echen un vistazo a la hemeroteca de escambray para que vean como desde este mismo periódico alababan una y otra vez a Biden en detrimento de Trump…..más vale un malo conocido que un bueno por conocer…en fin…no creo que aprendan ninguna lección a estas alturas…pero igual va y es espabilan un poco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *