Luto en EE.UU. ante medio millón de muertes por la COVID-19

Desde mediados de 2020, Estados Unidos se mantiene como el país con más casos de COVID-19 a nivel global

estados unidos, muertes, covid-19, pandemia
Las banderas en Estados Unidos ondearán a partir de hoy a media asta, en señal de luto ante el medio millón de personas fallecidas.

Las banderas en Estados Unidos ondearán a partir de este 22 de febrero a media asta, en señal de luto ante el medio millón de personas fallecidas por la Covid-19 en el país, según anunció la Casa Blanca.

El presidente estadounidense, Joe Biden, ordenará que todas las banderas en propiedad federal se bajen a media asta durante los próximos cinco días, informó la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki.

La orden se emitirá durante una ceremonia solemne este lunes en la tarde, en la que el mandatario pronunciará unas palabras en memoria de las 500 mil personas muertas aquí debido a la pandemia, precisó.

Según conteos de la Universidad Johns Hopkins, esa cifra de muertes se alcanzará en próximas horas.

Tal número es mayor que los fallecidos en cualquier guerra de Estados Unidos, con excepción de la contienda civil (1861-1865), de acuerdo con reportes locales de prensa.

Biden y la vicepresidenta Kamala Harris asistirán esta tarde a una ceremonia solemne, en la que encenderán velas ante la entrada sur de la Casa Blanca y se mantendrá un minuto de silencio.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca anunció que el presidente también hará algunos comentarios para resaltar la magnitud de la pérdida y el dolor de tantas familias en la nación.

Desde mediados de 2020, Estados Unidos se mantiene como el país con más casos de Covid-19 a nivel global, y actualmente su cifra de fallecidos supera a la de cualquier otra nación del mundo.

La administración de Donald Trump recibió fuertes críticas por su mal manejo frente a la pandemia, la falta de una estrategia para abordar la propagación de la Covid-19 y sus posturas que contradecían los criterios de expertos de salud.

Ahora, Biden impulsa una campaña masiva de vacunación y desde sus primeros días en el cargo impuso restricciones a viajeros internacionales, e implementó medidas como el uso de la mascarilla en edificios federales, aviones y otros medios de transporte público.

Por su parte, los expertos temen por la expansión de nuevas variantes más contagiosas y letales del virus SARS-CoV-2 en el territorio norteño.

One comment

  1. Mucha tristeza y dolor por la pérdida de tantas vidas humanas. Muchas truncas en la flor de su existencia. Muchas familias, que toda su vida confiaron en el gobierno y la capacidad de este sistema y en su poderío económico para soluciones sociales como gran potencia. Y ahí está el primer serio problema y es que el imperio no está para soluciones sociales a gran escala y menos con más de 10 millones de emigrantes, varios millones de trabajadores de media jornada, también ilegales y decenas de millones de afroamericanos que están allí porque no pueden estar en otro lugar. Situación, resultado de una desastrosa atención del gobierno saliente de Donald Trump por el descuido, y porque no como resultado también de la intención de que esté flagelo hiciera daño en los más vulnerables a saber afroamericanos, negros, inmigrantes. Han sido vidas perdidas de forma valdia, porque ni siquiera han sido como ha sucedido en algunas guerras, aunque fuera en interés del capital, o de los grandes sueños del imperio norteamericano.
    Unido a este inmenso dolor, están las dificultades económicas y los serios problemas de desempleo, dificultades que también han recaído en las mismas capas sociales anteriormente señaladas. Y todavía hay serios peligros latentes porque ya se han detectado en EU híbridos de cepas más mortales y letales en una misma persona cosas pocas veces vistas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *