Valdés Mesa: Aquí el primero que tiene que ganar es el productor

Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República, evaluó la situación agropecuaria del territorio y su perspectiva inmediata

En el encuentro se indicó mantener un monitoreo diario de los mercados agropecuarios y atender las preocupaciones del pueblo. (Foto: Vicente Brito / Escambray).

Asumir el desafío de producir los alimentos que necesitamos, afincados en nuestras posibilidades, dependiendo lo menos posible de los insumos importados y hacerlo en el menor plazo de tiempo, se definió como el camino a seguir por la Agricultura espirituana, de cara a la misión del sector de garantizar los alimentos y aportar mayores niveles en un momento en que la provincia y el país lo necesitan.

Así trascendió este jueves en Sancti Spíritus, en intercambio con productores y representantes del sector presidido por Salvador Valdés Mesa, vicepresidente de la República de Cuba, para evaluar el comportamiento de la producción agropecuaria del territorio y su perspectiva en los meses por delante.

“La primera y más importante tarea de los campesinos y demás productores agropecuarios es producir más alimentos para el pueblo, tenemos dificultades y carencias, pero necesitamos mayor respuesta de comida, por eso el llamado a producir y aportar niveles superiores”, señaló Valdés Mesa.

En el encuentro participaron también José Ramón Monteagudo Ruiz, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido, Idael Pérez Brito, ministro de la Agricultura, Deivy Pérez Martín, secretaria del Partido en Sancti Spíritus, y Teresita Romero Rodríguez, gobernadora de la provincia.

Al evaluar la implementación en el territorio de las 63 medidas aprobadas por el país para dinamizar el sector agropecuario, Valdés Mesa señaló: “Ese proceso va lento, nos falta dinamismo, tenemos burocracia y la mayor traba es que no hemos tenido la capacidad de llegar a todos los productores, y si alguien tiene que tener claridad con las medidas es el productor agropecuario”, subrayó.

El también miembro del Buró Político del Comité Central  del Partido interiorizó en el autoabastecimiento territorial, llamó a revisar bien ese programa y buscar mayor correspondencia entre las existencias e inventarios de comida con las distribuciones que se alcanzan.

“Aquí el primero que tiene que ganar es el productor”, aseveró Valdés Mesa, y agregó: “El esfuerzo principal del territorio debe dirigirse a incrementar la producción de viandas, porque es donde están las mayores dificultades, y con las nuevas medidas tenemos que lograr el estímulo de los productores, pero también tiene que haber disciplina y control, tenemos que acompañar el entusiasmo con resultados”.

El intercambio pulsó el sentir de los productores y representantes empresariales, quienes, sin desconocer las limitaciones, expusieron la disposición de buscar alternativas para responder al llamado del país de incrementar las producciones agropecuarias.

“La responsabilidad que tengo como campesino es producir comida para Sancti Spíritus y para donde haga falta”, expresó el destacado productor de Cabaiguán Yoandy Rodríguez Porra, palabras avaladas con la entrega en estos meses de 12 000 quintales de plátano vianda, entre otros surtidos alimentarios.

“Estoy dispuesto a trabajar la tierra hasta de noche si hace falta, pero hay que buscar la comida del pueblo”, aseguró Yariel Negrín Cáceres, usufructuario de Fomento.

El Ministro de la Agricultura señaló la necesidad de explotar mejor toda la flexibilidad que brinda la nueva política de comercialización en virtud de que permite en cada escenario tomar decisiones; al tiempo que destacó la importancia de las 63 medidas aprobadas recientemente por el Gobierno cubano a favor del sector.

“Hay que ver las medidas a partir de que mueve la gestión de los productores y el sentido de pertenencia para criar y producir; están hechas para dirigir, gestionar, buscar motivación, el desarrollo de la finca y del productor” manifestó Pérez Brito.

El llamado a sembrar y producir más hay que materializarlo en la base productiva buscando las reservas y potencialidades de cada lugar, enfatizó José Ramón Monteagudo Ruiz, quien añadió: “Como mejor defiende la Agricultura a la Revolución es con más siembra y producción”.