¿Espuelas melladas?

Yiliesky y Eriel El equipo espirituano de béisbol no consigue estabilizar una racha ganadora dentro de la 51 Serie Nacional de béisbol. Este domingo perdió ante Mayabeque, un elenco de los llamados selecciones “débiles” del campeonato cubano de béisbol.

El equipo espirituano de béisbol volvió a caer el último domingo, esta vez ante una de las llamadas selecciones “débiles” del campeonato cubano de béisbol: los Huracanes de Mayabeque, un elenco que debuta en Series Nacionales tras la nueva división político-administrativa del país.

El partido concluyó con marcador de 12 carreras por nueve favorable al elenco visitante, donde el lanzador Lenier Rodríguez (3-2) resultó el vencedor y Omar Guardarramas (0-1) salió por la puerta estrecha.

Los Gallos espirituanos parecen haber perdido el filo en sus espuelas y no acaban de concretar un paso ganador que los afiance en la zona de clasificación de la región occidental. No bastaron cinco jonrones y cuatro errores del rival para ganar un partido que al llegar a la entrada conclusiva pintaba para una victoria de los espirituanos.

Para venir de abajo en el octavo inning, cuando perdían por la mínima siete carreras por seis, el estelar Frederich Cepeda despachó una pelota por el mismo jardín central con dos compañeros a bordo y así puso delante a los yayaberos nueve anotaciones por siete en lo que parecía el repunte final para la victoria.

Esto ocurrió cuando en un constante cachumbambé ambos equipos tomaron el mando de manera indistinta durante el transcurso del encuentro. Por Sancti Spíritus ya habían botado la pelota del parque Fidel Claro, ubicado en el montañoso municipio de Fomento del territorio espirituano, Yulieski Gourriel, Yenier Bello, Eriel Sánchez y Liván Monteagudo.

Sin embargo, Mayabeque, un equipo que no llegaba a los 20 cuadrangulares y, por lo tanto, uno de los de menos producción de largometraje en Cuba, había despachado ya tres bambinazos incluyendo dos de Denis Laza y guardaba un poco más para la novena entrada.

Los huracanes no creyeron en la fama de su pobre ofensiva y fabricaron cinco carreras en ese capítulo, con su cuarto jonrón incluido para tomar definitiva ventaja de tres carreras.

Un mal parece acechar a Sancti Spíritus: no acoplan los tres factores principales de juego. Frente a la Isla de la Juventud el pitcheo se mostró inmenso y la defensa asomó atisbos de recuperación tras adolecer de males durante toda la Serie, sin embargo la poderosa tanda ofensiva de los gallos solo pudo ligar 10 hits entre los tres encuentros, sin mandar ninguna mizuno 200 más allá de los límites del terreno.

Ahora los bates se visten de jonrones, la ofensiva vuelve a destacar y el pitcheo no aguanta, a pesar de la mejora (al parecer definitiva) de la defensa. Así es imposible ganar y ganar, que es lo que necesita el elenco para encauzar su boga hacia los play off.

Les resta un encuentro con Mayabeque, que se desarrollará hoy lunes desde la una de la tarde en el estadio José Antonio Huelga, donde los Gallos deben aspirar al triunfo para igualar su casillero de ganados y perdidos e intentar acercarse a los lugares cimeros del oeste. Este partido debe ser aprovechado pues subseries más complicadas se avecinan: Granma, Villa Clara y Pinar parecen selecciones fuertes donde los dividendos pueden resultar desfavorables para los yayaberos dado su desempeño actual.

Lo cierto es que ahora Sancti Spíritus acumula 20 victorias con 21 descalabros y se mantiene en la quinta posición de la tabla en la zona occidental a dos juegos de diferencia de Pinar del Río, y por tanto, fuera de las plazas a la postemporada de la pelota cubana.

Para revertir esta situación los Gallos necesitan articular su actuar, ser más incisivos en jugadas tácticas como el corrido y bateo o el robo de bases, utilizando la velocidad en función de la ofensiva y claro, dejar la piel en el terreno en defensa de su camiseta y su provincia.

Solo así levantarán el nivel y le darán filo nuevamente a sus espuelas para cantar tanto dentro como fuera de su valla en la Serie Nacional, darle alegría al pueblo espirituano y continuar soñando con el triunfo en el campeonato, algo que les ha sido esquivo pero nunca parece imposible cuando se mira en el papel la calidad de los peloteros del Yayabo.

One comment

  1. Los gallos son un eguipo extremadamente bueno por los nombres de muchos de sus miembros creo gue los grandes deceos de clasificacion y super disciplina a aplicarse por la directiva han amellado el pico y las espuelas de los GALLOS creo gue nececitan ayuda de los consejos de LOURDES GOURRIEL y dejar el orgullo a un lado pues GURRIEL es el mas logico e indicado por su gran capacidad beisbolera. Lazaro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *