En fase final estudios de ordenamiento ambiental de la cuenca Zaza

Los estudios determinaron un 40 por ciento de potencialidad forestal.La primera etapa del diagnóstico ambiental debe concluir este mes, para dar paso a fines de año a un ciclo de talleres especializados.

Los trabajos encaminados en los últimos meses a encauzar el ordenamiento ambiental de la cuenca del río Zaza, segunda más extensa de Cuba, transitan en Sancti Spíritus por la fase final de la etapa de diagnóstico, prevista a concluir a mediados de julio.

Aunque la carencia de información de la parte de la provincia de Villa Clara –ocupa el 13 por ciento del área de la cuenca- entorpece el conocimiento total de todo ese escenario, el completamiento del diagnóstico ambiental del segmento espirituano –define el 87 por ciento- se perfila como una herramienta que puede propiciar la toma de decisiones adelantadas en algunas vertientes de trabajo y permitirá posteriormente el ordenamiento territorial de este hábitat.

Esteban Acosta Rodríguez, coordinador del Trabajo de Ordenamiento de la Cuenca Zaza, explicó en reunión gubernamental sobre este tópico que, como parte del estudio ambiental, quedó establecido el límite potencial forestal ascendente al 40 por ciento, rango bien separado del actual índice boscoso que es del 8,12 por ciento.

El diagnóstico, agregó el especialista, incluye también a todos los tenedores de tierra en áreas de la cuenca; en tanto, a partir de octubre el ordenamiento ambiental concibe talleres en los seis municipios con incidencia en este escenario, cuatro de ellos en Sancti Spíritus, que representa el 37 por ciento de la superficie de la provincia y donde se define alrededor del 32 por ciento de la sostenibilidad económica y social del territorio.

A la definición de segunda cuenca más extensa de Cuba -antecedida por la del río Cauto en la parte oriental de la isla- se une que a la Zaza, desde el punto de vista hídrico, se le considera la más importante del país, pero a la vez exhibe indicadores ambientales que la ubican entre las más deterioradas.

Concebir acciones específicas para esa zona en los planes inversionistas del próximo año y estrechar las relaciones con los tenedores de tierra para erradicar el daño animal a las plantaciones forestales, se definen también entre las prioridades de trabajo como parte del programa para revertir el deterioro de este escenario natural.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *