Ismel Jiménez: Estoy listo, podemos avanzar

Jiménez señaló que lo más complicado es aplicarse al reglamento para los iniciadores de 65 lanzamientos. (foto: archivo)“Hay que dar más strikes y cumplir el objetivo de lograr cinco innings”, expresó el lanzador espirituano Ismel Jiménez, a menos de 48 horas de su probable debut frente a Brasil.Jiménez señaló que lo más complicado es aplicarse al reglamento para los iniciadores de 65 lanzamientos. «Hay que dar más strikes y cumplir el objetivo de lograr cinco innings. Estoy listo, podemos avanzar», anotó.

Concentrados en el entrenamiento y con optimismo desbordante, los peloteros de Cuba hicieron prácticas de bateo y preparación defensiva a menos de 48 horas del inicio del III Clásico Mundial de Béisbol.

Si la idea de transmitir confianza y convicción de triunfo fue desde el inicio una obsesión del manager Víctor Mesa, hoy puede decir que ya tiene resultados. El espíritu de colectividad, cohesión y esperanza predomina en el equipo cubano.

«Venimos a darlo todo, pero no como una consigna. Sabemos que hemos logrado una excelente preparación y lo que toca ahora es demostrarlo en el terreno. ¿Los jonrones?, me siento en muy buena forma», destacó el «slugger» Alfredo Despaigne.

En un aparte con Prensa Latina en el terreno del Instituto Tecnológico de Fukuoka, donde los caribeños entrenaron, Despaigne comentó que la gira por Asia en noviembre y los topes de fogueo desde mediados de febrero han sido de gran utilidad.

«Espero que la racha jonronera continúe (cinco bambinazos en cuatro partidos). El Clásico es un torneo difícil y muy disputado. Hemos visto los videos de Brasil, conocemos la calidad de Japón, pero igual vamos por la meta de alcanzar la final», declaró.

Alrededor del segundo saco, una pareja debutante en este nivel, José Miguel Fernández y Erisbel Arruebarruena, parece cada vez mejor acoplada.

«Al principio siempre existe la necesidad de conectarse. Ya nos entendemos bien y creo que podremos garantizar una defensa de calidad en el centro del cuadro», dijo Fernández, quien además se manifestó seguro de resultados importantes en Fukuoka.

Añadió que gracias al rigor en el entrenamiento impuesto por el mentor Mesa (que igualmente lo dirige en el conjunto provincial de Matanzas), lleva una ofensiva descollante de varias semanas. «Espero continuarla en el Clásico», acotó.

Por su parte Arruebarruena, apodado «el grillo», de prodigiosas manos en el campo corto, admitió que la dedicación y el esfuerzo le han permitido aumentar su producción en el bateo. «El manager nos exige una meta y vamos a luchar con todo para conseguirla», indicó.

Los pitchers Ismel Jiménez, probable abridor el domingo frente a Brasil, y Yadier Pedroso, candidato a lanzar contra Japón el 6 de marzo, subrayaron que el staff espera cumplir su faena con el concurso de la defensiva y el juego táctico.

A su turno, Pedroso indicó a Prensa Latina que la máxima de todos los peloteros cubanos es contribuir el éxito colectivo. «Mi disposición es lanzar cuando se me pida, relevista intermedio, cerrador o abrirle a Japón, ya veremos», apuntó.

Cuba se ubica en el grupo eliminatorio A del torneo con sede en esta urbe de millón y medio de habitantes. El estadio techado Fukuoka Yafukoi Dome abrirá sus puertas el sábado con el partido inaugural entre Brasil y Japón.

El otro integrante de la serie es China, mientras que en la llave B de Taichung, Taipeo de China, chocarán los anfitriones, Holanda, Corea del Sur y Australia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *