Teléfonos en espera

“Mi nombre es Rodoberto Germán Santander González, vivo en la calle D No.16, entre 2da. y 4ta., en el reparto Primero de Mayo, de Trinidad. Soy profesor de Informática en el Instituto Preuniversitario Urbano (IPU) Eduardo García Delgado”, se presenta, antes de exponer su inquietud, el remitente cuya carta atendemos hoy.

 Refiere que en el año 2005 se le asignó una vivienda por el plan CTC, que había sido construida en el lugar donde ahora reside, junto a las de otros compañeros provenientes de su mismo sector, del de la Salud y de varias empresas. “Ya han pasado 14 años y todavía a nuestro reparto no se le ha puesto ni un solo teléfono fijo, ni una cabina para tarjetas propias, nada de nada, aunque allí radican entre 300 y 350 viviendas de familias”, apunta Rodoberto.

El lector ha escuchado por la radio y leído en la prensa acerca de los adelantos y ampliaciones realizados en la provincia en la actividad de Etecsa. “Casi todos son en la cabecera provincial, con cabinas de miles de capacidades, aunque también en el propio Trinidad”, escribe. Según él, les pasaron por el lado y nadie se hace eco de las múltiples ocasiones en que se ha planteado la necesidad del servicio telefónico en su barrio, donde suelen presentarse situaciones de urgencia. “Queremos que al menos nos digan si estamos en el proyecto de este año o del que viene”, solicita.

Interrogado por esta publicación, Gustavo López Cruz, jefe del Departamento Comercial y de Mercadotecnia de la División Territorial de Etecsa en Sancti Spíritus, aseguró que a la zona donde se ubica el mencionado reparto, en la periferia de Trinidad, no se ha podido llegar todavía con las inversiones, consistentes no solo en la obra civil y el gabinete mismo, que es importado, sino, además, en la construcción de la red telefónica.

“Esa inversión está prevista en el planeamiento futuro de la red de telecomunicaciones de la ciudad y será la única solución al problema, pero no ha sido aprobada ni se ha definido el momento en que se ejecutaría”, afirmó. También comentó que en el 2019 se instalaron servicios en La Chanzoneta, zona que colinda con la de referencia y también situada en las afueras de la añeja villa. “Pero no se puede llegar a todos los lugares simultáneamente porque se trata de inversiones altamente costosas”, concluyó López Cruz.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *